Jump to content
Español

Navidad 2020

Recommended Posts

Desde los montes y campos hoy se oyen las campanas. Anuncian que Dios ha nacido, y en la fachada de las parroquias cuelgan carteles con el niño. Un niño recién nacido que es la esperanza y la paz para este mundo, tan necesitado de su ser y su presencia.

Han instalado en los pueblos Belenes en las iglesias, y en los altares nacimientos e imágenes de la Inmaculada. Las casas decoradas, el turrón sobre las mesas y por las calles, luces que anuncian la fiesta.

Ha llegado el momento, el instante esperado, que llega cada año a engrandecer el corazón de todos los creyentes y de los allegados.

De desilusiones ya estamos hartos y por eso el Dios que nos nace, viene a dar esperanza y suavizar las dificultades.

Viene a darnos esperanza si estamos sin fe o entristecidos por todo lo que pasa: la pandemia, el paro, la escasez, la soledad, la ausencia, los rencores, las envidias o las familias desamparadas.

Viene a crear un mundo nuevo, un verdadero buen ambiente. A que sepamos de una vez por todas que es mejor hacer el bien, y creer que todo es posible con un poquito de amor, fe y esperanza.

Viene a darnos ánimos y a decirnos a cada uno, con tesón y denuedo, que quizás no habremos descubierto una vacuna, o logrado una solución para acabar con la guerra o la pobreza, pero si actuamos con bondad, estaremos curando a mucha gente, sembrando la paz en el mundo y enriqueciendo la vida de aquellos con quienes nos crucemos.

La vida se vive por momentos y por eso ahora, más que nunca, debemos creer sinceramente que cada momento actual es el que cuenta. El momento real es ahora, es el presente. Así que disfrutémoslo, riamos, anhelemos un mundo nuevo y demos gracias a Dios por el nacimiento de su Hijo Jesús, por el don de la vida y por el amor con el que hemos sido creados. Pero sobre todo, hagamos firme propósito de no dejar nunca de hacer el bien a cada momento.

Que ese amor sin condiciones nos acompañe cada día y haga de nosotros y de los nuestros, personas buenas, inmensas, eternas.

Que renazcan en cada uno de nosotros la fe, el amor y la esperanza, los valores cristianos que el Niño Dios nos regala.

Que vivamos siempre alegres y felices en esta nuestra tierra, y algún día podamos encontrarnos todos, en el momento eterno del Reino de los Cielos.

FELIZ PASCUA DE NAVIDAD Y PRÓSPERO AÑO NUEVO 2021, AMIGOS

Share this post


Link to post
Share on other sites

Feliz navidad, Español y todos los miembros y lectores del foro.

Cita

[...] si actuamos con bondad, estaremos curando a mucha gente, sembrando la paz en el mundo y enriqueciendo la vida de aquellos con quienes nos crucemos.

Amen ¡Para no olvidar! Gracias.

¡Aprendamos a dejar más de lado nuestras debilidades mundanas y hagamos de 2021 un mejor año! :)

Share this post


Link to post
Share on other sites
hace 14 horas, jdg dijo:

Feliz navidad, Español y todos los miembros y lectores del foro.

Muchas gracias amigo @jdg, lo mismo le deseo a usted y a todos. Me sumo a su intención de dejar a un lado nuestras debilidades mundanas, para hacer del próximo un año mejor. Que el Señor nos dé la gracia para ello.

La reflexión que voy a hacer a continuación, posiblemente no interese a la gran mayoría de los lectores, pues entiendo que es una costumbre ancestral que casi se ha perdido, y hoy en día es difícil encontrar a quién interesen estas cosas. Sin embargo, sé que aún quedan personas que tienen el gusto de escudriñar simbolismos y significados trascendentes en los acontecimientos, y a ellos van dedicadas estas líneas.

La agonía del mundo

Este está siendo un año difícil para muchos a causa de la pandemia. Enfermedad, muerte, rumores de guerra y mucha incertidumbre en todo el mundo. Y en medio del caos, multiplicidad de bandos e intereses tratando de echar sus redes y pescar en río revuelto. 

