Jump to content
Vanu Gómez

Omella, nuevo presidente de la Conferencia Episcopal.

Recommended Posts

Creo que ya habíamos hablado en el foro de esta figuara como el que sería el auténtico hombre de Francisco en España.

Opinemos, porque imagino que toda la parafernalia antipapista debe de estar con la artillería cargada.

 

https://conferenciaepiscopal.es/el-cardenal-juan-jose-omella-nuevo-presidente-de-la-cee/

 

Mi opinión o, más bien intuición o sospecha, es que Francisco pretendería, entre otras cosas, frenar las tensiones disgregadoras del separatismo injerto en las diócesis catalanas a través de la acción de un hombre de su confianza precisamente conocedor de la zona y que actúe directamente en la Conferencia Episcopal.

Igual en los próximos descubrimos cuál era el auténtico significado de Francisco cuando dijo que visitaría España cuando "hubiera paz".

PS: la neoderechita está tomando un discurso cada vez más antipapista, lo cual iría en consonancia con su cada vez mayor servilismo lacayuno hacia las corrientes identitarias, me da igual si hablamos del ala pro yanqui o del ala pro rusqui.

 

Share this post


Link to post
Share on other sites
hace 2 horas, Vanu Gómez dijo:

Creo que ya habíamos hablado en el foro de esta figuara como el que sería el auténtico hombre de Francisco en España.

Opinemos, porque imagino que toda la parafernalia antipapista debe de estar con la artillería cargada.

 

https://conferenciaepiscopal.es/el-cardenal-juan-jose-omella-nuevo-presidente-de-la-cee/

 

Mi opinión o, más bien intuición o sospecha, es que Francisco pretendería, entre otras cosas, frenar las tensiones disgregadoras del separatismo injerto en las diócesis catalanas a través de la acción de un hombre de su confianza precisamente conocedor de la zona y que actúe directamente en la Conferencia Episcopal.

Igual en los próximos descubrimos cuál era el auténtico significado de Francisco cuando dijo que visitaría España cuando "hubiera paz".

PS: la neoderechita está tomando un discurso cada vez más antipapista, lo cual iría en consonancia con su cada vez mayor servilismo lacayuno hacia las corrientes identitarias, me da igual si hablamos del ala pro yanqui o del ala pro rusqui. 

 

 

Desgraciadamente la neoderechita ha perdido su fe y solo se acuerdan de lo católico cuando les proporciona votos o negocios. Solo hay que ver la "defensa blandita" que están haciendo de la permanencia de la asignatura de religión en las escuelas, aduciendo el típico argumentario liberal de la tan sobada supuesta libertad que tienen los padres a educar a sus hijos cuando, en realidad la defensa debería vertebrase sobre la base de que es imposible comprender la estructura del pensamiento y evolución de la cultura occidental sin la presencia de los principios y valores cristianos, concretamente en el caso español, católicos.

No se trataría pues de obligar a nadie a profesar una fe, algo obvio de pura lógica sino de defender que se estudie la religión católica por ser el principio generacional de toda nuestra cultura que ha dado forma a nuestra sociedad, y que no se entiende sin el catolicismo como tampoco sin la herencia cultural grecorromana. Solo por eso debería ser, no solo presente sino prioritaria. Pero mira, ellos van a lo suyo, como en tantas otras cosas, cambiando las humanidades por las ciencias económicas, aunque se digan herederos del humanismo cristiano... debe ser del protestante.

En cuanto a la elección del Monseñor, todavía es pronto para opinar. Ya veremos que rumbo toma la CEE bajo su mandato pero, es importante tener en cuenta que, históricamente la Iglesia siempre ha procurado guardar los equilibrios de poder, y la designación de Omella podría estar en buena medida motivada por este hecho. Aunque esto solo es una opinión personal.

Share this post


Link to post
Share on other sites

En la prensa de derechas (muy degradada últimamente) lo presentan como el candidato ideal para Pedro Sánchez y le atribuyen afinidades separatistas. Pero recordemos algunas noticias que esta misma prensa publicaba sobre Omella hace algunos años:

Omella defiende la devolución de los bienes de la Franja | InfoVaticana

Bien por Omella en los bienes aragoneses de la Franja | Infovaticana Blogs

Cura, misionero y no independentista, el turolense Juan José Omella será el arzobispo de Barcelona

Veremos qué tal se porta en su nueva labor de presidente de la Conferencia Episcopal. Si lo hace mal, no tendremos problema en decirlo. A mí en principio no me preocupa que este cardenal esté más abierto al diálogo que otros. Y no me fío de las veleidades ideológicas que la prensa o el sentir popular adscriben a algunos prelados. Los que se presentan como conservadores intransigentes pueden llegar a ser mucho más entreguistas, os lo aseguro.

