Jump to content
Hispanorromano

Una tesis sobre Nietzsche y sobre Prusia

Recommended Posts

Leyendo un libro sobre la recepción de Nietzsche en España, he topado con un párrafo de Pompeyo Gener que me sirve para proponer una tesis sobre Alemania, o más exactamente sobre Prusia, que llevo tiempo sopesando.

Cita

Alemán de nacimiento, pero Eslavo de origen, y de punto en que dicha raza se mezcló con la ugrofinesa ó turcoaltaica, este pensador padece el atavismo conquistador de algunos de los soldados que, sin más derecho que el de la fuerza, vinieron con Gengiskán á apoderarse de Europa. Esta inversión del Héroe nos parece más propia del Turán que del Irán; su origen está mejor en el Altai que en la Bactriana. El Superhombre que Nietzsche juzga rubio no es más que amarillo. Por las venas de su Zarathustra corren gotas de la sangre de Atila.

Á Nietzsche le pasa lo contrario que á nuestro amigo Richepin: éste, siendo un  verdadero greco-latino, obstinase en ser Turanio; y Nietzsche, que defiende tenazmente á la raza Aria, es un verdadero caso de atavismo Tártaro. Su pensamiento podrá ser germánico, pero sus aficiones, sus impulsos, sus tendencias, son mogolas. Sus armonías serán Arias, si se quiere, pero la melodía en él resultará siempre turania. Todo lo indica en él desde su figura hasta su manera de proclamar el Superhombre. Su afirmación de que cada día irán aumentándose los ejércitos y de que la guerra armada, realizándose con mayor energía y Ciencia, producirá una era dictatorial que los siglos futuros miraran con entusiasmo; su panegírico del Napoleón Emperador, no del Bonaparte republicano; su admiración de las tiránicas castas privilegiadas del antiguo Oriente; la apología del animal humano carnicero sin más ley que sus impulsos; todo eso revela al mogol, que no respeta más derecho que el de la fuerza armada, ni más soberanía que la que ejerce su caudillo desde su caballo con el látigo y el sable.

También la propensión á admirar el mal (ó lo que como mal se considera desde el fin de la Edad Antigua), á glorificar la inmolación de los débiles, a creer necesarios la crueldad y el dolor, son tendencias que presentan los pueblos de la raza amarilla.

Pompeyo Gener, Inducciones, pp. 292-293.

Pompeyo Gener era uno de los catalanistas que utilizaba argumentos racistas contra los castellanos. El personaje es verdaderamente lamentable. No obstante, hay que que tener en cuenta que es de los primeros introductores de Nietzsche en España, junto con el poeta Joan Maragall, y que es un entusiasta seguidor de sus ideas, por lo que no hay entender sus palabras como dictadas por la animadversión contra el intelectual prusiano (me niego a llamarlo filósofo).

Si esta tesis se interpreta en clave racial, sería un completo disparate, porque los genes no explican las ideas de las personas ni su comportamiento. Pero se puede interpretar en clave de cultura y costumbres. Puede que la pseudofilosofía de Nietzsche tenga más que ver con el espíritu asiático que con el Occidente cristiano y romano. Y puede que Prusia, con todos los defectos que habitualmente asociamos a los prusianos, esté más cerca de Asia que de Europa. Quizá una parte de los pueblos germanos tienen unas costumbres muy parecidas a las de sus vecinos rusos. Y quizá no es casualidad que las salvajadas más grandes del siglo XX tuviesen lugar en esas dos naciones contiguas.

Lo planteo como simple tesis cultural que puede —y debe— ponerse en duda.

Share this post


Link to post
Share on other sites
En 25/8/2019 a las 5:43, Hispanorromano dijo:

Quizá una parte de los pueblos germanos tienen unas costumbres muy parecidas a las de sus vecinos rusos. Y quizá no es casualidad que las salvajadas más grandes del siglo XX tuviesen lugar en esas dos naciones contiguas.

La genética no puede explicar las ideas de las personas pero la lengua y la cultura sí, y en este caso, los orígenes históricos están emparentados en las tribus bárbaras, de donde procede el pueblo de Rus (Varegos), que llegó hasta Constantinopla y fue el introductor de la religión ortodoxa en lo que hoy es Rusia, y a la que también deben los rusos el nombre de su nación.

