Jump to content
Vanu Gómez

Hilo dedicado al "Periódico La Esperanza", de la Comunión Tradicionalista.

Recommended Posts

Hispano nos ha traído al foro la nueva de la reaparición en formato digital del añejo periódico la Esperanza, fundado por cierto por el formidable periodista, e hidalgo Montañés nacido en Córdoba, don Pedro de la Hoz.

La calidad de la publicación es indudable. Creo que ahí puede haber una mina en sus artículos de opinión, producidos a lo que se ve por gente de sus diferentes círculos en España y en América.

A pesar de que hay en la propia presentación por la Secretaría de don Sixto ciertos elementos que no comparto y me inquietan, un intento de visión constructivo me lleva a apreciar mucho de lo que he visto opinado ahí. Así que creo que es buena idea dedicarle un hilo a este referente en el que yo al menos personalmente encuentro una ayuda a analizar grandes males que nos aquejan y continuamente estamos tratando en el foro.

Por favor, no interpretar el orden en que vaya sacando los temas como un orden de relevancia. Simplemente lo iré sacando según las circunstancias, el momento o por simple criterio aleatorio.

Dejo el enlace ahí y paso a por los primeros temas...

https://periodicolaesperanza.com/archivos/author/admin

(ya me comentaréis si os parece mejor dejar el asunto en un hilo o aprovechar la estructura de Fueros para abrir uno, al modo como hemos hecho con Mundo Republiqueto, por ejemplo)

 

Share this post


Link to post
Share on other sites

Por varias razones de peso, desgraciadamente, he de comenzar por un artículo que ha conectado con mi estado de ánimo. Precisamente estuve reflexionando sobre el tema de la "esperanza", que casualmente o no tanto, es también el nombre de este periódico.

Una de las conclusiones a las que he llegado es la intimísima relación con el problema del conspiracionismo que estamos tratando cada vez más en este foro y está haciendo auténticos estragos en  nuestras sociedades, especialmente en el difícil contexto que vivimos. Básicamente, el conspiracionismo en combinación con un cuello de botella traumático, de componente sanitario y socioeconómico y en ausencia de apoyos familiares sólidos es un cóctel explosivo que inunda de desesperación. Y de la desesperación es de lo que creo que trata este artículo de opinión del Círculo Antonio Molle Lazo:

La esperanza es contagiosa – La Esperanza (periodicolaesperanza.com)

Spoiler

La esperanza es contagiosa

Bar-Las-Torres-El-Norte-de-Castilla-J.-SJ. Sanz

PUBLICADO POR: CIRCULO CULTURAL ANTONIO MOLLE LAZO - MADRID DICIEMBRE 27, 2020

La pandemia de Covid ha dejado un rastro de más de 48.000 fallecimientos según el Ministerio de Sanidad. Sin embargo, el bombardeo continuo de noticias respecto a tan lamentable drama, se ve en ciertas ocasiones espaciado por muertes pretendidamente aisladas, sobre las que ha de llamarse la atención.

Es el caso del suicidio del hostelero vallisoletano Raúl Aparicio a inicios de este mismo mes de diciembre. Cabe también citar el del dueño de Bodegas Díaz Salazar en Sevilla el pasado mayo. Ambos ejemplos se encuentran caracterizados por un fugaz impacto mediático que reviste una falacia asfixiante: la ruina económica se equipara con el fin de la vida.

No obstante, conviene detener la mirada en este tipo de muertes. El suicidio en Japón alcanza números escandalosos, la situación en Estados Unidos no se queda atrás. En lo que toca a España, los suicidios recogidos por el INE en 2018 duplican a los producidos por accidentes de tráfico. Esto es una viva muestra de una tendencia creciente desde la década de los ’80, un problema cuya estabilización estadística se confunde con su resolución y que se condena a un baúl de añejos tópicos en el que se presupone a los jóvenes de menos 30 años como el colectivo más afectado. Por contraste, la realidad presenta un cruel cuadro en el que los suicidas de entre 40 y 55 años despuntan sobreel resto, sin que nadie se atreva a llegar al fondo de la cuestión.

La situación ha alcanzado tintes siniestros en los últimos días. El imparable avance de la ley de eutanasia establece un marco legal al suicidio asistido siempre y cuando se den las condiciones precisadas para ello. Ahora bien, quien abre la ventana en invierno enfría toda la casa. Cabe esperar que lo varíe la concepción en torno al sufrimiento mínimo exigido para autorizar la muerte de un paciente. ¿Qué sucederá entonces con aquellos que ingresen por intentos frustrados de suicidio? No cabe duda de que es escalofriante el devenir de acontecimientos que se dibuja en el horizonte, máxime si se tiene en cuenta que la eutanasia y la eugenesia siempre se han retroalimentado a lo largo de la historia.

Habitamos, pues, en una casa, no fría, sino gélida desde hace varias generaciones. El invierno, y quizás éste todavía más que muchos de los anteriores, reclama calor para poder vivir. Pero, ¿cómo enardecer unos corazones mustios por la desesperanza? Es perentorio abandonar los ídolos fabricados a medida. Necesariamente, han de defraudarnos. Frente a una alegría prefabricada, reivindiquemos una novedad constante que nunca nos saque del asombro. El dolor es una exigencia del camino, pero ningún dolor es eterno para el que sabe de Quién se ha fiado. Hoy por hoy, es un deber mantener viva la esperanza. Nuestra existencia, la de todos y cada uno de nosotros y la de nuestros semejantes, está en juego. La desesperanza es contagiosa, pero, gracias a Dios, la esperanza lo es más.

