Jump to content
Español

La Iglesia y los católicos ante el Coronavirus

Recommended Posts

Como la pandemia del Coronavirus está provocando  importantes cambios en nuestro modo de vida, que afectan también a las costumbres y tradiciones católicas, abro este nuevo hilo para ir haciendo aquí un seguimiento de aquellas noticias e informaciones que puedan afectarnos como católicos.

El compañero Vanu compartía en otro tema una duda que podemos tener otros muchos miles de personas, como es el hecho de ignorar de qué forma afectará a la celebración de la Semana Santa, las restricciones y confinamientos impuestos por las autoridades a causa de la pandemia. De igual manera surgen muchas otras dudas sobre si se debe de asistir a misa, cómo comulgar, etc, por ello recojo a continuación el documento que ha publicado la Conferencia Episcopal Española, donde se aborda de manera explícita todos estos temas.

Cita

Orientaciones ante la situación actual

2019-adviento-bac-702x526.jpg

“Animo, soy yo, no tengáis miedo” (Mt 14, 27)

En tiempos de tribulación el Señor sigue presente y nos acompaña con palabras de ánimo al mismo tiempo que nos envía a cuidar y alentar a quienes nos rodean. Constantemente nos saluda: “paz a vosotros”.

1.- Preocupación y responsabilidad

La emergencia sanitaria que estamos sufriendo con el coronavirus Covid-19, pone en primer plano la preocupación máxima por la gravedad de la situación creada en todos los lugares y actividades, que sigue experimentando un crecimiento exponencial.

Junto a esta razonable preocupación, deseamos indicar las medidas necesarias, algunas de carácter extraordinario, siguiendo los consejos y las decisiones que desde el Gobierno, el ministerio de Sanidad y las comunidades autonómicas se están indicando. Agradecemos la entrega generosa de tantas personas que están ayudando en esta crisis, cada cual desde su responsabilidad.

Como cristianos, queremos vivir estos momentos con toda nuestra responsabilidad ciudadana, con la solidaridad fraterna hacia las personas afectadas, y con la confianza en el Señor que en tiempos de prueba nunca nos deja de su mano, sino que sostiene nuestra esperanza y nos invita a la conversión.

Esta situación global es signo también de los vínculos que nos unen y que fundan la llamada a la solidaridad en el cuidado a las personas más débiles y necesitadas de ayuda, enfermos mayores y solos.

También hemos de disponernos a un nuevo y exigente ejercicio de fraterna solidaridad ante las consecuencias económicas y sociales que se temen como consecuencia de este problema global. Este momento de gran necesidad puede ser, esperamos, ocasión para fortalecer, entre todos, la solidaridad y el trabajo en favor de un objetivo común.

 2.- Caridad activa para no exponernos al contagio ni ser cauce del contagio a otros.

Las medidas que hemos de estar dispuestos a poner en práctica han de ayudarnos a no contraer la enfermedad y así no ser la causa de que otros cercanos a nosotros se contagien. Por ello estamos llamados a realizar esfuerzos y renuncias aunque resulten dolorosas. Especialmente los jóvenes están llamados a colaborar y dar testimonio de fraternidad.

Por ello, hacemos un llamamiento a seguir las indicaciones de los responsables de la salud para evitar el avance acelerado de la enfermedad con las medidas higiénicas y evitando contactos que faciliten el contagio. Estas recomendaciones estarán vigentes hasta que lo determinen las autoridades sanitarias y se pueden resumir en:

  • “Aplicar medidas higiénicas como el lavado de manos frecuente con agua y jabón o con solución hidro alcohólica, taparse al toser con pañuelo desechable inmediatamente o en el pliegue del codo, así como la limpieza de superficies que hubieran podido ser salpicadas con tos o estornudos.
  • En cualquier caso, se recomienda evitar lugares concurridos en los que no sea posible mantener la distancia de seguridad interpersonal de, al menos, un metro.
  • Se recomienda salir de casa lo menos posible.

3.- Medidas en relación a la catequesis, actividades formativas y celebración de la Iglesia

Se deben suspender las catequesis presenciales. Es importante animar a continuar la catequesis en familia para lo cual las parroquias han de ofrecer orientaciones y recursos. También se suspenden las charlas, encuentros formativos, actos de devoción, conciertos, conferencias o eventos de carácter similar en templos y dependencias diocesanas.