Los romanos ya andaban finos cuando denominaron a todas aquellas tribus como "bárbaras".

Share this post


Link to post
Share on other sites
hace 16 horas, Vanu Gómez dijo:

¿Podría encajar en tu tesis el maltrato histórico de la nación polaca (y lituana?) bajo esa pinza de naciones de genio parcialmente asiático?

Encaja, encaja.

hace 9 horas, Español dijo:

La genética no puede explicar las ideas de las personas pero la lengua y la cultura sí, y en este caso, los orígenes históricos están emparentados en las tribus bárbaras, de donde procede el pueblo de Rus (Varegos), que llegó hasta Constantinopla y fue el introductor de la religión ortodoxa en lo que hoy es Rusia, y a la que también deben los rusos el nombre de su nación.

Los romanos ya andaban finos cuando denominaron a todas aquellas tribus como "bárbaras".

Sí, además las regiones germanas han sufrido invasiones de pueblos mongoles que han podido imprimirles cierto carácter.

Me alegro de que hayáis tomado mi tesis como lo que es: una especulación cultural o histórica que no trata de demonizar a determinados pueblos en función de sus genes. Soy particularmente hostil al determinismo biológico.

Quizá mi tesis no es enteramente original. Algún texto recuerdo haber leído en el que se apuntaba al carácter parcialmente asiático de Prusia, pero no sabría decir dónde. Desde luego, el pensamiento de Nietzsche es claramente asiático en el momento que se reclama de Zoroastro y en contra de Cristo.

Por cierto, tenéis alguna idea de la etimología de "Prusia"? ¿Puede guardar alguna relación con "Rusia" o su parecido es una simple casualidad?

En el caso de Marx, Hegel, Schopenhauer, Fichte, etcétera, ¿sabemos si también son de la parte de Prusia?

Share this post


Link to post
Share on other sites

En este enlace se hace una pormenorizada historia de la formación de todos esos pueblos que es bastante interesante (y entretenida) de leer. Mencionan a los protoprusianos o "yatvigos" entre los pueblos que tenía relación con los "varegos", pero no dice nada de que el origen fuese común:

Los Principados Rusos Rjurikidas desde su creación hasta la unificacion de Ivan III el Grande (862-1505)

Por otro lado, en estos enlaces de la wikipedia, se menciona el origen etimológico de Prusia, y al parecer su origen es anterior a la de los propios pueblos germanos:

https://es.wikipedia.org/wiki/Prusia

https://es.wikipedia.org/wiki/Prusianos

 

Share this post


Link to post
Share on other sites

Gracias por la información, Español.

Me llama la atención que a los prusianos también se les llamase pruteni, que me recuerda a los ruteni, otra forma de decir rusos (durante un tiempo se les llamó rutenos a los ucranianos ).

Hay discusiones en Quora sobre el tema. La mayoría niega la relación etimológica entre ambos nombres, pero no parece que sus fuentes pasen de la Wikipedia. Otros hablan de cierta relación (también se llamaba borusios a los prusianos, que podría venir de Po-Rusia, el pueblo cerca de Rusia), pero no acaban tampoco de presentar argumentos rotundos. No veo argumentos concluyentes por ninguno de los dos lados. Realmente sería una gran casualidad que dos pueblos contiguos, unos eslavos y otros baltoeslavos, tengan un nombre tan similar y que esto se deba al azar. Pero tampoco se puede afirmar ninguna relación etimológica si no hay un estudio serio que la demuestre.

Otra cosa que me llama la atención es que los prusianos se convirtieron al cristianismo en fecha muy tardía, casi a final del siglo XIII, después de las cruzadas que organizaron alemanes y polacos. (Por cierto, en estas cruzadas no tienen ningún interés los modernos cantores de las cruzadas.) Es una conversión muy tardía. Y total, en cosa de dos siglos se pasaron al protestantismo, así que dentro de la Iglesia católica estuvieron muy poco tiempo. Quizá eso sea parte del problema.

He buscado el lugar de nacimiento de algunos de los filósofos alemanes más célebres:

Marx, nacido en Treveris, Reino de Prusia.

Kant, nacido en Königsberg, Prusia.

Fichte, nacido en Rammenau, Sajonia (que si no me equivoco es parte de Prusia)

Nietzsche, nacido en Röcke, Prusia.