El antipapismo es rampante en la derecha, y no sólo en la extrema. Anoche, un comando de ADÑ volvió a realizar pintadas intimidatorias contra la sede de la Conferencia Episcopal y contra otros edificios de la Iglesia. Y nadie les dice nada. Parece que es la nueva normalidad.

Share this post


Link to post
Share on other sites

Yo lo que veo en muchos de estos que acusan a la Iglesia actual de echar a la gente de las iglesias es mucha hipocresía. Ellos se han ido porque, en el fondo, no les interesa el mensaje ni el proceder que es debido en un católico, y aprovechan la ocasión para decir "me echan de la iglesia".

No, caballeros, os váis vosotros. Y por voluntad propia, no porque os expulsen.

Es muy elástico eso de andar dedicándose a vender y/o cunsumir productos como el juego, la pornografía, horóscopos y adivinación, sembrar xenofobia, etc... y luego vender por ahí que Francisco hace que no entren en una iglesia o que se dediquen a esos menesteres o aficiones.

 

Share this post


Link to post
Share on other sites

Hoy le hacen a monseñor una entrevista en ABC donde deja claras sus preferencias, como no podía ser de otra manera, siguiendo las líneas tradicionales de la Iglesia.

Cita

Juan José Omella: «El obispo tiene su propio pensamiento político, pero yo como pastor tengo que acoger a todos»

El cardenal arzobispo de Barcelona llega a la presidencia de la Conferencia Episcopal con el reto de que «los enfrentamientos y las heridas sociales y políticas no rompan la convivencia»

Laura Daniele

Madrid Actualizado:08/03/2020 02:04h

Para saber cómo respira el nuevo presidente de la Conferencia Episcopal Española, el cardenal arzobispo de Barcelona, Juan José Omella (Cretas, Teruel, 1946), basta con mirar su larga hoja de servicio. Sus primeros pasos como sacerdote los dió como misionero en Zaire y durante más de veinte años fue cura de pueblo en la España vaciada. Gran parte de su carrera episcopal (16 años) la ha desarrolado en diócesis rurales como Barbastro y Calahorra. A su llegada a la Conferencia Episcopal en 1996 enseguida se sumó a la comisión encargada de la labor de la Iglesia en las cárceles y entre los más pobres. Compaginó además esa tarea con la de consiliario de Manos Unidas, una institución creada en 1959 por un grupo de mujeres para luchar contra el hambre.

Vivir pegado a la realidad ha convertido al cardenal Omella en un hombre de matices, que huye de la condena y que intenta buscar siempre los puntos de encuentro. Con ese espíritu aterrizó en 2015 en la archidiócesis de Barcelona y ahora lo hace al frente de la Conferencia Episcopal Española. El recién estrenado presidente recibe a ABC para proponer «caminos de conciliación y convivencia» ante una realidad social y política plagada de incertidumbres.

Los obispos le acaban de elegir como presidente de la Conferencia Episcopal Española, ¿qué espera usted de ellos?

(Sonríe) La Conferencia Episcopal es como una orquesta donde cada uno toca un instrumento. El presidente sería como el director que tiene que coordinar un poquito el ritmo, animar a vivir en comunión. Pero el director sin esos instrumentos no sería nada. Por eso, lo que espero de los obispos es colaboración y trabajo. Quiero y espero vivir más esa comunión entre nosotros. Ir al mismo ritmo y en la misma línea para poder ser testigos del mensaje de Jesús.

Muchos le consideran el «hombre del Papa en España», ¿cómo es su relación con Francisco?

Todos los obispos somos los «hombres del Papa en España» porque los obispos hemos sido nombrados por el Papa y estamos en comunión siempre con él. Mi relación con el Papa es normal, cuando tengo alguna cosa que comentarle se la comento y ya está.

¿Qué es lo que más le gusta del Papa Francisco?

Una de las cosas que más me impactan es su alegría y cómo va plasmando esa alegría en todos sus mensajes. El cristiano en el mundo de hoy, en medio de las dificultades, no puede perder la esperanza porque Dios no abandona a su pueblo. Segundo, es el testimonio que el Papa nos da de cercanía a los que más necesitan, a los más pobres. Jesucristo vino para todos pero preferentemente para los pobres para que se sientan acompañados y queridos porque a veces la sociedad del mundo de hoy miramos más hacia el éxito, hacia el dinero y olvidamos a las personas que no tienen tantas posibilidades en la vida. Tercero es la coherencia de vida que tiene el Papa. Se ve que lo que dice y predica, lo vive. Y eso impacta mucho a la gente. Esas tres cosas me gustan mucho del Papa: su alegría, su preferencia por los más pobres y la coherencia de vida.