Ricardo Toledano, Círculo Antonio Molle Lazo de Madrid

 

Share this post


Link to post
Share on other sites

Otro tema que veo con buenos ojos y están tocando en La Esperanza es la cuestión de la agonía de las entidades menores, muy relacionado con la despoblación.

La burocracia contra las pedanías acelera la despoblación – La Esperanza (periodicolaesperanza.com)

Spoiler

La burocracia contra las pedanías acelera la despoblación

NOV20-La-burocracia-contra-las-pedanias-© J. Tajes

PUBLICADO POR: LA ESPERANZA NOVIEMBRE 29, 2020

ESPAÑA Los requisitos administrativos asfixian entidades municipales menores, como las pedanías. Pedanías y juntas vecinales deben enfrentar las mismas trabas burocráticas que los grandes ayuntamientos, como Madrid o Barcelona. Las pedanías se convierten en barrios de otros municipios al no poder satisfacer los requisitos burocráticos. Cuando eso sucede, los vecinos pedáneos pierden sus bienes comunales en pro del ayuntamiento. En esa nueva situación, cada vez más habitual, el nuevo barrio ya no tiene recursos ni capacidad propia de afrontar los problemas de la pedanía.

La despoblación en territorios pedáneos ataca fuertemente a los pueblos del norte de Castilla, en las provincias de Santander, Palencia y Burgos. Las Merindades, como la de Sotoscueva y la de Cuesta Urria, se resienten especialmente. Numerosos pueblos pedáneos ya no encuentran alcalde entre su disminuida y envejecida población.

Villarcayo es la capital de las Merindades de Castilla Vieja. Adrián Serna del Pozo, su alcalde, explica que la dificultad administrativa que enfrentan pedanías de pocas decenas de vecinos «es tremenda». Durante la última década se han elevado leyes que sofocan a las juntas pedáneas, detalla Serna al Diario de Burgos. Las exigencias contables —rendición de cuentas tecnificada, aprobación de presupuestos, cuentas generales, informes trimestrales, etc.—, la digitalización de la administración y la Ley de Contratación implican obstáculos inasumibles para muchas pedanías.

La virtud de los alcaldes pedáneos debería ser aplaudida «por sus vecinos». Ser alcalde pedáneo no comporta ni siquiera un sueldo como compensación. Sólo reporta «disgustos y problemas» ante la tecnificada administración, remarca Serna. El alcalde de Villarcayo liquidó recientemente las pedanías de Villarías, Quintanilla Sociguenza y Lechedo, que llevaban varias legislaciones sin alcalde pedáneo.

Es común encontrar pueblos como Hornillalatorre, sin alcalde pedáneo desde 2012. Existen 16 barrios en Medina que hace no mucho eran pedanías. El Valle de Mena es municipio con más núcleos urbanos de la zona. Decenas de sus barrios eran hasta hace poco pedanías.

FARO/ España.

Vengo mucho tiempo dando la lata con este asunto, que en mi opinión representa el último coletazo de las desamortizaciones. Paralelo al desmonte de las pedanías y juntas vecinales van los últimos restos de propiedades comunales.

En mi opinión, el último pálpito de vitalidad rural que ha habido fue cuando Rajoy intentó hacer una reforma de las entidades menores y se produjo un sorprendente movimiento de reacción en la mitad norte del país. Parece ser que las administraciones optaron por la vía sibilina para terminar en el mismo objetivo--> la disolución de las juntas vecinales, integración en los ayuntamientos y a partir de ahí entrar en la "cartera de gestión" de los partidos políticos que, en última instancia, sospecho que acabará en enajenación directa o encubierta a través de concesiones administrativas.

Sinceramente, me agrada que esta gente de la CT tenga este asunto en consideración, aunque ciertamente casi parece tarde para recuperar el pálpito de nuestro medio rural y sus usos inteligentes de raíz antigua.

Share this post


Link to post
Share on other sites

No hay duda de que los tiempos que corren, invitan a reflexionar sobre la esperanza. Yo mismo también lo estuve haciendo estos días atrás de Navidad, y curiosamente también anduve buscando información sobre la tasa de suicidios, porque me parece un dato indicativo de la pérdida de horizonte de una sociedad.

Lo angustioso es que me encontré con la estadística oficial, donde se refleja que la tasa de suicidios en España se ha más que duplicado desde los años sesenta hasta ahora, con un incremento importante en el primer lustro de los ochenta, que no ha dejado de crecer desde entonces. Curiosamente coincidiendo en el tiempo con la aprobación de las primeras leyes sobre el aborto, o el divorcio, que por cierto, ya nadie cuestiona aunque para algunos esté en la base de la gran mayoría de problemas sociales que han surgido posteriormente, pues dicha ley supone la ruptura del núcleo fundamental de la sociedad y por tanto de nuestras vidas. En términos físicos, el divorcio se me antoja una realidad semejante en el ámbito humano, a lo que es la fisión atómica en el campo de la física. Procesos capaces de generar una gran cantidad de energía destructiva.