Mientras dure esta situación de emergencia recomendamos seguir la celebración de la Eucaristía en familia por los medios de comunicación. Debido a su vulnerabilidad, es aconsejable que las personas con enfermedades crónicas, ancianas, debilitadas o con riesgo potencial, y  quienes conviven con ellas, se abstengan de acudir a la celebración de la Eucaristía. A todos se nos está recomendando salir de casa lo menos posible.

Las celebraciones habituales de la Eucaristía pueden mantenerse con la sola presencia del sacerdote y un posible pequeño grupo convocado por el celebrante. En caso de celebraciones abiertas al pueblo recomendamos evitar la concentración de personas, siguiendo las instrucciones citadas en el apartado 2.  Durante este tiempo cada Obispo puede dispensar del precepto dominical a quienes no participen presencialmente en la Eucaristía por estos motivos. 

Con respecto a la celebración de funerales y exequias, se recomienda que participen únicamente los familiares y personas más allegadas manteniendo las mismas prevenciones que en los apartados anteriores. Pospónganse en la medida de lo posible las demás celebraciones. Las procesiones de este tiempo han de suprimirse.

De manera extraordinaria, se recomienda recibir la comunión en la mano. Los celebrantes y quienes distribuyen la comunión y preparan los objetos litúrgicos deben extremar el cuidado en la desinfección de las manos.  Debe de omitirse el rito de la paz o expresarse en un gesto que evite el contacto físico.

El sacramento del perdón podría celebrarse en espacios o ámbitos que aseguren la intimidad y la distancia de seguridad recomendada por las autoridades sanitarias. Los presbíteros estamos llamados a ofrecer medios para preparar la celebración en casa, tiempo y espacios adecuados para ofrecer la Misericordia a quien la solicite en este singular tiempo cuaresmal.

4.- Unidos en la oración. Tiempo de creatividad espiritual y pastoral

Más que nunca hemos de abrirnos a contemplar el Misterio desvelado en la Cruz gloriosa de Jesucristo. Las medidas presentes y futuras nos obligan a mantener distancias. Cultivemos la cercanía de la oración. Oremos unos por otros, por quienes están padeciendo la enfermedad, por sus familiares y amigos, por el personal sanitario, así como por quienes trabajan por la contención en la propagación del virus.

Esta situación nos convoca a una creatividad pastoral para ayudarnos unos a otros a vivir la Cuaresma y la Semana Santa de una manera nueva. Los pastores somos especialmente convocados a una nueva entrega y creatividad en la manera de acompañar al Pueblo de Dios. Como ha dicho hoy el Papa Francisco: “Que el Pueblo de Dios se sienta acompañado por los pastores y el consuelo de la Palabra de Dios, los sacramentos y la oración”.

En este itinerario cuaresmal, carente de algunos signos litúrgicos comunitarios y de las expresiones de la devoción popular en la calle, estamos llamados a un camino aún más arraigado en lo que sostiene la vida espiritual: la oración, el ayuno y la caridad. Que los esfuerzos realizados para contener la propagación del coronavirus se acompañen del compromiso de cada fiel para el bien mayor: el cuidado de la vida, la derrota del miedo, el triunfo de la esperanza.

Los templos pueden permanecer abiertos para la oración personal e invocar al Señor los dones de la sabiduría y fortaleza para vivir este momento.

5.- Colaboración y revisión de criterios

Mostramos nuestra disposición a colaborar responsablemente en todo lo necesario para el control de esta pandemia atendiendo a las indicaciones de las autoridades sanitarias, especialmente la concreción del estado de alarma, por lo que estos criterios podrán ser actualizados en la medida en que evolucionen los acontecimientos y surjan nuevas medidas por parte de las Administraciones públicas.

Esta es una circunstancia en la que elevar nuestra mirada al Señor desde la fragilidad del nuestra humana condición recordada el Miércoles de ceniza. En este inesperado desierto que atravesamos, se despertará una mirada a Dios y una mayor acogida y solicitud por los hermanos, especialmente por los enfermos y los más faltos de alegría y confianza.

En la oración de Laudes y Vísperas, así como en las preces de la Santa Misa, se eleven oraciones al Señor y al cuidado de la Santísima Virgen, para que nos sostengan en la esperanza a todos, alivien a los que sufren las consecuencias de este virus, mientras encomendamos al buen Dios a los fallecidos, pidiendo para ellos el eterno descanso.