También estamos viviendo una Navidad atípica, pues la pandemia nos ha obligado a actuar con muchas precauciones y limitaciones en nuestro trato habitual con otras personas. Restricción de movimientos, toques de queda, prohibición de reuniones y un sin fin de normas para evitar los contagios, que la gente de buena fe está cumpliendo. Y todo esto es lógico y hasta cierto punto razonable y comprensible. 

No obstante, en medio de toda esta incertidumbre, también es cierto que se está dando el caso de quienes, aprovechando la circunstancia, tratan de sembrar su cizaña anticristiana para agredir nuestros símbolos y atacar la fe de los más débiles. No solo a título personal sino también mediático, programado, calculado.

Este año ha sido el primero en muchos siglos, que los Cristianos no hemos podido celebrar como Dios manda, las dos grandes fechas que marcan nuestro calendario; La Pascua de la Resurrección y la de Navidad. El pasado verano escuché a alguien decir que si el virus lograba que los cristianos dejáramos de acudir a las Iglesias y celebrar nuestras fiestas sagradas, al menos durante uno o dos años, con suerte muchos olvidarían su fe, y al menos la pandemia habría servido para algo.

Obvio decir lo que me pareció aquel comentario, que en el fondo pensé que no tenía la menor importancia pues de cosas así también se compone nuestro mundo. Sin embargo, viendo cómo estas Navidades, algunos se están aplicando en denostar la Navidad, no puedo obviar pensar ahora, que quizás aquel comentario era algo más que una simple opinión personal de la persona que lo hizo. Y que quizás formaba parte de una voluntad mayor que entonces no llegué a percibir, pero que ahora no dejo de barruntar.

Titulares y comentarios como los siguientes, publicados en torno a este tiempo Navidad por diarios de cabecera nacional, me invitan a pensar de la manera en que lo hago, ya que entiendo que dichos medios son «palabra sagrada» para muchos de sus lectores, que se forman una opinión de las cosas en función de la información que les transmiten:

2020-12-25 23_36_02-Window.jpg

2020-12-25 23_36_28-Window.jpg2020-12-25 23_37_07-Window.jpg2020-12-25 23_40_46-Window.jpg

Visto de otra manera, desde cierta perspectiva mística que a veces me gusta cultivar, veo en ejemplos como los citados (y no pongo titulares de medios supuestamente afines a la Iglesia por ser el día que es), un ejército de voluntades acechando y dispuesto a saquear y destruir lo más sagrado. Dispuesto a pisotear al hombre y convertirlo en un ser degenerado. Y seguramente no serán batallas cruentas como en siglos pretéritos, pero no por ello dejan de ser igualmente destructivas.

Es una perspectiva que puede llegar a ser bastante descorazonadora para muchos creyentes, especialmente para quienes andan cansados y el pábilo de su fe comienza a vacilar. Una perspectiva que tampoco hace falta cierta mística para vislumbrar, pues a todas luces resulta evidente que con pandemia o sin ella, la fe cristiana es objeto de un ataque continuado desde hace mucho, dentro incluso de nuestras propias sociedades de raíz cristiana.

Hace poco conversaba con un importante miembro del clero sobre estas cuestiones, y el buen monseñor me decía que no tuviera nunca miedo por la Iglesia, pues ésta no iba a desaparecer. No obstante también me advertía de guardar el temor debido, pues era muy probable que el cristianismo sí llegase a desaparecer de la sociedad, ya que todo apunta a que ese es el objetivo del adversario, y nada hay que nos indique que eso nunca vaya a ocurrir. Que igual que el Señor se quedó solo en la Cruz, acompañado apenas de unos pocos allegados, es muy probable que no tarde mucho en llegar el día en que la Iglesia se quede también sola en medio del mundo, abandonada por todos y con solo un pequeño resto fiel defendiendo la verdadera fe. Tremenda visión y advertencia la de este monseñor, que por tratarse de una conversación privada omitiré su nombre.