Volviendo al tema del suicidio, es importantísimo destacar que actualmente, y siendo un país con una tasa relativamente baja con respecto a otros de nuestro entorno, éste es la primera causa de muerte externa en nuestro país. Es decir, anualmente muere más gente por suicidio en España, que la que lo hace por accidentes de todo tipo, violencia, drogas, crímenes, etc. Incluso por encima de causas tan importantes como algunos tipos de cáncer considerados como plaga, que han sido abordadas por sucesivos gobiernos con fuertes presupuestos y medidas sociales de contención, como es el caso entre otros del cáncer de pulmón, sin que de otro lado nadie haya hecho casi nada a nivel institucional, por revertir la tendencia suicida de la sociedad.

No hay más que ver igualmente las tasas de natalidad para advertir dicha tendencia y por tanto, la pérdida de esperanza que eso refleja y a la vez supone. Cada día mueren de media diez personas en España a causa del suicidio, el doble de las que mueren en accidentes de tráfico, por ejemplo y ¿alguien ha visto alguna campaña gubernamental contra el suicidio? Lejos de eso, se acaban de aprobar leyes para fomentarlo, como es el caso de la eutanasia.

En definitiva, nuestro actual modelo de desarrollo social se basa en un proceso autodestructivo ocasionado en el propio núcleo de la sociedad: La ruptura controlada de la concepción de persona humana y de familia. Igual que se rompe el átomo para generar energía. Un proceso causado, gestionado y promovido por diferentes ideologías y grupos de interés, que en muchas ocasiones rayan lo criminal en su gestión.

Todo eso, unido a la destrucción de los referentes comunes que históricamente han dotado de esperanza a las personas, caso de la fe para unos o del deseo de una vida mejor para otros, están convirtiendo al ser humano en un animal más para el que la muerte es el final de todo, con la consecuencia de hacernos caer a menudo en la trampa de pensar, que cuando creemos que todo está perdido, no queda otra solución que quitarnos la vida. Ahí están las tasas de suicidio que lo demuestran. Y con la pérdida de la identidad y esperanza personal de vida, vamos depositando nuestra conciencia de ser en el estado, el dinero y demás ídolos, retroalimentando el proceso mientras vamos dejando de ser personas y nos vamos transformando en animales productivos sacrificables.

Lejos están los tiempos en los que la promesa de una vida eterna, de un mañana mejor o siquiera de un futuro para los hijos, han sido el aliciente vital para el desarrollo y evolución de la vida. Ni siquiera el nefasto darwinismo social escapa a esa tendencia, pues con la pérdida de la esperanza y el proceso suicida que eso conlleva, hasta «los mejores» huyen o caen cuando vienen mal dadas.

Tiene la tradición católica tres tesoros que son base de la existencia, y estos son la fe, la esperanza y el amor. Y de los tres decía San Pablo que el más importante era el amor, pues sin éste no puede haber fe, y sin fe quedamos huérfanos de esperanza. El amor es el motor de la vida y lo único que nos puede llenar de fe y esperanza, pero esta sociedad henchida de egolatría, merced a sus ideólogos, comunicadores y dirigentes, ha dejado de amar, y así ha perdido la fe y con ello su esperanza de vida.

El suicidio es consecuencia de aceptar como bueno, o siquiera como menos malo, ese proceso de «fisión atómica de nuestro mundo» que divide y destruye el núcleo de cuanto somos para generar una energía destructiva que solo beneficia a una minoría. Es la hora de considerar la apuesta por otro modo de energía social basada en «la fusión». En ese principio de unidad que la tradición católica lleva dos mil años enseñando, y que en algún tiempo fue nuestra principal fuente de vida y de progreso humano.

 

 

Share this post


Link to post
Share on other sites

Aprovecho para saludar la iniciativa de la Comunión Tradicionalista. En estos tiempos es difícil que algo funcione al margen del leviatán de las redes sociales, pero poner las ganas y el saber hacer -como, sin duda, las hay en este caso- siempre es mejor que no hacer nada. 

También aprovecho para señalar que me pareció muy interesante la entrevista que concedió Don Sixto a un medio español. 

Share this post


Link to post
Share on other sites

pues no le perdáis de vista a este otro artículo, porque atiza bien fuerte:

https://periodicolaesperanza.com/archivos/2644

Cita

Baño de sangre

DIC20-Bano-de-sangre-777x437.jpgEFE

PUBLICADO POR: LA ESPERANZA DICIEMBRE 28, 2020

100.000 niños fueron asesinados antes de nacer en 2019. Las cifras se publican con un año de retraso, por lo que este 2020 ha debido de ser igual o aún más sangriento. En España, un quinto de los niños son inmolados en el altar del individuo: el único «altar de la patria» que hoy existe.

Un millón de infantes han ardido en abortorios desde 2010. Casi dos millones de españoles aniquilados desde el año 2000. Los criminales materiales son madres infanticidas, médicos perjuros, padres, abuelos y familiares indolentes, amistades cómplices. También los activistas proaborto, responsables de cada uno de esos asesinatos.