Qué ha sido más duro, ¿ser misionero en Zaire o arzobispo de Barcelona?

(Risas) En cada lugar uno encuentra alegrías y cruces. Creo que en África encontré mucha alegría y siempre digo que África es la reserva de humanidad. En la pobreza se siente la gente más unida, pero a la vez también hay muchas dificultades porque la pobreza lleva a problemas de todo tipo. La misión en la selva era muy dura, pero en todos los sitios encuentras alegrías y dificultades. Lo importante es amar, servir, entregarse. Todo tiene su pro y su contra. Lo fundamental es hacer lo que se tiene que hacer en cada momento con alegría y amor.

Imagino que a diario llegan a sus oídos muchos problemas, ¿cuáles le quitan más el sueño?

A decir verdad duermo bien, gracias a Dios, pero me preocupan muchas cosas, sobre todo del ámbito social y religioso. Si empezamos por lo social me preocupa que haya mucha gente que vive pobremente y que sufre enfermedades, falta de vivienda, soledad. Me preocupan también los enfrentamientos, las heridas sociales y políticas que puedan romper la convivencia. Eso me preocupa mucho. En cuanto a lo religioso, me preocupa la pérdida de esperanza. De alguna manera la secularización nos impide ver la trascendencia y por lo tanto se pierde la esperanza, el horizonte de vida se vuelve muy limitado. Me preocupa también que los jóvenes, aunque en estos momento hay una gran apertura hacia la fe, vivan sin la dimensión religiosa que tanta esperanza nos da. Luego me preocupa el tema de la familia. La familia se siente desamparada y hay muchos jóvenes que quieren formar una familia pero no tienen recursos. Me preocupa la baja natalidad.

¿Cree que es lícito legalizar la eutanasia cuando los cuidados paliativos y las ayudas a la dependencia no llegan todavía a todos los enfermos que los necesitan?

En la pregunta da la respuesta. Hoy gracias a Dios los cuidados paliativos liberan mucho a las personas del sufrimiento por lo que la eutanasia no es necesaria. Matar siempre es un daño, es una pérdida de valores y un paso atrás de la sociedad. Lo que tenemos que hacer es amar la vida, defender la vida y apoyar la vida. Los cuidados paliativos quitan el dolor y los enfermos descubren que pueden seguir llevando adelante una vida con menos movilidad pero digna. Si además los médicos, los familiares y los cuidadores los tratan con cariño se sienten felices y no se quieren morir. Otra cosa es cuando llega una enfermedad terminal. En esas circunstancias no hay que proponer tratamientos extraordinarios para prolongar artificialmente la vida.

El pin parental ha levantado muchas alarmas, pero los padres no han encontrado otra herramienta para ejercer el derecho a que sus hijos reciban una educación de acuerdo a sus convicciones, ¿superarán algún día los gobiernos (y da igual el color político) la tentación de usar la escuela para adoctrinar?

Me preocupa mucho el tema de la enseñanza. No podemos olvidar que los padres son los responsables de la educación de los hijos. El papel del Estado es subsidiario y no al revés. Hay que dejar que la iniciativa social funcione. Sean escuelas de titularidad de la Iglesia u otra titularidad para que los padres puedan elegir dónde quieren que estudien sus hijos. Y donde no lleguen ellos, que llegue el Estado, pero no al revés. Quitar libertad de elección es lo que genera tanto desconcierto y tanto dolor. Otra de las cosas que me parecen importantes es que se tenga en cuenta un Pacto Educativo. Que todas los sectores de la comunidad educativa –padres, profesores y escuelas públicas y de iniciativa social– puedan conjuntamente alcanzar un Pacto para que no se sucedan una tras otras las reformas educativas cada vez que cambia un Gobierno.

¿Le preocupa el laicismo beligerante y el anticlericalismo que muestran todavía hoy algunos partidos políticos, sobre todo los de la izquierda?

Siempre digo: laicidad, sí; sí a la separación entre la Iglesia y el Estado. Eso es evidente. En lo que no estoy de acuerdo es en el laicismo que es beligerancia. En un país democrático no todos coincidimos en las ideas políticas ni sociales ni en la construcción del país, pero conformamos el espectro político, social y cada uno aporta lo que puede. La Iglesia y las demás creencias pueden aportar algo muy importante a la sociedad y hay que tenerlo en cuenta. Y no impedírselo o ir en contra.