La Señal de la Cruz

Los creyentes han gustado, desde sus orígenes, de escrutar los signos de los acontecimientos. Desde la zarza ardiendo de Moisés hasta nuestros días, hemos leído en las cosas y en el tiempo las señales de los cielos. Difícil para algunos resulta olvidar aquella imagen de un rayo impactando en la Cúpula de San Pedro, cuando el papa Francisco fue designado Sucesor de S. Pedro. Una señal de futuros tormentos, que el tiempo está demostrando estar llena de contenido, habida cuenta del ataque furibundo que está sufriendo el Pontífice, y por extensión la unidad y la fe de la Iglesia, por propios y extraños.

Leer y encontrar significado en los acontecimientos, sobre todo en aquellos que no puede manipular la voluntad humana, es una costumbre ancestral que nos ayuda a trascender y llega hasta nuestros días, llegando en ocasiones a provocar la conversión de algunas almas, aunque una gran mayoría la haya olvidado ya, como comentaba en un principio.

No obstante, sigue habiendo personas que, irracionalmente para unos o ingenuamente para otros, seguimos guardando esa costumbre y tratamos de seguir vislumbrando hoy, más allá de la apariencia simple de las cosas, señales aquí abajo que nos hablen de lo que ocurre en lo alto. Y hoy, que es un día de Navidad especial, marcado por las sombras e incertidumbres de estos tiempos, he tenido la oportunidad de vivir una de esas íntimas experiencias que nos permiten ver señales, donde para casi todos no hay más que sucesos naturales más o menos ocasionales. Y vive Dios que se trata de señales de esperanza que en definitiva vienen a decir: «No temáis, que yo estoy aquí».

Necio sería si creyendo lo que digo, refugiado en mi esperanza me la guardase solo para mí, pues en ella entiendo que no hay nada que pueda confundir a nadie, sino ser también motivo de esperanza y ánimo para quienes, como de algún modo me encuentro a veces yo también, se puedan encontrar afligidos. Por eso os comparto esta pequeña vivencia, por si alguno quiere ver en ella, también, señales en los cielos.

Cuándo ha ocurrido: Hoy, 25 de diciembre de 2020, en las primeras horas del Día de Navidad. Durante un periodo oscuro y gris que amenaza con las sombras de la enfermedad, la pobreza, el desorden, el engaño, la incertidumbre o la muerte. En un tiempo en que la fe cristiana ha pasado de ser principio universal a casi motivo de maldición.

Dónde ha ocurrido: En un pequeño rincón del levante español, donde nacen las primeras luces en la península Ibérica, que es la tierra donde arraigó la fe de Cristo y comenzó una reconquista que acabaría llevando la Palabra de Dios a todo el mundo. En un rincón de la costa de San Juan, el pregonero de Cristo.

Qué ha ocurrido: Un hecho muy inusual en estas latitudes. Una enorme manada de delfines nadando a pocos metros de la orilla, durante las primeras horas del día.

Algunos se preguntarán ahora que significado puede tener todo esto, más allá de presentar una bucólica estampa turística. Pues bien, amén de poseer un significado simbólico para muchas culturas desde la antigüedad, el delfín es una de las figuras simbólicas más importantes en la historia del cristianismo, ya presente en el arte cristiano de los primeros siglos entre decoraciones murales y sepulcrales de la Iglesia subterránea y las catacumbas. Nuestros ancestros lo consideraban un pez, rey de los peces y símbolo de Cristo.

El pez fue el símbolo principal del cristianismo hasta la época de Constantino, cuando comenzó a utilizarse la Cruz. El pez es la señal de la cruz de los primeros días. No obstante, la idea de ver en el delfín, «el gran pez», a un portador de la luz de Cristo, se ha conservado en el arte cristiano hasta fechas tardías, e incluso casas reales como la francesa, lo han venido utilizado como elemento significativo de su heráldica. El delfín, por su naturaleza, ha representado para generaciones de cristianos un símbolo de poder, valor, alegría, de protección divina ante la adversidad, de compasión y de dulzura. Pero sobre todo y más importante, el delfín ha sido y es un símbolo de la gracia y la resurrección, para millones de cristianos a lo largo de la historia.