Pero todos están instigados por un mismo espíritu. Rinden a sus vástagos como incienso en aras de su soberanía individual, de su comodidad, de su placer, de su libertad. Su único credo es el capricho, y el único dios es uno mismo. Porque pretextos y motivos los hay de diversa clase, pero sólo esa religión justifica como derecho la matanza del inocente.

La religión que usurpa España es aquélla que impugnaba el apóstol: «su Dios es su vientre». Donde todos los feligreses, ciudadanos del siglo XXI, se conducen exclusivamente por su capricho, por su provecho. Ellos mismos son el fin de todas las cosas, para ellos está puesto el mundo, en ellos toma sentido, empieza y acaba toda la existencia. Ellos matan a sus hijos o los tienen, si quieren y porque quieren. Ellos se matan a sí mismos o se dejan vivir, si quieren y porque quieren. Ellos, naturalmente, matan a sus mayores, los encierran en una residencia o los dejan vivir, si quieren y porque quieren.

Éste es el falso credo que envenena a España. Erigirse uno mismo en Dios, como si fuese principio y fin de todas las cosas, centro de la realidad entera. El egoísmo no es causa, es consecuencia; la envidia no es la causa, es la consecuencia; la sospecha y la inquina no son la causa, son la consecuencia.

Este credo es la razón de que disfrutemos de la España «más social de toda la historia». Por él nos vemos arruinados: sin casa, sin familia, sin vecindad ni amistad. Sin trabajo, sin justicia del patrón ni apoyo del compañero. Con la patria esclava de la deuda, con cientos de miles de negocios arruinados en un año, forzados a la emigración. Donde se vulneran la patria potestad, o un intruso conculca fácilmente la propiedad de la casa familiar. Donde la jubilación se traduce en eutanasia e incluso nacer es una lotería incierta.

Hasta el más desvalido puede ser sacrificado al capricho individual en la España más protectora y social de la Historia.

Roberto Moreno, Círculo Antonio Molle Lazo de Madrid

 

Share this post


Link to post
Share on other sites

He decir que es llamativo el número de círculos concita la CT en esta publicación, además con una destaca presencia de círculos americanos. Desde luego, en perfectamente coherente con su carácter hispánico e hispanista. Se nota ahí la labor realizada por el abanderado como por alguno de sus hombres de confianza. 

Digno de aprecio, sin duda. 

Share this post


Link to post
Share on other sites
hace 1 hora, Vanu Gómez dijo:

He decir que es llamativo el número de círculos concita la CT en esta publicación, además con una destaca presencia de círculos americanos. Desde luego, en perfectamente coherente con su carácter hispánico e hispanista. Se nota ahí la labor realizada por el abanderado como por alguno de sus hombres de confianza. 

Digno de aprecio, sin duda. 

Por lo que veo, La Esperanza funciona como un "agregador" de los mejores contenidos que publican los círculos de forma dispersa, además de añadir algún contenido propio. Es una excelente idea. Este Roberto Moreno escribe bien y suele dar en la diana.

Share this post


Link to post
Share on other sites
hace 23 minutos, Vanu Gómez dijo:

Eso me está pareciendo a mí también. Se podrían encontrar más escritos y referencias de esa firma? 

No se puede porque las entradas las inserta todas el administrador en vez de la persona que firma el artículo.

Lo ideal es que lo insertase la persona que firma cada artículo (aunque esta labor la puede hacer también el administrador) y así, pinchando sobre su nombre, aparecerían todos los artículos que ha firmado. Es un aspecto técnico o de diseño que podría mejorar La Esperanza.

Share this post


Link to post
Share on other sites

Ayer leí en LA ESPERANZA dos artículos que me sorprendieron muy gratamente. El primer artículo trata de las redes sociales. La fina pluma del P. José Ramón García Gallardo critica nuestra excesiva dependencia de las redes sociales y los costes ocultos de estas redes:

Cita

La guerra de WhatsApp y Facebook

EP-777x437.jpegEP

Publicado Por: CIRCULO SACERDOTAL CURA SANTA CRUZ enero 12, 2021

Whatsapp y Facebook se han quitado la careta y se ha desatado una ola de pánico. El espacio cibernético, para empezar, no es nuestro ni neutral. Cualquiera que sea la opción que utilicemos, no es nuestro ámbito, y todo lo que hagamos estará a disposición de quienes se quieran servir llegado el momento. Jugamos siempre desgraciadamente de visitantes, así que emigrar de un lado para otro, de una aplicación a otra, no creo que cambie en nada el riesgo ni el peligro. No hay escondite para nadie ni privacidad para ninguno. Deberíamos tener presente que lo que en la red se vuelca es tan público como aquellas tarjetas con que saludábamos a nuestras familias o amigos cuando pasábamos por Roma o Fátima, que iban sin sobre, con un mensaje sencillo y la dirección que leía el cartero, igual que el mensaje: «En Fátima he rezado por ti a la Virgen».

La civilización artificial quiere imponer su tiranía sobre nuestras realidades. Por eso mismo, si de verdad queremos escapar a su imperio, deberíamos volver a la civilización real. Es una herramienta fabulosa que tiene el enemigo y si queremos permanecer indemnes, no nos queda otra opción que mantenernos al margen y volver a hacer sociedad real de hogar y de pueblo, de cortijo o convento. Y todo su aparente poderío, el que esgrime este gigante con pies de barro, cae por tierra con un arma muy simple: el desprecio. Sí, no hacer aprecio de estas necesidades que nos quieren imponer como imprescindibles.