Schopenhauer, nacido en Danzig, Prusia, aunque en épocas ha sido de Polonia.

Herder, nacido en Mohrungen, Prusia.

Schlegel, nacido en Hannover, Baja Sajonia (¿parte de Prusia?).

Hegel, nacido en Stuttgart, Baden-Wurtemberg (creo que no es Prusia).

Salvando a este último filósofo —que, no obstante, era muy devoto de Prusia— no parece que el grueso de la destructiva filosofía alemana se origine en las regiones más occidentales del país. La voz cantante desde luego la lleva la parte prusiana de Alemania, la que menos influencia católica tiene.

Share this post


Link to post
Share on other sites

En la lista de filósofos alemanes que han tenido un impacto negativo en el mundo moderno y que son oriundos de Prusia habría que sumar dos más:

Ernst Haeckel, nacido Potsdam, Prusia. Era naturalista pero también era filósofo (Liga Monista, etc).

Max Stirner, nacido en Leipzig, Sajonia (Prusia). Gran influencia en Nietzsche, en el anarquismo y en el individualismo misantrópico de izquierdas o de derechas.

No sé si Vanu me puede hacer el favor de revisar la lista del mensaje anterior y verificar que no haya ningún error en la adscripción a Prusia, ya que no sé exactamente qué regiones se consideran parte de Prusia. Más que nada la duda estaría en los dos últimos filósofos de la lista, de Baja Sajonia y Baden-Wurtemberg (esta última región no sería Prusia, según indiqué).

Share this post


Link to post
Share on other sites

No existe una línea oficial clara pero recomiendo utilizar la frontera -no os riáis traidores, que no es broma, jajaja- "ecuador de la salchicha blanca", una especie de frontera mental entre el sur alemán y los prusos.

Ahí podemos tener una referencia

 

Karte_Wei%C3%9Fwurst%C3%A4quator.png

Share this post


Link to post
Share on other sites

En la lista de filósofos alemanes de renombre se me olvidaron dos muy importantes, uno de los cuales cumple con la regla y el otro no:

Ludwig Feuerbach, nacido en Landshut, Baviera (por tanto, no prusiano).

Friedrich Engels, nacido en Barmen-Elberfeld, Prusia.

También hay otro filósofo que tuvo mucha importancia en España, aunque en Alemania y en el resto del mundo yo creo que no lo conoce ni la madre que lo parió:

el famoso Krause, nacido en Eisenberg, parte oriental de Turingia (si no tengo mal entendido se considera Prusia; en cualquier caso era hijo de un ministro protestante).

Os prometo que no he ido buscando expresamente a los filósofos que cuadrasen con mi tesis. Simplemente he anotado los filósofos alemanes importantes que me venían a la cabeza y luego he ido a mirar a la Wikipedia su lugar de nacimiento. A medida que he ido haciendo la lista he visto que la mayoría, salvo Feuerbach y Hegel, eran prusianos. No se trata de defender un determinismo geográfico; pero sí que parece que esta nueva filosofía tiene sus raíces en la cultura protestante, en la parte prusiana de Alemania.

Pero no sé si esta lista es la más correcta. Quizá @Gerión, que controla de filosofía, pueda indicar si faltan filósofos importantes en la lista o si, por el contrario, he incluido a filósofos menores.

Share this post


Link to post
Share on other sites

Al parecer hubo mucha más gente en el campo católico que vio una secreta afinidad entre Rusia y Prusia, y que consideraba a este último país una prolongación de la "barbarie asiática" que quería destruir el mundo católico y romano. Iré recogiendo algunos textos que he encontrado sobre la cuestión.

Uno de los autores que más trató este tema fue Henri Massis, intelectual católico de la Acción Francesa, enemigo jurado del hitlerismo pero muy simpatizante de Mussolini y de Franco, a los que llegó a entrevistar. Publicó el libro Los cadetes del Alcázar en defensa del bando nacional y redactó diversos manifiestos y artículos en defensa de esta causa, alguno de ellos verdaderamente delicioso y que me gustaría traducir en un futuro, pues traza muy claramente las diferencias entre el incipiente régimen español y la Alemania hitleriana, además de incluir interesantes declaraciones de Franco sobre el tema. Gran amigo de España, publicó varias revistas hispano-francesas y fue fundador de una asociación de Amistad Hispano-francesa.