Hagamos nuestra la oración que el Papa Francisco nos invita a rezar en estos momentos:

“Ayúdanos, Madre del Divino Amor, a conformarnos con la voluntad del Padre y a hacer lo que nos diga Jesús, quien ha tomado sobre sí nuestros sufrimientos y ha cargado nuestros dolores para conducirnos, a través de la cruz, a la alegría de la resurrección. Bajo tu amparo nos acogemos, Santa Madre de Dios. No desoigas nuestras súplicas, que estamos en la prueba, y líbranos de todo peligro, oh Virgen gloriosa y bendita”.

 

Comisión Ejecutiva de la Conferencia Episcopal Española

Madrid, 13 de marzo, viernes de Cuaresma de 2020

 

Share this post


Link to post
Share on other sites

Recojo también un interesante artículo informativo que publica la revista católica Vida Nueva, donde se explica la Comunión Espiritual que será la que, durante el tiempo que dure el confinamiento, podremos recibir muchos católicos que sigamos los consejos de los obispos o simplemente porque no podamos acudir a según que templos que se vean obligados a cerrar al público siguiendo el mandato o consejo de las autoridades sanitarias.

Cita

Fe anticoronavirus: ¿Qué es y cómo se hace la comunión espiritual?

Copón con hostias consagradas para repartir la comuniónEn el domingo 3º de Cuaresma, cuando se repasa el texto evangélico de la samaritana, la situación sanitaria en torno al coronavirus ha obligado a dispensar del precepto dominical. Como alternativa, para una situación extraordinaria como esta, está la comunión espiritual. Son muchos los santos que han invitado a ella en momentos en los que acceder a la comunión sacramental se vuelve imposible. Más allá de toda ideología (eclesiástica) tratamos de explicar esta manera de unirse a al Pan de Vida.

La historia de la eucaristía y de uno de sus momentos más intensos, la comunión, está llena de matices. Aquel “Tomad y comed” se ha revalidado con el movimiento litúrgico del siglo XX y un redescubrimiento de la eucaristía que transformó la práctica de la Primera Comunión o la participación diaria en este momento de la comunión individual.

La fuerza misteriosa de la eucaristía hizo que hasta entonces se entendiera la comunión en la misa como algo muy excepcional, reservado incluso para la comunión del día de Pascua. El actual catecismo de la Iglesia tras el Vaticano II ha reducido el espacio dado a la comunión espiritual para tratar de explicar mejor la centralidad de la eucaristía frente a toda sospecha de ritualismo mágico. Si embargo, el catecismo de Trento invitaba ampliamente a insistir en la comunión espiritual como reservando la auténtica comunión para los más ‘puros’.

¿Qué es la comunión espiritual?

El tiempo ha pasado y en situaciones como la emergencia del coronavirus se entiende ahora otra dimensión de la comunión espiritual. Pero, ¿qué es? La Diócesis de Vitoria, la primera en tomar las medidas más restrictivas, define este gesto como “un acto de deseo” que consiste en “expresarle a Jesucristo que deseamos recibirlo en el corazón”.

Y es que, Jesús dice en el evangelio de este domingo (Jn 4) que, el culto cristiano es “en espíritu y verdad”. Por eso, en cualquier lugar y situación el creyente se puede encontrar con Dios y sentir la unión, la comunión. El deseo va unido de un disposición interior con la que en medio de nuestros silencio la presencia de Dios puede habitar nuestra intimidad.

El sínodo de la Amazonía ha dejado el testimonio de quienes viven la eucaristía de forma esporádica. Sin embargo, no han dejado de valorar la fuerza de la ‘fracción del pan’ para el camino del creyente. Como los pueblos indígenas de las selvas más remotas, son tantos los que se ven privados de la comunión sacramental debido a las persecuciones religiosas o las situaciones de violencia generalizada.

¿Cómo se hace la comunión espiritual?

No hay fórmulas establecidas. Las recomendaciones de santos y autores de espiritualidad ayudan a quienes necesariamente han de hacerlo a menudo, bien sea por la enfermedad o las circunstancias. La clave es hacer consciente este deseo de recibir a Jesús y que él sea aliento de vida cotidiana.