Los partidos han hecho de la confrontación su nueva forma hacer política. El propio Gobierno de coalición ha puesto sobre la mesa una ley de educación que disgusta a gran parte de la comunidad educativa pero sigue adelante. En este contexto ¿cree que puede haber espacio para esos «caminos de diálogo y conciliación» que usted propone?

Lo deseo y lo espero y creo que todos tenemos eso claro en nuestra cabeza. Vayamos siempre por ese camino de pactar, de escuchar, de diálogo. Todos de la mano trabajando por el bien común. Pero todos unidos porque daremos mejores resultados que uno por un lado y otro por el otro. Eso es lo que siempre nos destroza y nos desanima.

Los obispos han sido criticados por permanecer con un perfil bajo ante el procés…., ¿cree usted que ha sido un camino acertado? ¿Se gana más con miel que con hiel?

En eso sigo al gran obispo San Francisco de Sales. Él siempre decía eso. Él trabajaba en una zona de mucho protestantismo en Francia y Ginebra. Siempre decía: «la bondad, la escucha y el diálogo. Se gana más con miel que con hiel». Yo creo que tenemos que avanzar por ese camino siempre. Lo que pasa es que a veces nos ponemos en extremos para confrontar y eso no ayuda a la convivencia ni ayuda a avanzar ni a encontrar soluciones.

¿Le molesta que le critiquen por ser un obispo de los católicos defensores de la unidad de España y también de los católicos independentistas?

Católicos hay en todas partes. Yo soy pastor de todos. El obispo también tiene su pensamiento político, social pero yo como pastor tengo que acoger a todos y en todos hay parte de razón. Escuchémonos. Cuando en una familia riñen el marido y la mujer y finalmente se divorcian, en seguida surge la pregunta: ¿de quién es la culpa? Pues mire, a lo mejor será de los dos porque cada uno tendrá su parte por no haber puesto lo que el otro deseaba que pusiese. Por eso, siempre hay que pensar más en el otro que en uno mismo. Escuchémonos. Intentemos comprendernos y avanzar juntos.

¿Ha recibido ya la llamada de la vicepresidenta Carmen Calvo?

Estoy ya en contacto con ellos.

¿Qué espera usted de este Gobierno como presidente de la Conferencia Episcopal?

Quiero respeto y mantener el diálogo sobre los temas que vayan surgiendo y que afectan directamente a la comunidad cristiana. Creo que sería un buen camino no salir a una guerra pública, sino poder hablar en una mesa, confrontar y escucharnos. Eso nos haría bien a todos.

 

Share this post


Link to post
Share on other sites

Retomo el tema a colación de una noticia que se publica hoy, donde se informa de un expediente sancionador contra el Arzobispado de Barcelona por la misa funeral en recuerdo de las víctimas de la pandemia por coronavirus que se celebró ayer domingo, y que ha emitido la Generalitat presidida por Torra, quién aprovecha la ocasión para reprocharle a Omella que se acuerde de las víctimas del Coronavirus pero no lo haga de los políticos catalanes independentistas ni de la libertad de expresión en Cataluña.

Cita

La Generalitat expedientará a la Iglesia por la misa a las víctimas del coronavirus

EFE/ barcelona 27.07.2020 | 12:34

Fuente: https://www.diarioinformacion.com/nacional/2020/07/27/generalitat-expendientara-iglesia-misa-victimas/2286245.html

El president de la Generalitat, Quim Torra, ha anunciado que ha ordenado al departamento de Salud que abra un expediente sancionador al Arzobispado de Barcelona por la misa funeral celebrada este domingo en la Sagrada Familia en recuerdo de las víctimas de la pandemia por coronavirus.

Este desencuentro con la Iglesia católica se ha producido después de que el cardenal arzobispo de Barcelona, Juan José Omella, oficiara este domingo una misa de difuntos en recuerdo de todas las personas fallecidas durante el confinamiento por la COVID y otras enfermedades en la Sagrada Familia, desoyendo una prohibición del Plan Territorial de Protección Civil de Cataluña (Procicat).

Asimismo Torra ha reprochado a Omella que no haya alzado ni una sola vez su voz para condenar "la represión" que durante los últimos años se ha sufrido, a su juicio, en Cataluña. "Me parece bien que el cardenal Omella apele a la libertad de culto pero durante años ha olvidado la Constitución y los derechos humanos" relativos a la libertad de expresión y "y ni una vez ha alzado la voz" contra la represión a los políticos catalanes, ha considerado el president.