Henri Massis publicó un libro que en español se tradujo como Defensa del Occidente, en el que exponía los peligros que se cernían sobre la Europa católica por la acción de Rusia y de Alemania. Extraigo unos párrafos de una reseña del citado libro que se publicó en una revista catalana (creo que todos seremos capaces de entender el catalán aunque se nos escape alguna palabra o expresión) en 1927, aunque el libro de Massis se publicó en español mucho más tarde:

Cita

Arribem, per fi, a l'examen del darrer i potser millor llibre d'Henri Massis, Défense de l'Occident, suara aparegut.

Amb una clara visió de la responsabilitat de la intelligència davant d'unperill imminent; en mig de l'afinitat chor de filòsofs i literats europeus quecanten a l'unison les excellències de l'Orient, Massis ha llançat la seva va-lenta nota discordant. El seu darrer llibre arriba, just, a la seva hora precisa. L'Occident —la civilització occidental — està seriosament amenaçat, correun greu risc d'esfondrament. Com a les acaballes de l'Imperi romà, l'Orients'aixeca imponent, al seu davant, disposat a dominar-lo, a esclavitzar-lo. Germans, escites i mongols, com una monstruosa serpent apocalíptica, coalitzats contra l'enemic comú, estan a l'aguait davant llur presa —fascinada, desmoralitzada i a punt ja de lliurar-se— en espera del moment oportú per aengolir-la. Àsia vol l'ànima de l'Occident, vol imposar a la nostra Europav acillant la seva civilització estantissa. L'hora és greu i la inconsciència europea davant del perill groc —mai aquest fantasma no havia estat com ara amenaçador — inexplicable. Jacques Bainville ho ha dit: "La intensa fermentació de l'Àsia, les conseqüències de la qual poden ésser incalculables pera l'Occident, és tan poc compresa, com ho era dels darrers romans l'agitació dels pobles bàrbars."

Contra aquest perill asiàtic, seriós i apremiant, Henri Massis ha aixecat una sòlida barrera ideològica. Quina més noble tasca, en aquests moments, quina més urgent i punyent qüestió, que aquesta requisitòria a favor de l'Occident? El nostre deure d'occidentals és defensar l'Occident; no podem defugir la nostra clara responsabilitat. Fidel a la missió depuradora, redreçadora i definidora que ell mateix s'ha assenyalat, ha sabut compendre el seu deure actual amb una gran lucidesa. Armat amb la seva poderosa força dialéctica, amb un petit volum, ple a vessar d'arguments irrefutables, ata-peït de sana doctrina i d'erudició aclaparadora, ha enderrocat les sofistiques edificacions imponents dels inconscients —o tendenciosos — apòstols de l'asiatisme.

De la guerra —sempre la fita tràgica al mig del camí!— ençà, els idealsde l'Occident han estat, acarnissadament i reiteradament, combatuts. Davantd'una Europa afeblida, descomposta i avilida, hom ha fet centellejar el fascinador miratge oriental, i la Coneixença de l'Est, hipnotitzadora, ha seduïtnombre d'esperits febles i de voluntats vacillants. L'Oest ha estat atacat entotes les manifestacions de la seva activitat.

Amb el pretext —ens diu Massis— d'aportar-li el que necessita, és a ladispersió definitiva de l'herència de la nostra cultura, de tot allò que fa que l'home occidental es mantingui encara en peu, que un cert asiatisme ens disposa. Personalitat, unitat, estabilitat, autoritat, continuïtat, heus ací lesidees mares de l'Occident. Es tracta de dissociar-les, a profit d'un ascetisme equívoc en elqual les forces de la persona humana es dissolen i retornen al no-res.