A ese deseo consciente, le puede acompañar una aclamación espontánea que muestre esta disposición para que el se haga presente en corazón ya que no podemos recibirlo de forma sacramental como cualquier día en el templo; así “Él vendrá a unirse a vosotros en una dulce intimidad –decía san Alfonso María de Ligorio–. En este sentido, hay muchas oraciones que pueden ayudar a poner palabras a este deseo interior. “Cuando sentimos que el amor de Dios se enfría, ¡corramos pronto a la comunión espiritual!”, recomendaba el santo cura de Ars y este tiene que ser uno de los efectos.

 

Share this post


Link to post
Share on other sites

Por último me hago eco de un excelente artículo que publica en su blog el sacerdote Guillermo Juan Morado, donde analiza desde la fe y la razón, nuestra responsabilidad como católicos ante las medidas preventivas sanitarias que se han impuesto como consecuencia de la pandemia.

Cita

La Santa Misa y el coronavirus

Guillermo Juan Morado, el 14.03.20 a las 11:24 PM

images?q=tbn:ANd9GcSkBmghOWHEhD70-oddw-yEstamos viendo que en las iglesias de Europa los obispos dan instrucciones acerca de la celebración de la Santa Misa, con la finalidad de contribuir al descenso de las infecciones por el coronavirus. Es un escenario inédito. No se recuerda que, en tiempos de paz, se restrinja de este modo la posibilidad de celebrar la Eucaristía con los fieles. Máxime en un tiempo tan sagrado como la Cuaresma y la Semana Santa.

Es muy comprensible que esta medida nos sorprenda. Asimismo, se entiende que muchas personas se sientan dolidas, pesarosas. La Santa Misa es fundamental para los católicos. No podemos privarnos de ella – no deberíamos, al menos – sin tristeza y sin dolor. Este forzoso “ayuno eucarístico” debería servirnos para anhelar con mayor intensidad que llegue el día en que podamos compartir, sin restricciones, el Pan que nos da la Vida.

Pienso ahora en la facilidad con la que tantos católicos descuidan (descuidamos) la participación en la Santa Misa. Está, de modo habitual, tan al alcance de la mano que damos casi por descontado que así ha de ser, olvidando que es un don que viene de lo Alto. “Tomad y comed”, “tomad y bebed”. No tenemos ningún derecho a esta ofrenda de Cristo, el Pan de Vida que se hace alimento y comida.

Dios es así. Nos desborda siempre. La Creación, la Encarnación, la Eucaristía… Todo es una prueba de la misericordia, del amor compasivo, de la bondad de nuestro Dios. Lo más triste, por nuestra parte, sería dejar de admirarnos, “acostumbrarnos” en el mal sentido de la palabra, dar casi por hecho que Dios ha de comportarse con esa magnanimidad. La admiración, en el vocabulario teológico, equivale a la adoración, a la maravilla de una criatura ante su Creador, al reconocimiento de la divinidad de Dios.

Pero, por otra parte, sorprende leer algunos comentarios en diversos portales de la red. Hay quien confunde “fe” con “irracionalidad” o “adoración” con “irresponsabilidad”. Y esa confusión es grave, además de ser teológicamente infundada. No creo que se pueda pensar la relación entre Dios y el hombre con mayor hondura de lo que lo ha hecho el cristianismo, la religión del Verbo encarnado. El concilio de Calcedonia es una referencia más actual que nunca: lo humano y lo divino se enlazan “sin confusión ni separación”.

La fe no es la razón. Pero no hay fe sin razón. Jesucristo no es solo un hombre, pero es también hombre. La Iglesia es divina, pero a la vez es humana. Sin la razón, la fe no sería creíble de modo responsable. Sin la razón, los creyentes apareceríamos ante (todo) el mundo como un conjunto de fanáticos. Sin la razón, la fe estaría separada de la vida.

La fe presta grandes servicios a la razón. Le ayuda a no auto-clausurarse, le permite abrirse al todo, hasta al futuro, y le facilita la tarea del recuerdo, de la memoria. Necesitamos esta apertura y esta memoria. Sin Dios, todo es muy prosaico; sin la memoria de la salvación, todo se convierte en un eterno retorno de lo mismo.