Pero vemos con consternación que en muchos lugares el correo ya ni existe, se cierran las oficinas y ya no llegan las cartas y las líneas telefónicas ya no son lo que eran.   ¿Nos quedan las palomas mensajeras? ¿O a las postas de sacrificados caballos? ¿O que al son del tambor vuelvan a declamarse los bandos?

Por eso, mientras tanto, los sigo utilizando «tanto cuanto», sin hacerme ilusiones sobre las bondades de la electrónica y el universo cibernético, pues está claro que, cuando la limosna es grande, hasta el santo desconfía, y tantas ventajas como nos proporcionaban estas herramientas, no podían ser gratis, por lo que, de una u otra manera, habíamos de terminar pagándolas. Al tener en sus manos toda la vida de cada usuario, tanto social como privada, económica como política, absolutamente toda, la información de cada individuo, si en un momento determinado alguno de ellos les viniera a resultar incómodo, pueden decidir su muerte social, sacando a la luz trapos sucios (esos que por lo general se lavan sólo en el confesionario) cuando lo necesiten y decidan… De esas penas capitales, nadie resucita.

Sed prudentes, pero fundamentalmente, no tanto porque el enemigo esté al corriente de todos vuestros hechos y gestos, sino porque como católicos debemos vivir en presencia de Dios, para quien ni siquiera nuestros secretos más recónditos permanecen ocultos. Al Señor el sistema le cobró con una blasfema bofetada cuando respondió: «He hablado abiertamente al mundo; siempre enseñé en la sinagoga y en el Templo, donde se reúnen todos los judíos, y no he dicho nada en secreto. ¿Por qué me interrogas a mí? Pregunta a los que me han oído qué les enseñé. Ellos saben bien lo que he dicho». Ojala cada católico sea censurado, abofeteado, su cuenta suprimida, por dar testimonio de la verdad mientras es de día y sea posible.

En definitiva: que el miedo al Gran Hermano no remplace el santo temor de Dios. Si desarrollamos este don del Espíritu Santo, creo que podemos seguir actuando con la bendita libertad de los hijos de Dios, y si algo hemos de padecer que sea por su causa para que no perdamos los méritos.

P. José Ramón García Gallardo, Círculo sacerdotal Cura Santa Cruz

https://periodicolaesperanza.com/archivos/2875

La única pega que le pondría es la foto de Trump y Zuckerberg, que creo que no tiene mucha relación con el tema tratado, pues de hecho Trump ha sido el gran beneficiario de las redes sociales y no habría llegado al poder sin ellas. Trump es un producto de las redes sociales. ¡Pero soy consciente de que la foto no la ha puesto el P. José Ramón! :)

Por otra parte, cabría añadir que el mundo de la comunicación no se acaba en las redes sociales. Existen los foros, como éste; existen las listas de correo electrónico, y existen los blogs como el de La Esperanza, que poco a poco va mejorando sus contenidos. Pero además existen las publicaciones impresas y otras muchas posibilidades. Que la gente no crea que la vida se agota en las redes sociales.

Por cierto, me parece genial esto que dice el P. José Ramón: "todo su aparente poderío, el que esgrime este gigante con pies de barro, cae por tierra con un arma muy simple: el desprecio. Sí, no hacer aprecio de estas necesidades que nos quieren imponer como imprescindibles". Efectivamente, las redes sociales no son nadie sin nosotros y sin nuestros datos. Si mucha gente se pone de acuerdo en pasar de ellas, o en utilizar otros medios de comunicación como los foros, se irán al garete.

Share this post


Link to post
Share on other sites

sí, tenía idea de traerlo también, es muy bueno.

lo de abrir hilos separados, es lo que os había preguntado, si creéis que podría ser interesante abrir un Fuero.

también se puede abrir un hilo separado, como veáis, en cualquier caso tiene miga y está muy bien armado ese artículo.

Share this post


Link to post
Share on other sites

Me pareció muy acertado este artículo-denuncia que publicó hace poco La Esperanza:

Cita

Olavismo cultural

JOSHUA-ROBERTS-REUTERS-777x437.jpg

REUTERS, J. Roberts

Publicado Por: CIRCULO TRADICIONALISTA N. S. DE LA ASUNCION DEL PARAGUAY enero 31, 2021

Pedro Juan Caballero es una ciudad fronteriza con el Brasil. Como en toda ciudad fronteriza, el intercambio de culturas está a la orden del día. Muchas de las modas políticas e ideológicas son dictadas por el Brasil.

Uno de los ideólogos del conservadurismo pretendidamente católico que gana fuerza es el brasileño Olavo de Carvalho. Cobró popularidad entre los conservadores católicos gracias a algunos sacerdotes conservadores. Pero fue encumbrado definitivamente tras la elección de Bolsonaro como presidente del Brasil.

Carvalho suele presentarse así: «Soy un ecuménico radical: católico, protestante, islámico, judío, budista, hinduista. Creo que todas estas religiones tienen un núcleo de verdad metafísica que es eterna, revelada, que el ser humano no podría haber inventado». Esgrimiendo este perennialismo filosófico, condenado de modo fulminante por la Iglesia Católica, ¿cómo Olavo de Carvalho llegó a tener tanta influencia sobre el ambiente católico conservador?