La lloable reacció idealista després del carnatge, les impulsions envers l'Ordre, en llurs diverses manifestacions, que han sorgit bruscament en migde la sorda disbauxa del neón materialitzat de la post-guerra —aquesta societat que sembla voler gaudir desesperadament del que potser aviat no estarà ja al seu abast —, han estat deliberadament aprofitats pels propagadors i apologistes de la cultura i de les civilitzacions asiàtiques. Hom ha presentat el missatge oriental com un retorn a l'espiritualitat perduda. Nosaltres ma-teixos potser, Inés d'una vegada, ens haurem deixat sorpendre, i haurempogut dubtar amb l'alemany Robert E. Curtius, si calia combatre la malaltia asiàtica amb una fèrria disciplina, o bé si no havíem de veure-hi més que el contacte fecund de l'Occident i de l'Orient, del qual podia resultar un re-joveniment de l'ànima europea. Massis ha vingut a demostrar la falsedatd'aquestes insidioses insinuacions. El gran debat Occident-Orient resta obert,la batalla presentada i acceptada, "a les forces de l'esperit correspon d'orga-nitzar la defensa".

En el llibre que ens ocupa posa Massis en evidència els arguciosos maneigs dels enemics de l'Occident, demostra les desastroses conseqüències dellur possible victòria. Tractarem de resumir-nel'essència.

Tres perillosos abismes s'obren, a l'hora actual, davant l'Oest amodor-rat: l'asiatisme, el germanisme i l'eslavisme. Aquests tres paranys, de fet, queden reduïts a un sol: ja que eslaus i germànics no són més que instruments i conductors del funest asiatisme que es disposa a envair-nos. Alemanya, despitada contra una cultura que la menà a la desfeta, avergonyida delseu fracàs, ha confós en un idèntic menyspreu tota la civilització europea,culpable als seus ulls del venciment irreparable, i ha implorat l'ajuda de l'Orient. Alemanya, que sempre havia hesitat entre la mística oriental i la cultura llatina, que sempre havia mostrat afinitats amb l'Extrem-Orient, davant la fallida d'un món en la supremacia del qual havia somiat, no ha vacillat a acollir i fomentar els gèrmens d'un asiatisme destructor. Dos homes, dues obres, que han assolit dintre el alón germànic un èxit sense precedents, són clarament simptomàtics i evidenciadors d'aquest equívoc estat d'esperit: Oswald Spengler, amb Der Untergarig des Abendlandes —llibre en el qual, enaplicar el procés humà a les civilitzacions, hom declara caducada i vençuda l'occidental i definitivament clos el cicle cultural al qual aquesta pertany—, i Hermann Keyserling, imbuït d'un messianisme egolàtric, amb el Diari deviatge d'un filòsof i la seva utòpica escola de Darmstadt, han estat seguits iaclamats pels nuclis intelllectuals alemanys. La Decadència de l'Occident ha aconseguit una difusió mundial, insòlita en una obra filosòfica. Aquestes manifestacions esporàdiques permeten d'afirmar que Alemanya està avui disposada a unir-se als escites i als eslaus per a gendre venjança de l'Occident i aconsolar-se així de l'esfondrament definitiu de la seva Kultur.

Rússia, el furor ambiciós de la qual no és tampoc altra cosa que una cobertora de l'odi asiàtic davant tina civilització que el desastre mundial li hafet sospitosa d'inferioritat envers l'oriental, vol escapar del jou europeu, ansieja de retornar lliurement a l'Àsia, objecte d'atàviques enyorances. Poble semi-bàrbar, lliurat a la tirania dels instints, el seu ideal és el retorn a l'estat salvatge primitiu. En comptes d'ésser l'avantguarda d'Europa dintre l'Àsia,manifesta vivíssims desigs d'esdevenir novament, com abans de Pere el Gran, l'avantguarda de l'Àsia dins l'Europa. És el més implacable i refinat enemic de l'Occident. "Entre Europa i nosaltres —digué Tiuchev— no pot haver-hi negociacions ni armistici; la vida de l'una és la mort de l'altra." I,com ja profetitzava Renan, segons ens reporta ara Henri Massis, "l'esclau, com el Dragó de l'Apocalipsi, la cua del qual escombra la tercera part dels estels, arrossegarà al seu darrera tot el ramat de l'Àsia central, l'antiga clientela dels Gengiskhan i dels Tamerlan". La filosofia alemanya i el misticisme rus no són més que màscares xineses darrera les quals els ulls oblics dels asiàtics aguaiten la nostra feblesa d'occidentals.