Pero volvamos al coronavirus, un simple virus convertido en protagonista del mundo – ergo, somos mucho más vulnerables de lo que nos dice nuestra soberbia - . Confiar todo a Dios, todo a la fe, como si Dios no nos hubiese creado a su imagen y semejanza, libres e inteligentes, sería incurrir en el “sobrenaturalismo” (aunque claro que hay que confiar todo a Dios). Y es un error. Como lo ha sido por ejemplo, en la historia de la cristología, el monofisismo (el pensar que Cristo tiene una sola naturaleza, la divina).

Cristo es una sola Persona, pero en esta sola Persona se unen – hipostáticamente – la naturaleza divina y su naturaleza humana. Debemos luchar contra el coronavirus con todas las armas de la razón y de la ciencia – con todas las disponibles hoy, que no son las mismas que en el siglo XIV – y debemos confiar en Dios, Señor de todas las cosas, con una fe tan intensa como quizá habrán tenido los católicos del siglo XIV. O de cualquier otro siglo.

La fe no es un permiso para abdicar de la razón. Como la Encarnación no anula al hombre, sino que le confiere su máxima dignidad. ¿Los medios sobrenaturales? La oración, los sacramentos… Los necesitamos como el respirar. ¿Los medios humanos? Los controles sanitarios, las cuarentenas… También. Hay mucho aspirante a ser san Damián sin Molokai. O a que otros - nunca uno mismo - sean san Damián en Molokai.

La Santa Misa se sigue celebrando. Con más gente o con menos gente. Se sigue celebrando aunque el sacerdote esté solo ante el altar de la iglesia de su parroquia. Y Dios sigue viniendo al mundo para santificarlo y salvarlo.

No perdamos la fe ni la humanidad. No nos dejemos llevar por el secularismo ni por el fanatismo falsamente religioso. Jesucristo es perfecto Dios y perfecto hombre. Es el Salvador, el Emmanuel, Dios con nosotros. Y los obispos, que en estas normas que dictan no son infalibles, pero sí tienen la autoridad derivada de Cristo, no creo que nos pidan nada que no sea, a la vez, de razón y de fe. En cualquier caso, la humildad nos debe conducir a obedecerles. No nos han pedido cometer ningún pecado mortal. Que yo sepa.

Guillermo Juan Morado.

 

Share this post


Link to post
Share on other sites

 

Padre Javier Martín, bien aconsejándonos frente a esta peste. Y la encíclica que cita de Juan Pablo II, Papa ducentésimo sexagésimo cuarto; de nuestra Iglesia Católica:

 http://www.vatican.va/roman_curia/pontifical_councils/hlthwork/documents/hf_jp-ii_apl_11021984_salvifici-doloris_sp.html

Share this post


Link to post
Share on other sites

Os dejo una carta que me han compartido, escrita por el Abad General de la Orden del Cister, que ha redactado como consecuencia de su reflexión sobre la epidemia para ayuda de los religiosos de la orden, aunque igualmente muy útil para la fe de los creyentes que buscamos motivos de esperanza, también en la epidemia.

 "Deteneos y reconoced que yo soy Dios" 

Share this post


Link to post
Share on other sites

Esperemos iniciativas poco a poco para confesarnos. Comulgar de lejos, ni idea tengo de cómo, participar en los días que se nos vienen. Y que nos hagan mantener, seguir, comenzar, no desistir.. en los días de ayuno más en los mismos alimentarnos ese sacrificio por las redes, ya que no queda de otra, y etcétera etcétera.

Animo a nuestra Iglesia. Eso si, la política de derecha izquierda española o de cualquier región de la península; por favor, no gracias. Esta es una ocasión más de demostrar que a Dios no le importa cual sistema te guste y votes; puesto que ÉL ya trató de imponer el suyo a su pueblo y le defraudaron. Y fin del tema. Porque en este país ni los hay ni saldrán a como Dios manda.

He visto un canal que retransmite Misa

Ire subiendo si veo por ahí que me agrade 

Saludos en NS Jesucristo y muchos ánimos y fuerzas. Cuidémosnos e intacta la Fe, pase lo que pase :christianity-14::026-pigeon::001-christianity:

Iglesia San Pedro Advincula,

de Villa Vallecas.

https://www.youtube.com/channel/UC7S__64UmmLYag-UmAbd-HA

Difundan 

Nuestros balcones y ventanas son estos, compartir nuestra Fe.