La misa por las víctimas del coronavirus que ofició este domingo el arzobispo de Barcelona reunió a varias docenas de personas en la basílica de la Sagrada Familia de Barcelona, donde todos los asistentes llevaban mascarilla.

Los asistentes a la misa estaban sentados distanciados entre sí, pero eran más de las diez personas que establece como máximo una resolución del Procicat del pasado 17 de julio para las ceremonias religiosas.

En este sentido Torra ha anunciado que ha ordenado al departamento de Salud que abra un expediente sancionador a la Iglesia católica en Barcelona por celebrar la misa.

El president ha asegurado que "todos somos iguales" ante las resoluciones tomadas para hacer frente a la COVID-19 y que "si el Procicat y el Govern toma medidas para asegurar la salud de todos los ciudadanos, todos las debemos cumplir".

Ha remachado su mensaje directo a Omella diciendo que "yo soy católico, me eduqué en los jesuitas y mis referentes son Pere Casaldàliga y Ernesto Cardenal", y ha añadido que su iglesia es "la de los pobres y los vulnerables", la de los sacerdotes que trabajan por la comunidad en barrios de personas pobres, como el de La Mina, en Sant Adrià de Besòs (Barcelona).

"Esa es mi iglesia", ha afirmado, después de asegurar que la resolución del Procicat "se hará cumplir" en este ámbito y en los que sean necesarios.

 

A ver si los infocatólicos salen ahora a defender al Cardenal o siguen diciendo que es un cura indepe.

Share this post


Link to post
Share on other sites

no te preocupes, Espa, los desinfocaóticos buscarán la forma de retorcer, como tienen por usual

parece que no nos ha fallado la intuición en este foro a respecto de este asunto

Share this post


Link to post
Share on other sites

Pues sí, ya veis lo "bien" que se llevan los separatistas catalanes con Omella.

Además, Germinans germinabit contaba esto hace unos días y se arrepentía del trato que dieron inicialmente a Omella:

Cita
El ex-President Carles Puigdemont explica en su libro "Me explico, de la investidura al exilio" aquel periodo truculento y dramático que tuvo tres capítulos que revolucionaron la sociedad catalana y su relación con el resto de España: El referéndum del 1 de octubre, la declaración unilateral de Independencia y la fuga del President a Bélgica. No nos interesa volver a hablar de aquel referéndum ilegal y manipulado, ni de la fuga de Puigdemont a Bélgica, tampoco directamente de la declaración unilateral, solo de los momentos previos a esa declaración en que muchísimas personalidades hicieron un gran esfuerzo de intentar convencer al entonces President de que no tomara una decisión tan alocada, de consecuencias funestas.
 
Entre esas personalidades estaba el cardenal Juan José Omella, que se puso en contacto con Puigdemont para pedirle que no tomara esa determinación, según cuenta en el libro el ex-president, el arzobispo de Barcelona le presionó para que no pronunciara la declaración de independencia advirtiéndole de que, si lo hacía, se romperían todas las posibles vías de diálogo. Pues tengo que decir después de muchas críticas que he dedicado a Don Juan José, especialmente por su actitud de silencio cómplice ante el independentismo, que aquí estuvo a la altura, y que hizo lo que tenía que hacer, intentar evitar tal decisión catastrófica y avisándole de la ruptura de un diálogo que después sería imposible.
 

Y hoy el mismo blog de sacerdotes catalanes españolistas cuenta esto:

Cita

Así se lo pagan a Omella

 
Ver las imágenes de origen

 

El 28 de agosto de 2017 publiqué un artículo en este portal, titulado “Comportamientos miserables”, en el que daba cuenta de que, al acabar la misa en la Sagrada Familia por los asesinados el 17 de agosto en las Ramblas, el entonces presidente Puigdemont abroncó públicamente al cardenal Omella en la sacristía, por haber celebrado la misa en castellano y haberlo mencionado como mera autoridad autonómica. Esa primicia, obtenida de una fuente presencial, provocó un importante revuelo en los medios, hasta el punto de obligar al arzobispado de Barcelona a emitir un comunicado en el que aseguraba que “ el episodio descrito por estos medios digitales es rotundamente falso. Según estas informaciones, el incidente se habría producido en la sacristía de la basílica de la Sagrada Familia el domingo 20 de agoste una vez finalizada la Misa por la paz y la concordia. Tal como puede confirmar el testimonio de las personas presentes, el cardenal arzobispo de Barcelona despidió las principales autoridades civiles en la salida del templo por la fachada del Nacimiento. Una vez en la sacristía, sólo coincidió con presbíteros y diáconos”.