El risc, intellectualment, ideològicament, és molt més greu del que sembla. L'atracció de l'Orient és poderosíssima i seductora. Les religions asiàtiques tendeixen a la dissolució de la personalitat, a la destrucció de la concepció occidental i cristiana de la humanitat. El budisme, "caos intellectual i moral, caigut de la incoherència a la descomposició", les teosofies orientals, són es-sencialment passius, anulladors de la voluntat. Les modernes interpretacions de Mahatma Gandhi i de Rabindranath Tagore ofereixen, per la mateixacausa, un perillós i decadent encís. EI nirvana deis deixebles de Çakya-Muníés un ver cant de sirena per a les nostres gastades sensibilitats occidentals. Hom comprèn fàcilment la poderosa atracció de la blanor acomodatícia d'unareligió el fundador de la qual ofereix la certesa d'una pròxima i fatal des-iliurança: "Envers tots sóc igual, per als que em fan pena com per als queem donen joia — diu Buda — no conec inclinació ni odi. En el plaer i enel dolor, romanc impassible; en l'honor i en l'absència d'honor, pertot res-to semblant, aquesta és la perfecció de la meva unitat d'ànima".

Havem de reaccionar contra aquest perniciós encantament. En l'acció continuada que el cristianisme exigeix dels seus adeptes, en el constant laborar a la recerca d'una perfecció sabuda inassolible, trobarem el remei, l'antídot indispensable

Tinguem presents les conseqüències d'un triomf asiàtic damunt la civilització de l'Oest. La ideologia oriental infiltrant-se i intoxicant els cer-vells europeus, pot menar-nos de la més puixant dominació a la niés avilidora decadència. I, en l'ordre dels fets, podria venir un dia no llunyà en elqual els europeus fossin foragitats de l'Àsia —recents esdeveniments podendemostrar-nos l'evidència i la imminència aclaparadores d'aquest risc—, i que l'Occident esdevingués la presa de les allaus grogues, follament assedegades de destrucció.

El gran llibre de Massis —llibre de tesi per excellència— amb el re mei individual que més amunt havem assenyalat, ens dóna també la solució colectiva, la solució que podríem anomenar política. Atribueix la causa del'afebliment occidental, la seva debilitat davant la brusca escomesa asiática, a la manca d'unitat política i ideològica, a la ruptura moral d'equilibri que la revolució francesa inicià i la guerra consumà definitivament. Amb Charles Maurras, amb Chesterton, contra l'anarquia espiritual i la dissociació actual entre les nacions europees, recomana el retorn a la unitat catòlica del'Edat mitjana, aquells temps florents en què totes les races cristianes estaven federades sota la doctrina acollidora del Crist. Pugui ésser escoltadala seva apostòlica crida; secundada la seva saludable croada espiritual, enmig de l'embrutidora onada de materialisme que ha ofegat fins ara tantes i tan generoses impulsions idealistes.

Lluís Montanya, Henri Massis: Défense de l'Occident, La nova revista, vol. II, n.º 6, junio de 1927, pp. 153-159. [Ver en hemeroteca digital]

Share this post


Link to post
Share on other sites

Create an account or sign in to comment

You need to be a member in order to leave a comment

Create an account

Sign up for a new account in our community. It's easy!

Register a new account

Sign in

Already have an account? Sign in here.

Sign In Now

  • Corazón Español is a community of forums founded in October 2017, aimed at promoting harmony and the common good from the universal perspective of Hispanic Catholic culture and tradition. The registration of a personal account is public and free, and allows you to participate in general forums, create forums communities, and enjoy different services in accordance with the rules of participation. Register now if you do not have your user account yet.

     

    Spanish Heart

  • Popular Now

  • Our picks

    • https://www.mundorepubliqueto.com/2020/05/01/no-todo-lo-que-brilla-es-oro/

      Una vez más, por aprecio a estos amigos dejo solo el enlace para enviar las visitas a la fuente.

      Solo comento la foto que ponen de un congreso internacional identitari que hubo un México. Ahí se plasma el cáncer que han supuesto y parece que aún sigue suponiendo aquella enfermedad llamada CEDADE. En dicha foto veo al ex-cabecilla de CEDADE, Pedro Varela -uno de esos nazis que se dicen católicos- junto a Salvador Borrego -que si bien no era nazi, de hecho es un mestizo que además se declara hispanista y favorable a la mezcla racial propiciada por la Monarquía Católica,  sí que simpatizó con ellos por una cuestión que quizá un día podamos comentar- uno de los "revisionistas" más importante en lengua española, así como el también mexicano Alberto Villasana, un escritor, analista, publicista, "vaticanista" con gran predicamento entre los católicos mexicanos, abonado totalmente a la errática acusación contra el papa Francisco... posando junto a tipos como David Duke, ex-dirigente del Ku Kux Klan, algo que lo dice todo.