Share this post


Link to post
Share on other sites
hace 46 minutos, Berenguela dijo:

Preciosa. 

Así me pareció también a mí, por eso os la comparto. Nada en esa carta tiene desperdicio pero, hay una frase en el corazón de la misma que me parece debería ser la piedra angular de cuanto hacemos y decimos con respecto a la epidemia, aunque también con respecto a muchas otras cosas que a menudo ponemos en el centro de nuestras vidas, dice así (para quienes no la hayan podido leer):

«El verdadero peligro que se cierne sobre la vida no es la amenaza de muerte, sino la posibilidad de vivir sin sentido, de vivir sin tender hacia una plenitud mayor que la vida y una salvación mayor que la salud.»

Share this post


Link to post
Share on other sites

Dos buenos padres. Hacen comentarios del Evangelio diario. 

También de zona Vallecana. En este caso, del barrio de Santa Eugenia.

hace 1 hora, Español dijo:

Si. Todo lo que dice es cierto. Pero hace falta que cuando admitamos eso que ha dicho: Soberbia, asuman quienes no quieren o no pueden por ignorancia, que la soberbia es la primera de todas que ha sido: apartar a Dios.

Y todo lo que dice con todo lo bonito que sea, ya lo dijo mi San Pablo, con el mismísimo Cristo viviendo en él. Y vaya casualidad, que el Cristo, Jesús fue el primero en enseñar Magistralmente todas las palabras que en ese vídeo se funden en dos sola: Amor y Caridad.

Ya estaba inventado.

Saludos. :maria:   :crucifijo:

Share this post


Link to post
Share on other sites

Está claro, Berenguela. Nada nuevo podemos nosotros añadir a lo que ya está dicho pero, si el mensaje del amor no se va recordando y actualizando al lenguaje y circunstancias de cada tiempo, puede que muchos pasen sin darse cuenta de la oportunidad que representa, y ahora tenemos una oportunidad de oro para darnos cuenta de la importancia que tiene volver a hacer las cosas con amor, es decir, buscando el bien de todos.

Un abrazo

Share this post


Link to post
Share on other sites

https://www.youtube.com/watch?v=UpEZho-ub8M&app=desktop

Adoración al Santísimo hoy.

Santo Rosario con las Carmelitas.

 

En ambos hacen directos. Que llevéis lo mejor posible, esta carga. A todo el que lea, entienda que rezamos por todos. Las almas en multitud, las queremos en el lado bueno. Pues tenemos presente que los demonios al

Hijo del hombre Encarnado,

Nuestro Señor, el Cristo, Jesús;

le tentaron y así se manifestaron, creyéndose que habían descubierto algo los ignorantes. Un hombre hecho y derecho ya.

Y bueno, armonía en las casas, intentemos hacer hogar, aunque nos cueste. Con la ayuda de los padres. Dios guárdalos y con todas las prendas de nuestra Fe. Dios, bendícenos.

Share this post


Link to post
Share on other sites

 

 

 

 

Ya me supongo que harán leído u oído sobre las Misas por internet, Rosarios, ect..

Bien. Los puristas, tampoco lo aprueban. Vaya por Dios. Contradigamos las reglas del mismísimo Dios. Y sobre sus pasos y designios, nosotros, vayamos en masa a las puertas de las Iglesias, que demostremos que la Fe mueve montañas y elimina virus. Vale, a mí me gustaría que de primeras todos los que me mandan a mí como Católica a esto, vengan conmigo. Mandar sólo no vale, si tú recibes a algún padre por lo particular con los más allegados de siempre, ya que eso es trampa. Si tenemos que ir, que sea como parece que instan, a pecho descubierto, con fe ciega, no sabemos si es que tienen hilo directo con Dios y así se lo ha confirmado. A mí que me expliquen cuando y cómo.

Los pasos de Dios, sus costuras no tienen repaso pues jorobas la prenda. Son, qué, en general, por creer en Dios, no te vas a salvar de un virus con respecto a un no creyente. Y igualmente, respecto de la forma virulenta en cómo se contagia y propaga. Insíto, las reglas de Dios para saltárselas de primeras  me muestras a quien o quienes, personas santas me van a llevar, no a desafiar, sino a demostrar para ganar para ÉL. Ya hay que tener una fe no grande, sino total. 