Carvalho profesa un gnosticismo que consiste en la «salvación por el conocimiento». Sostiene una ideología que parece contraria al progresismo actual, pero que tiene su misma raíz ideológica: el liberalismo y su entronización de la voluntad individual. Progresistas y conservadores tienen el mismo padre.

Una revolución no podrá ser jamás vencida por una revolución en sentido contrario, como ya nos ha demostrado la Historia. Sólo una reacción santa y contrarrevolucionaria pisará la cabeza a la serpiente. La contrarrevolución la heredamos de Nuestro Señor. El católico humilde y sencillo, que practica la virtud, que forma una familia cristiana ordenada en la fe: ése es el contrarrevolucionario. Ése es el que combate la revolución. No los intelectuales de estirpe gramsciana.

Nunca podremos vencer a la revolución con innovaciones ideológicas y amaneramientos petulantes, emulando la revolución que nos asola. Los católicos sólo venceremos enarbolando la bandera de la Realeza Social de Nuestro Señor Jesucristo. La restauración de Paraguay es la Cristiandad Hispánica. La única opción para que Cristo vuelva a Reinar en nuestra Patria. Que Dios y la Virgen Santísima nos auxilien.

Miguel Rojas, Círculo Tradicionalista Nuestra Señora de la Asunción del Paraguay

https://periodicolaesperanza.com/archivos/3292

Este Olavo de Carvalho es persona peligrosa. Es otro de la escuela de Guénon y Evola, es decir, de la basura esa de la Tradición primordial o Perennialismo, que es gnosticismo subversivo envuelto en ropajes tradicionalistas. Quizá Olavo de Carvalho es menos peligroso que otros, porque se opone a Dugin y a su escuela, pero sigue siendo peligroso al formar parte de la escuela guénoniana. Que sacerdotes conservadores estén dando cancha a esta gente, como denuncia el artíoulo, es cosa muy preocupante.

Felicito a La Esperanza por este artículo, pero les animo a ahondar en el problema y no dejar la denuncia exclusivamente en Carvalho, que sólo tiene influencia en Brasil. Hay otros propagandistas de esta escuela, como Dugin o Sánchez Dragó, que tienen mucha más influencia y que tienen ganadas importantes voluntades en España e Hispanoamérica.

Por cierto, tiene mucha razón Miguel Rojas, autor del artículo, al decir que nunca podremos vencer emulando a la revolución que nos asola.

Share this post


Link to post
Share on other sites

En descargo de La Esperanza, ellos lo que hacen -por lo que veo- es recoger producciones de sus diferentes círculos en el mundo. En este caso del Círculo Tradicionalista del Paraguay.

Me parece muy bien la concepción de ámbito hispánico de este periódico en su conjunto. Tendrían que ser, en este caso, los círculos españoles quienes recojan el guante para nuestro país.

Share this post


Link to post
Share on other sites

La Esperanza ha publicado un meritorio artículo en dos partes sobre el problema del campo. Reúno las dos partes en este mensaje, para facilitar la lectura, y respeto las negritas originales.

Cita

El ocaso del campo español

L.-Lopez-Araico-777x437.jpgL. López Araico

Al finalizar la guerra del 36 en la que murieron cientos de miles de personas, las distintas regiones de la España peninsular tenían una característica común: sus núcleos rurales estaban llenos.

Las escuelas de los pueblos estaban repletas de niños. Mientras, los jóvenes y mayores supervivientes que habían regresado del frente o que no habían sido llamados a filas, se dedicaban mayoritariamente al trabajo en el campo o al desempeño de algún oficio. Una buena parte de estas ocupaciones era continuación de las tareas de sus padres y abuelos.

Aparte de las cosechas perdidas por la guerra, los problemas del campo español eran acuciantes, muchos de ellos endémicos desde las desamortizaciones liberales del siglo XIX. El rendimiento agrícola permitía mantener a la población en los límites de la subsistencia. En los primeros años de posguerra no existía disponibilidad de los excedentes de producción. Estos eran confiscados a través de distintos organismos creados por Ley a tal efecto, con el fin de garantizar la alimentación de los habitantes en las ciudades. El mundo rural socorrió a los núcleos urbanos en un periodo especialmente difícil.

Tras los años más duros de la posguerra, las autoridades del régimen de Francisco Franco centraron su política económica en el desarrollo de las urbes y de determinadas regiones. Las mejoras apenas llegaron a los pueblos, que no fueron una prioridad de la política económica y territorial.

En definitiva, el famoso desarrollo y milagro económico español de los años 50 y 60 no tuvo por objeto las aldeas y villas de España. El mundo rural fue abandonado a su suerte.

Durante esas décadas, la población seguía creciendo a un ritmo fuerte, pero la producción no recibía una remuneración justa y no se cortaron esos abusos. En la mayor parte del ámbito rural no llegaban obras de infraestructura, y en tantos lugares, por no haber, ni siquiera había medicamentos. Cualquier infección podía comprometer la vida de las personas.

En aquellos años, el acceso a la cultura fue muy limitado. Los libros se constituyeron en un auténtico producto de lujo. En palabras de algunos testigos de la época «aquel contraste con el auge de las ciudades no se podía resistir».