Han pasado tres años y acaba de publicarse un libro, escrito al alimón por Puigdemont y el periodista Xevi Xirgo, en el que se halla narrado el incidente. Transcribo textualmente: “El obispo Omella, que ha hablado prácticamente todo el rato en castellano, ha saludado públicamente a las autoridades y se ha referido a él como presidente de la autonomía. Y a la hora de alabar el trabajo de los cuerpos y fuerzas de seguridad, ha hablado de la policía de la autonomía. Se ha pasado-se dice-. No hay derecho a que nos trate así. Pese a su aspecto impasible, el president está que trina. Aguantará toda la ceremonia con serenidad, pero luego, en el momento de despedirse, no puede evitar espetarle: ¿Cómo se te ha ocurrido tratarnos con ese tono? Omella abre la boca para responder, pero el president ya ha salido” Justo lo que había explicado en mi artículo, salvo ese desconsiderado tuteo a un cardenal.


Pero no acaba ahí. El libro está estructurado en forma de diario y al final de esa entrada, correspondiente al domingo 20 de agosto de 2017, se lee: “Por la noche recibirá un mensaje del arzobispo disculpándose: Lo siento, tal vez ha sido un error. Deberíamos hablar”. Indudablemente no mentíamos. Nuestras fuentes suelen ser inmejorables. Mintió el arzobispado y quiso quedar bien con Puigdemont. Pero que nadie piense que vamos a pasar cuentas de ello. La verdad ha salido a la luz y ello ya es suficiente recompensa.

 

Ver las imágenes de origen

Porque la verdad es que, leído el libro de Puigdemont, destaca el odio y desprecio que siente hacia el cardenal Omella. En distintos pasajes se manifiesta esa animadversión. Cuando tiene que asistir a la misa de la Mercè relata la pereza que le causa escuchar al obispo de Barcelona y de hecho dice que en la misa ni lo escucha; aunque, pese a ello, musite, cuando el cardenal habla de la unidad, “¡Los famosos puentes!”.  O en aquellos turbulentos días de proclamación de la independencia, cuando recibe una llamada de Omella en la que le recuerda “Tienes que cumplir la ley” y Puigdemont piensa “Me habla sin ningún respeto”, por lo que le acaba colgando el teléfono. Y ese odio y desprecio continúan. Este mismo domingo en la entrevista que se emitió en TV3, el periodista Vicent Sánchis le preguntó por qué salía tan malparado en su libro el cardenal Omella. Puigdemont contestó “que le había demostrado que no era un hombre de Iglesia. Se comportó como un hombre de estado. Para los que somos católicos y cristianos me parece inaceptable. Se ha de estar al lado precisamente del débil, del que es perseguido, del que sufre y estuvo al lado de los poderosos”. Del débil, dice. Tan débil que goza del poder en Cataluña. Tan débil que huyó, por no enfrentarse a un juicio y vive, a cuerpo de rey, en la mansión de Waterloo. 

 

Y como no era suficiente con Puigdemont, al día siguiente incidió su valido Torra, a propósito del anuncio de sanción al arzobispado por la celebración de la misa por los fallecidos durante la pandemia de este domingo en la Sagrada Familia. Torra volvía a la misma llaga en donde mojaba el dedo Puigdemont y lamentaba que: “se haya olvidado estos años de los derechos fundamentales de la Constitución y de las cartas de derechos humanos, que protegen la libertad de expresión y manifestación, y que no haya alzado ni una vez la voz para condenar la represión que vive Cataluña".

 
Ver las imágenes de origen

 

 

Está clarísimo. Han declarado la guerra al cardenal Omella por no haber secundado el procés. Simple y llanamente. Ellos son así de brutos y simplones. Por no haber secundado el procés y por hablar en castellano. Nefando pecado, si se recuerda aquello de “la lengua de las bestias salvajes”. Ya podía Omella desmentir noticias absolutamente veraces, con el propósito de hacer quedar bien a Puigdemont o remitirle mensajes de disculpa. Jamás se lo iban a agradecer y ahora se lo pagan. Omella venía con una tara de origen: no era de los suyos y en esta secta que nos gobierna y nos oprime ese es un vicio insubsanable.