Así es que, qué queréis que os diga, amigos míos. Puede que no sea más que una anécdota curiosa en una mañana de diciembre, pero para mí, ver una manada de delfines, nadando en las orillas de San Juan en la mañana de Navidad, es una vivencia llena de simbolismo que no puedo sino compartir con vosotros, por si en ello alguien más encuentra ánimo y significado.

Ojalá que así sea y el portador de ese símbolo, que a mí me dice que no tema pues Él está aquí, entre nosotros, nade también en las orillas de vuestras vidas.

Un abrazo a todos y feliz Navidad

 

Edito para añadir, que hoy recoge la prensa local el hecho insólito ocurrido en la mañana de ayer:

Una manada de delfines recorre la playa de San Juan en la mañana de Navidad

Share this post


Link to post
Share on other sites

Create an account or sign in to comment

You need to be a member in order to leave a comment

Create an account

Sign up for a new account in our community. It's easy!

Register a new account

Sign in

Already have an account? Sign in here.

Sign In Now

  • Corazón Español is a community of forums founded in October 2017, aimed at promoting harmony and the common good from the universal perspective of Hispanic Catholic culture and tradition. The registration of a personal account is public and free, and allows you to participate in general forums, create forums communities, and enjoy different services in accordance with the rules of participation. Register now if you do not have your user account yet.

     

    Spanish Heart

  • Our picks

    • https://www.mundorepubliqueto.com/2020/05/01/no-todo-lo-que-brilla-es-oro/

      Una vez más, por aprecio a estos amigos dejo solo el enlace para enviar las visitas a la fuente.

      Solo comento la foto que ponen de un congreso internacional identitari que hubo un México. Ahí se plasma el cáncer que han supuesto y parece que aún sigue suponiendo aquella enfermedad llamada CEDADE. En dicha foto veo al ex-cabecilla de CEDADE, Pedro Varela -uno de esos nazis que se dicen católicos- junto a Salvador Borrego -que si bien no era nazi, de hecho es un mestizo que además se declara hispanista y favorable a la mezcla racial propiciada por la Monarquía Católica,  sí que simpatizó con ellos por una cuestión que quizá un día podamos comentar- uno de los "revisionistas" más importante en lengua española, así como el también mexicano Alberto Villasana, un escritor, analista, publicista, "vaticanista" con gran predicamento entre los católicos mexicanos, abonado totalmente a la errática acusación contra el papa Francisco... posando junto a tipos como David Duke, ex-dirigente del Ku Kux Klan, algo que lo dice todo.

      Si mis rudimentarias habilidades en fisonomía no me fallan, en el grupo hay otro español, supongo que también procedente del mundillo neonazi de CEDADE.

      Imaginemos la corrupción de la idea de Hispanidad que supone semejante injerto, semejante híbrido contra natura.

      Nuestra querido México tiene la más potente dosis de veneno contra la hispanidad, inyectado en sus venas precisamente por ser un país clave en ella. Es el que otrora fuera más próspero,  el más poblado, también fue y en buena parte sigue siendo muy católico, esta en la línea de choque con el mundo anglo y... los enemigos de nuestra Hispanidad no pueden permitir una reconciliación de ese país consigo mismo ni con la misma España, puente clave en la necesaria Reconquista o reconstrucción. Si por un lado está infectado por el identitarismo amerindio -el indigenismo- por el otro la reacción está siendo narcotizada por un identitarismo falsohispanista, falsotradicionalista o como queramos verlo, en el cual CEDADE juega, como vemos, un factor relevante.

      Sin más, dejo ahí otra vez más mi sincera felicitación al autor de ese escrito. Enhorabuena por su clarividencia y fineza, desde luego hace falta tener personalidad para ser capaz de sustraerse a esa falsa polarización con que se está tratando de aniquilar el hispanismo.

       





        • An applause (10 positives and 5 improvement points)
        • Excellent (25 positive and improvement points)
      • 32 replies
    • La libertad sexual conduce al colapso de la cultura en tres generaciones (J. D. Unwin)
        • An applause (10 positives and 5 improvement points)
        • Extraordinary (100 positive and improvement points)
    • Traigo de la hemeroteca un curioso artículo de José Fraga Iribarne publicado en la revista Alférez el 30 de abril de 1947. Temas que aborda: la desastrosa natalidad en Francia; la ya muy tocada natalidad española, especialmente en Cataluña y País Vasco; las causas espirituales de este problema, etc.