E.-M.-Castellanos-777x437.jpgE. M. Castellanos

Debido a las políticas demográficas del desarrollismo, los habitantes de las aldeas de tantas regiones de España, que hasta el momento habían sido receptores de la tradición y oficios de sus antepasados, tuvieron que abandonar sus casas. Así, pusieron rumbo hacia diferentes destinos americanos y europeos. Otros muchos se encaminaron a las grandes urbes que ya se estaban gestando al calor de las inversiones y la política económica estatal.

Los que iban a los destinos más lejanos sospechaban que jamás volverían, aunque casi todos partieron con una idea común: pensaban regresar. De hecho, muchos volvieron a su pueblo en cuanto pudieron jubilarse.

El abandono de los pueblos marca una dirección clara: desde arriba hacia abajo. El ocaso del mundo rural comenzó desde las instancias políticas de la época, que tenían como norte la implantación de una democracia liberal y la integración en la CEE, al margen de la constitución histórica española.

Antes de que las ideas modernistas y anticatólicas calaran en la población. Y antes de que se iniciara lo que los geógrafos denominan segunda transición demográfica, caracterizada por la caída en picado de la natalidad. Antes de todo eso, la población ya había empezado a disminuir en los pueblos a causa de la emigración.

Las políticas demográficas del régimen franquista iniciaron una dinámica que ha continuado el régimen sucesor. El fenómeno de la despoblación es conocido desde las instituciones desde hace décadas. Lo cual es evidente: no se llega de un día para otro a densidades de población propias del desierto del Sáhara, como sucede en algunas comarcas.

Muchos pueblos de España no son ya más que geriátricos con bellos paisajes e interesantes ruinas arquitectónicas del pasado. Sin embargo, desde hace cerca de un lustro, los partidos se han rasgado hipócritamente las vestiduras ¡porque han descubierto el problema!

Desde entonces, el Gobierno ha creado varios organismos administrativos para revestir de una apariencia técnica sus «paquetes de medidas»: Ministerio de Reto Demográfico con su Dirección General y Secretaría de Estado y otras «comisiones de expertos».

Algunos piensan que es pronto para conocer los efectos de estas decisiones, para determinar si sólo afianzarán a los persistentes caciques locales o si crearán posibilidades reales de vida digna en las zonas olvidadas durante tanto tiempo.

Sin embargo, a la cuestión de la despoblación se añade otra perspectiva del problema: la bajísima tasa de nacimientos en España. De poco servirán los «paquetes de medidas» para poblar los campos de España si apenas nacen españoles.

FARO/Margaritas Hispánicas. A. Herrero

El ocaso del campo español (I) – La Esperanza

El ocaso del campo español (y II) – La Esperanza

El debate que aborda el artículo me parece de lo más interesante y quizá merecería un hilo propio.

De todas formas, hago constar que no me gustan nada las cosas que escriben en La Esperanza sobre el Papa o sobre la Iglesia. Me parece que esa línea no conduce a nada positivo y yo creo que están algo confundidos en cuanto a la interpretación que hacen del Papa actual.

Share this post


Link to post
Share on other sites

Create an account or sign in to comment

You need to be a member in order to leave a comment

Create an account

Sign up for a new account in our community. It's easy!

Register a new account

Sign in

Already have an account? Sign in here.

Sign In Now

  • Corazón Español is a community of forums founded in October 2017, aimed at promoting harmony and the common good from the universal perspective of Hispanic Catholic culture and tradition. The registration of a personal account is public and free, and allows you to participate in general forums, create forums communities, and enjoy different services in accordance with the rules of participation. Register now if you do not have your user account yet.

     

    Spanish Heart

  • Our picks

    • https://www.mundorepubliqueto.com/2020/05/01/no-todo-lo-que-brilla-es-oro/

      Una vez más, por aprecio a estos amigos dejo solo el enlace para enviar las visitas a la fuente.

      Solo comento la foto que ponen de un congreso internacional identitari que hubo un México. Ahí se plasma el cáncer que han supuesto y parece que aún sigue suponiendo aquella enfermedad llamada CEDADE. En dicha foto veo al ex-cabecilla de CEDADE, Pedro Varela -uno de esos nazis que se dicen católicos- junto a Salvador Borrego -que si bien no era nazi, de hecho es un mestizo que además se declara hispanista y favorable a la mezcla racial propiciada por la Monarquía Católica,  sí que simpatizó con ellos por una cuestión que quizá un día podamos comentar- uno de los "revisionistas" más importante en lengua española, así como el también mexicano Alberto Villasana, un escritor, analista, publicista, "vaticanista" con gran predicamento entre los católicos mexicanos, abonado totalmente a la errática acusación contra el papa Francisco... posando junto a tipos como David Duke, ex-dirigente del Ku Kux Klan, algo que lo dice todo.

      Si mis rudimentarias habilidades en fisonomía no me fallan, en el grupo hay otro español, supongo que también procedente del mundillo neonazi de CEDADE.

      Imaginemos la corrupción de la idea de Hispanidad que supone semejante injerto, semejante híbrido contra natura.