Cuando Dios ha mandado plagas, muertes masivas, siempre aviso antes a sus hijos predilectos, en testimonio del amor final y filial que será la única victoria final. ¿A quién o quiénes ha enviado mensajes? Que lo de mandarnos a todos a las Iglesias en masa junto a los padres, más bien les está quedando como cuando alguno se interna en la zona para leones del zoo y declara que Dios le va a proteger, mientras es atacado por  leones. El frikismo, la ansia de poder, el afán de notoriedad, la vanidad.. tienen un límite. Hagan el favor de tener un mínimo de vergüenza. Hay mayores y jóvenes muriendo con dolores y asfixiados, sanitarios y resto trabajadores arriesgando sus vidas y trabajando a destajo.

Corro un tupido velo y enlazo:

 

Por ejemplo. Y digamos que además de criticar habría que proponer que hacer, con sensatez. Criticando todos es fácil. 

Hasta luego, hermanos.

Edited by Berenguela

Share this post


Link to post
Share on other sites

https://www.fatima.pt/es/pages/transmision-online

 

https://conferenciaepiscopal.es/rezo-del-rosario-y-consagracion-al-inmaculado-corazon-de-maria/

 

Va a comenzar el Rosario. A las 19.30 horas. Recemos nuestro Rosario por los demás y por nosotros con nuestras almas.

Share this post


Link to post
Share on other sites

  • Corazón Español is a community of forums founded in October 2017, aimed at promoting harmony and the common good from the universal perspective of Hispanic Catholic culture and tradition. The registration of a personal account is public and free, and allows you to participate in general forums, create forums communities, and enjoy different services in accordance with the rules of participation. Register now if you do not have your user account yet.

     

    Spanish Heart

  • Popular Now

  • Our picks

    • https://www.mundorepubliqueto.com/2020/05/01/no-todo-lo-que-brilla-es-oro/

      Una vez más, por aprecio a estos amigos dejo solo el enlace para enviar las visitas a la fuente.

      Solo comento la foto que ponen de un congreso internacional identitari que hubo un México. Ahí se plasma el cáncer que han supuesto y parece que aún sigue suponiendo aquella enfermedad llamada CEDADE. En dicha foto veo al ex-cabecilla de CEDADE, Pedro Varela -uno de esos nazis que se dicen católicos- junto a Salvador Borrego -que si bien no era nazi, de hecho es un mestizo que además se declara hispanista y favorable a la mezcla racial propiciada por la Monarquía Católica,  sí que simpatizó con ellos por una cuestión que quizá un día podamos comentar- uno de los "revisionistas" más importante en lengua española, así como el también mexicano Alberto Villasana, un escritor, analista, publicista, "vaticanista" con gran predicamento entre los católicos mexicanos, abonado totalmente a la errática acusación contra el papa Francisco... posando junto a tipos como David Duke, ex-dirigente del Ku Kux Klan, algo que lo dice todo.

      Si mis rudimentarias habilidades en fisonomía no me fallan, en el grupo hay otro español, supongo que también procedente del mundillo neonazi de CEDADE.

      Imaginemos la corrupción de la idea de Hispanidad que supone semejante injerto, semejante híbrido contra natura.

      Nuestra querido México tiene la más potente dosis de veneno contra la hispanidad, inyectado en sus venas precisamente por ser un país clave en ella. Es el que otrora fuera más próspero,  el más poblado, también fue y en buena parte sigue siendo muy católico, esta en la línea de choque con el mundo anglo y... los enemigos de nuestra Hispanidad no pueden permitir una reconciliación de ese país consigo mismo ni con la misma España, puente clave en la necesaria Reconquista o reconstrucción. Si por un lado está infectado por el identitarismo amerindio -el indigenismo- por el otro la reacción está siendo narcotizada por un identitarismo falsohispanista, falsotradicionalista o como queramos verlo, en el cual CEDADE juega, como vemos, un factor relevante.

      Sin más, dejo ahí otra vez más mi sincera felicitación al autor de ese escrito. Enhorabuena por su clarividencia y fineza, desde luego hace falta tener personalidad para ser capaz de sustraerse a esa falsa polarización con que se está tratando de aniquilar el hispanismo.