      Si rebuscáis en las hemerotecas, hay muchos artículos de parecido tenor, incluso mucho más explícitos y en fechas muy anteriores (finales del s. XIX - principios del s. XX). He traído este porque es breve y no hay que hacer el trabajo de escanear y reconocer los caracteres, que siempre da errores y resulta bastante trabajoso, pues ese trabajo ya lo ha hecho la Fundación Gustavo Bueno.

      Señalo algunos hechos que llaman la atención:

      1) En 1947 la natalidad de Francia ya estaba por los suelos. Ni Plan Kalergi, ni Mayo del 68, ni conspiraciones varias.

      2) Pero España, en 1947 y en pleno auge del catolicismo de posguerra, tampoco estaba muy bien. En particular, estaban francamente mal regiones ricas como el País Vasco y Cataluña. ¿Será casualidad que estas regiones sean hoy en día las que más inmigración reciben?

      3) El autor denuncia que ya en aquel entonces los españoles estaban entregados a una visión hedonística de la existencia, que habían perdido la vocación de servicio y que se habían olvidado de los fines trascendentes. No es, por tanto, una cosa que venga del Régimen del 78 o de la llegada al poder de Zapatero. Las raíces son mucho más profundas.

      4) Señala que el origen de este problema es ético y religioso: se ha perdido la idea de que el matrimonio tiene por fin criar hijos para el Cielo. Pero también se ha perdido la idea del límite: las personas cada vez tienen más necesidades y, a pesar de que las van cubriendo, nunca están satisfechas con su nivel de vida.

      Este artículo antiguo ilumina muchas cuestiones del presente. Y nos ayuda a encontrarle solución a estos problemas que hoy nos golpean todavía con mayor fuerza. Creo que puede ser de gran provecho rescatar estos artículos.
        • I like (5 positives and 3 improvement points)
        • An applause (10 positives and 5 improvement points)
    • En torno a la posibilidad de que se estén usando las redes sociales artificialmente para encrespar los ánimos, recojo algunas informaciones que no sé sin son importantes o son pequeñas trastadas.

      Recientemente en Madrid se convocó una contramanifestación que acabó con todos los asistentes filiados por la policía. Militantes o simpatizantes de ADÑ denuncian que la convocó inicialmente una asociación fantasma que no había pedido permiso y cuyo fin último podría ser provocar:

      Cabe preguntarles por qué acudieron a una convocatoria fantasma que no tenía permiso. ¿Os dais cuenta de lo fácil que es crear incidentes con un par de mensajes en las redes sociales?

      Un periodista denuncia que se ha puesto en marcha una campaña titulada "Tsunami Español" que pretende implicar a militares españoles y que tiene toda la pinta de ser un bulo de los separatistas o de alguna entidad interesada en fomentar la discordia:

      El militar rojo que tiene columna en RT es uno de los que difunde la intoxicación:

      Si pincháis en el trending topic veréis que mucha gente de derechas ha caído en el engaño.

      Como decía, desconozco la importancia que puedan tener estas intoxicaciones. Pero sí me parece claro que con las redes sociales sale muy barato intoxicar y hasta promover enfrentamientos físicos con unos cuantos mensajes bien dirigidos. En EEUU ya se puso en práctica lo de citar a dos grupos contrarios en el mismo punto para que se produjesen enfrentamientos, que finalmente ocurrieron.
        • An applause (10 positives and 5 improvement points)
    • Una teoría sobre las conspiraciones
      ¿A qué se debe el pensamiento conspiracionista que tiene últimamente tanto auge en internet? Este artículo baraja dos causas: la necesidad de tener el control y el afán de distinguirse de la masa.
        • Thank you (1 positive)
        • I like (5 positives and 3 improvement points)
      • 105 replies
  • Recently Browsing

    No registered users viewing this page.

  • Who's Online (See full list)

    • Bingbot(1)
    • YandexBot(2)
    • Chrome(3)
×