      Nuestra querido México tiene la más potente dosis de veneno contra la hispanidad, inyectado en sus venas precisamente por ser un país clave en ella. Es el que otrora fuera más próspero,  el más poblado, también fue y en buena parte sigue siendo muy católico, esta en la línea de choque con el mundo anglo y... los enemigos de nuestra Hispanidad no pueden permitir una reconciliación de ese país consigo mismo ni con la misma España, puente clave en la necesaria Reconquista o reconstrucción. Si por un lado está infectado por el identitarismo amerindio -el indigenismo- por el otro la reacción está siendo narcotizada por un identitarismo falsohispanista, falsotradicionalista o como queramos verlo, en el cual CEDADE juega, como vemos, un factor relevante.

      Sin más, dejo ahí otra vez más mi sincera felicitación al autor de ese escrito. Enhorabuena por su clarividencia y fineza, desde luego hace falta tener personalidad para ser capaz de sustraerse a esa falsa polarización con que se está tratando de aniquilar el hispanismo.

       





        • Excellent (25 positive and improvement points)
      • 32 replies
    • La libertad sexual conduce al colapso de la cultura en tres generaciones (J. D. Unwin)
        • An applause (10 positives and 5 improvement points)
        • Extraordinary (100 positive and improvement points)
    • Traigo de la hemeroteca un curioso artículo de José Fraga Iribarne publicado en la revista Alférez el 30 de abril de 1947. Temas que aborda: la desastrosa natalidad en Francia; la ya muy tocada natalidad española, especialmente en Cataluña y País Vasco; las causas espirituales de este problema, etc.

      Si rebuscáis en las hemerotecas, hay muchos artículos de parecido tenor, incluso mucho más explícitos y en fechas muy anteriores (finales del s. XIX - principios del s. XX). He traído este porque es breve y no hay que hacer el trabajo de escanear y reconocer los caracteres, que siempre da errores y resulta bastante trabajoso, pues ese trabajo ya lo ha hecho la Fundación Gustavo Bueno.

      Señalo algunos hechos que llaman la atención:

      1) En 1947 la natalidad de Francia ya estaba por los suelos. Ni Plan Kalergi, ni Mayo del 68, ni conspiraciones varias.

      2) Pero España, en 1947 y en pleno auge del catolicismo de posguerra, tampoco estaba muy bien. En particular, estaban francamente mal regiones ricas como el País Vasco y Cataluña. ¿Será casualidad que estas regiones sean hoy en día las que más inmigración reciben?

      3) El autor denuncia que ya en aquel entonces los españoles estaban entregados a una visión hedonística de la existencia, que habían perdido la vocación de servicio y que se habían olvidado de los fines trascendentes. No es, por tanto, una cosa que venga del Régimen del 78 o de la llegada al poder de Zapatero. Las raíces son mucho más profundas.

      4) Señala que el origen de este problema es ético y religioso: se ha perdido la idea de que el matrimonio tiene por fin criar hijos para el Cielo. Pero también se ha perdido la idea del límite: las personas cada vez tienen más necesidades y, a pesar de que las van cubriendo, nunca están satisfechas con su nivel de vida.

      Este artículo antiguo ilumina muchas cuestiones del presente. Y nos ayuda a encontrarle solución a estos problemas que hoy nos golpean todavía con mayor fuerza. Creo que puede ser de gran provecho rescatar estos artículos.
        • I like (5 positives and 3 improvement points)
        • An applause (10 positives and 5 improvement points)
    • En torno a la posibilidad de que se estén usando las redes sociales artificialmente para encrespar los ánimos, recojo algunas informaciones que no sé sin son importantes o son pequeñas trastadas.

      Recientemente en Madrid se convocó una contramanifestación que acabó con todos los asistentes filiados por la policía. Militantes o simpatizantes de ADÑ denuncian que la convocó inicialmente una asociación fantasma que no había pedido permiso y cuyo fin último podría ser provocar:

      Cabe preguntarles por qué acudieron a una convocatoria fantasma que no tenía permiso. ¿Os dais cuenta de lo fácil que es crear incidentes con un par de mensajes en las redes sociales?

      Un periodista denuncia que se ha puesto en marcha una campaña titulada "Tsunami Español" que pretende implicar a militares españoles y que tiene toda la pinta de ser un bulo de los separatistas o de alguna entidad interesada en fomentar la discordia:

      El militar rojo que tiene columna en RT es uno de los que difunde la intoxicación:

      Si pincháis en el trending topic veréis que mucha gente de derechas ha caído en el engaño.

      Como decía, desconozco la importancia que puedan tener estas intoxicaciones. Pero sí me parece claro que con las redes sociales sale muy barato intoxicar y hasta promover enfrentamientos físicos con unos cuantos mensajes bien dirigidos. En EEUU ya se puso en práctica lo de citar a dos grupos contrarios en el mismo punto para que se produjesen enfrentamientos, que finalmente ocurrieron.
        • An applause (10 positives and 5 improvement points)
    • Una teoría sobre las conspiraciones
      ¿A qué se debe el pensamiento conspiracionista que tiene últimamente tanto auge en internet? Este artículo baraja dos causas: la necesidad de tener el control y el afán de distinguirse de la masa.
        • An applause (10 positives and 5 improvement points)
      • 103 replies
  • Recently Browsing

    No registered users viewing this page.

  • Who's Online (See full list)

    • Googlebot(3)
    • Chrome(4)
    • Bingbot(6)
×