 

Al cardenal de Barcelona le quedan 4 años largos de pontificado. Ahora ya ha podido probar la verdadera medicina del supremacismo independentista. No puede llevarse a engaño, como se ha venido llevando en estos cinco primeros años de mandato. Además, también ha podido observar que, dentro de la Iglesia en Cataluña, ese sector no representa ni convoca absolutamente a nadie. Es hora de que dé un golpe de timón y otorgue su confianza a los que gozan de futuro en esta diócesis: ese clero y ese laicado con capacidad de convocatoria, radicalmente opuesto al nacional progresismo eclesial. Si es así, no dude que Germinans estará plenamente a su lado y saldrá en su defensa cada vez que tenga que probar la hiel de las campañas en contra que le van a montar. Porque esa es la que le espera. Se ha abierto la veda contra Omella. Puigdemont y Torra lo han declarado enemigo de Cataluña. Bienvenido al club. Somos muchos. Es un honor.

 

Germinans Germinabit: Así se lo pagan a Omella

 

Pero nada, que si Luis Fernando Pérez Bustamante, Fernández de la Cigoña, Albert Boadella y otros payasos salidos de la constelación de Libertad Digital nos dicen que Omella es un separatista al que ha nombrado el Papa para ahondar en el procés, habrá que creer a esos insignes periodistas, que tienen muy acreditado su patriotismo y su ética profesional, y no a nosotros, que somos unos jodidos marxistas culturales. Seguid, seguid creyendo a esos sembradores de bulos y seguid creyendo que el Papa Francisco es un enemigo de España, que nos irá muy bien.

Share this post


Link to post
Share on other sites

Me acuerdo que FJL solía criticar con frecuencia a este señor llamándole "Omeya". Yo en un principio si pensaba que era afín a las tesis del separatismo catalán, pero veo que estaba equivocado. 

Que personajillos tan lamentables como Torra o Puigdemont hablen tan mal de él es buena señal.

Share this post


Link to post
Share on other sites

Create an account or sign in to comment

You need to be a member in order to leave a comment

Create an account

Sign up for a new account in our community. It's easy!

Register a new account

Sign in

Already have an account? Sign in here.

Sign In Now

  • Corazón Español is a community of forums founded in October 2017, aimed at promoting harmony and the common good from the universal perspective of Hispanic Catholic culture and tradition. The registration of a personal account is public and free, and allows you to participate in general forums, create forums communities, and enjoy different services in accordance with the rules of participation. Register now if you do not have your user account yet.

     

    Spanish Heart

  • Popular Now

  • Our picks

    • https://www.mundorepubliqueto.com/2020/05/01/no-todo-lo-que-brilla-es-oro/

      Una vez más, por aprecio a estos amigos dejo solo el enlace para enviar las visitas a la fuente.

      Solo comento la foto que ponen de un congreso internacional identitari que hubo un México. Ahí se plasma el cáncer que han supuesto y parece que aún sigue suponiendo aquella enfermedad llamada CEDADE. En dicha foto veo al ex-cabecilla de CEDADE, Pedro Varela -uno de esos nazis que se dicen católicos- junto a Salvador Borrego -que si bien no era nazi, de hecho es un mestizo que además se declara hispanista y favorable a la mezcla racial propiciada por la Monarquía Católica,  sí que simpatizó con ellos por una cuestión que quizá un día podamos comentar- uno de los "revisionistas" más importante en lengua española, así como el también mexicano Alberto Villasana, un escritor, analista, publicista, "vaticanista" con gran predicamento entre los católicos mexicanos, abonado totalmente a la errática acusación contra el papa Francisco... posando junto a tipos como David Duke, ex-dirigente del Ku Kux Klan, algo que lo dice todo.

      Si mis rudimentarias habilidades en fisonomía no me fallan, en el grupo hay otro español, supongo que también procedente del mundillo neonazi de CEDADE.

      Imaginemos la corrupción de la idea de Hispanidad que supone semejante injerto, semejante híbrido contra natura.

      Nuestra querido México tiene la más potente dosis de veneno contra la hispanidad, inyectado en sus venas precisamente por ser un país clave en ella. Es el que otrora fuera más próspero,  el más poblado, también fue y en buena parte sigue siendo muy católico, esta en la línea de choque con el mundo anglo y... los enemigos de nuestra Hispanidad no pueden permitir una reconciliación de ese país consigo mismo ni con la misma España, puente clave en la necesaria Reconquista o reconstrucción. Si por un lado está infectado por el identitarismo amerindio -el indigenismo- por el otro la reacción está siendo narcotizada por un identitarismo falsohispanista, falsotradicionalista o como queramos verlo, en el cual CEDADE juega, como vemos, un factor relevante.

      Sin más, dejo ahí otra vez más mi sincera felicitación al autor de ese escrito. Enhorabuena por su clarividencia y fineza, desde luego hace falta tener personalidad para ser capaz de sustraerse a esa falsa polarización con que se está tratando de aniquilar el hispanismo.