       





        • Excellent (25 positive and improvement points)
      • 17 replies
    • La libertad sexual conduce al colapso de la cultura en tres generaciones (J. D. Unwin)
        • An applause (10 positives and 5 improvement points)
        • Extraordinary (100 positive and improvement points)
    • Traigo de la hemeroteca un curioso artículo de José Fraga Iribarne publicado en la revista Alférez el 30 de abril de 1947. Temas que aborda: la desastrosa natalidad en Francia; la ya muy tocada natalidad española, especialmente en Cataluña y País Vasco; las causas espirituales de este problema, etc.

      Si rebuscáis en las hemerotecas, hay muchos artículos de parecido tenor, incluso mucho más explícitos y en fechas muy anteriores (finales del s. XIX - principios del s. XX). He traído este porque es breve y no hay que hacer el trabajo de escanear y reconocer los caracteres, que siempre da errores y resulta bastante trabajoso, pues ese trabajo ya lo ha hecho la Fundación Gustavo Bueno.

      Señalo algunos hechos que llaman la atención:

      1) En 1947 la natalidad de Francia ya estaba por los suelos. Ni Plan Kalergi, ni Mayo del 68, ni conspiraciones varias.

      2) Pero España, en 1947 y en pleno auge del catolicismo de posguerra, tampoco estaba muy bien. En particular, estaban francamente mal regiones ricas como el País Vasco y Cataluña. ¿Será casualidad que estas regiones sean hoy en día las que más inmigración reciben?

      3) El autor denuncia que ya en aquel entonces los españoles estaban entregados a una visión hedonística de la existencia, que habían perdido la vocación de servicio y que se habían olvidado de los fines trascendentes. No es, por tanto, una cosa que venga del Régimen del 78 o de la llegada al poder de Zapatero. Las raíces son mucho más profundas.

      4) Señala que el origen de este problema es ético y religioso: se ha perdido la idea de que el matrimonio tiene por fin criar hijos para el Cielo. Pero también se ha perdido la idea del límite: las personas cada vez tienen más necesidades y, a pesar de que las van cubriendo, nunca están satisfechas con su nivel de vida.

      Este artículo antiguo ilumina muchas cuestiones del presente. Y nos ayuda a encontrarle solución a estos problemas que hoy nos golpean todavía con mayor fuerza. Creo que puede ser de gran provecho rescatar estos artículos.
        • I like (5 positives and 3 improvement points)
        • An applause (10 positives and 5 improvement points)
    • En torno a la posibilidad de que se estén usando las redes sociales artificialmente para encrespar los ánimos, recojo algunas informaciones que no sé sin son importantes o son pequeñas trastadas.

      Recientemente en Madrid se convocó una contramanifestación que acabó con todos los asistentes filiados por la policía. Militantes o simpatizantes de ADÑ denuncian que la convocó inicialmente una asociación fantasma que no había pedido permiso y cuyo fin último podría ser provocar:

      Cabe preguntarles por qué acudieron a una convocatoria fantasma que no tenía permiso. ¿Os dais cuenta de lo fácil que es crear incidentes con un par de mensajes en las redes sociales?

      Un periodista denuncia que se ha puesto en marcha una campaña titulada "Tsunami Español" que pretende implicar a militares españoles y que tiene toda la pinta de ser un bulo de los separatistas o de alguna entidad interesada en fomentar la discordia:

      El militar rojo que tiene columna en RT es uno de los que difunde la intoxicación:

      Si pincháis en el trending topic veréis que mucha gente de derechas ha caído en el engaño.

      Como decía, desconozco la importancia que puedan tener estas intoxicaciones. Pero sí me parece claro que con las redes sociales sale muy barato intoxicar y hasta promover enfrentamientos físicos con unos cuantos mensajes bien dirigidos. En EEUU ya se puso en práctica lo de citar a dos grupos contrarios en el mismo punto para que se produjesen enfrentamientos, que finalmente ocurrieron.
        • An applause (10 positives and 5 improvement points)
    • Una teoría sobre las conspiraciones
      ¿A qué se debe el pensamiento conspiracionista que tiene últimamente tanto auge en internet? Este artículo baraja dos causas: la necesidad de tener el control y el afán de distinguirse de la masa.
        • An applause (10 positives and 5 improvement points)
      • 67 replies
  • Recently Browsing

    No registered users viewing this page.

  • Who's Online (See full list)

    • Bingbot(4)
    • Chrome(3)
×