       





        • Excellent (25 positive and improvement points)
      • 17 replies
    • La libertad sexual conduce al colapso de la cultura en tres generaciones (J. D. Unwin)
        • An applause (10 positives and 5 improvement points)
        • Extraordinary (100 positive and improvement points)
    • Traigo de la hemeroteca un curioso artículo de José Fraga Iribarne publicado en la revista Alférez el 30 de abril de 1947. Temas que aborda: la desastrosa natalidad en Francia; la ya muy tocada natalidad española, especialmente en Cataluña y País Vasco; las causas espirituales de este problema, etc.

      Si rebuscáis en las hemerotecas, hay muchos artículos de parecido tenor, incluso mucho más explícitos y en fechas muy anteriores (finales del s. XIX - principios del s. XX). He traído este porque es breve y no hay que hacer el trabajo de escanear y reconocer los caracteres, que siempre da errores y resulta bastante trabajoso, pues ese trabajo ya lo ha hecho la Fundación Gustavo Bueno.

      Señalo algunos hechos que llaman la atención:

      1) En 1947 la natalidad de Francia ya estaba por los suelos. Ni Plan Kalergi, ni Mayo del 68, ni conspiraciones varias.

      2) Pero España, en 1947 y en pleno auge del catolicismo de posguerra, tampoco estaba muy bien. En particular, estaban francamente mal regiones ricas como el País Vasco y Cataluña. ¿Será casualidad que estas regiones sean hoy en día las que más inmigración reciben?

      3) El autor denuncia que ya en aquel entonces los españoles estaban entregados a una visión hedonística de la existencia, que habían perdido la vocación de servicio y que se habían olvidado de los fines trascendentes. No es, por tanto, una cosa que venga del Régimen del 78 o de la llegada al poder de Zapatero. Las raíces son mucho más profundas.

      4) Señala que el origen de este problema es ético y religioso: se ha perdido la idea de que el matrimonio tiene por fin criar hijos para el Cielo. Pero también se ha perdido la idea del límite: las personas cada vez tienen más necesidades y, a pesar de que las van cubriendo, nunca están satisfechas con su nivel de vida.

      Este artículo antiguo ilumina muchas cuestiones del presente. Y nos ayuda a encontrarle solución a estos problemas que hoy nos golpean todavía con mayor fuerza. Creo que puede ser de gran provecho rescatar estos artículos.
        • I like (5 positives and 3 improvement points)
        • An applause (10 positives and 5 improvement points)
    • En torno a la posibilidad de que se estén usando las redes sociales artificialmente para encrespar los ánimos, recojo algunas informaciones que no sé sin son importantes o son pequeñas trastadas.

      Recientemente en Madrid se convocó una contramanifestación que acabó con todos los asistentes filiados por la policía. Militantes o simpatizantes de ADÑ denuncian que la convocó inicialmente una asociación fantasma que no había pedido permiso y cuyo fin último podría ser provocar:

      Cabe preguntarles por qué acudieron a una convocatoria fantasma que no tenía permiso. ¿Os dais cuenta de lo fácil que es crear incidentes con un par de mensajes en las redes sociales?

      Un periodista denuncia que se ha puesto en marcha una campaña titulada "Tsunami Español" que pretende implicar a militares españoles y que tiene toda la pinta de ser un bulo de los separatistas o de alguna entidad interesada en fomentar la discordia:

      El militar rojo que tiene columna en RT es uno de los que difunde la intoxicación:

      Si pincháis en el trending topic veréis que mucha gente de derechas ha caído en el engaño.

      Como decía, desconozco la importancia que puedan tener estas intoxicaciones. Pero sí me parece claro que con las redes sociales sale muy barato intoxicar y hasta promover enfrentamientos físicos con unos cuantos mensajes bien dirigidos. En EEUU ya se puso en práctica lo de citar a dos grupos contrarios en el mismo punto para que se produjesen enfrentamientos, que finalmente ocurrieron.
        • An applause (10 positives and 5 improvement points)
    • Una teoría sobre las conspiraciones
      ¿A qué se debe el pensamiento conspiracionista que tiene últimamente tanto auge en internet? Este artículo baraja dos causas: la necesidad de tener el control y el afán de distinguirse de la masa.
        • An applause (10 positives and 5 improvement points)
      • 67 replies
  • Recently Browsing

    No registered users viewing this page.

  • Who's Online (See full list)

    • Chrome(6)
    • Bingbot(14)
    • Isaac Peral
    • Facebookexternalhit(1)
×