      Si mis rudimentarias habilidades en fisonomía no me fallan, en el grupo hay otro español, supongo que también procedente del mundillo neonazi de CEDADE.

      Imaginemos la corrupción de la idea de Hispanidad que supone semejante injerto, semejante híbrido contra natura.

      Nuestra querido México tiene la más potente dosis de veneno contra la hispanidad, inyectado en sus venas precisamente por ser un país clave en ella. Es el que otrora fuera más próspero,  el más poblado, también fue y en buena parte sigue siendo muy católico, esta en la línea de choque con el mundo anglo y... los enemigos de nuestra Hispanidad no pueden permitir una reconciliación de ese país consigo mismo ni con la misma España, puente clave en la necesaria Reconquista o reconstrucción. Si por un lado está infectado por el identitarismo amerindio -el indigenismo- por el otro la reacción está siendo narcotizada por un identitarismo falsohispanista, falsotradicionalista o como queramos verlo, en el cual CEDADE juega, como vemos, un factor relevante.

      Sin más, dejo ahí otra vez más mi sincera felicitación al autor de ese escrito. Enhorabuena por su clarividencia y fineza, desde luego hace falta tener personalidad para ser capaz de sustraerse a esa falsa polarización con que se está tratando de aniquilar el hispanismo.

       





        • Excellent (25 positive and improvement points)
      • 32 replies
    • La libertad sexual conduce al colapso de la cultura en tres generaciones (J. D. Unwin)
        • An applause (10 positives and 5 improvement points)
        • Extraordinary (100 positive and improvement points)
    • Traigo de la hemeroteca un curioso artículo de José Fraga Iribarne publicado en la revista Alférez el 30 de abril de 1947. Temas que aborda: la desastrosa natalidad en Francia; la ya muy tocada natalidad española, especialmente en Cataluña y País Vasco; las causas espirituales de este problema, etc.

      Si rebuscáis en las hemerotecas, hay muchos artículos de parecido tenor, incluso mucho más explícitos y en fechas muy anteriores (finales del s. XIX - principios del s. XX). He traído este porque es breve y no hay que hacer el trabajo de escanear y reconocer los caracteres, que siempre da errores y resulta bastante trabajoso, pues ese trabajo ya lo ha hecho la Fundación Gustavo Bueno.

      Señalo algunos hechos que llaman la atención:

      1) En 1947 la natalidad de Francia ya estaba por los suelos. Ni Plan Kalergi, ni Mayo del 68, ni conspiraciones varias.

      2) Pero España, en 1947 y en pleno auge del catolicismo de posguerra, tampoco estaba muy bien. En particular, estaban francamente mal regiones ricas como el País Vasco y Cataluña. ¿Será casualidad que estas regiones sean hoy en día las que más inmigración reciben?

      3) El autor denuncia que ya en aquel entonces los españoles estaban entregados a una visión hedonística de la existencia, que habían perdido la vocación de servicio y que se habían olvidado de los fines trascendentes. No es, por tanto, una cosa que venga del Régimen del 78 o de la llegada al poder de Zapatero. Las raíces son mucho más profundas.

      4) Señala que el origen de este problema es ético y religioso: se ha perdido la idea de que el matrimonio tiene por fin criar hijos para el Cielo. Pero también se ha perdido la idea del límite: las personas cada vez tienen más necesidades y, a pesar de que las van cubriendo, nunca están satisfechas con su nivel de vida.

      Este artículo antiguo ilumina muchas cuestiones del presente. Y nos ayuda a encontrarle solución a estos problemas que hoy nos golpean todavía con mayor fuerza. Creo que puede ser de gran provecho rescatar estos artículos.
        • I like (5 positives and 3 improvement points)
        • An applause (10 positives and 5 improvement points)
    • En torno a la posibilidad de que se estén usando las redes sociales artificialmente para encrespar los ánimos, recojo algunas informaciones que no sé sin son importantes o son pequeñas trastadas.

      Recientemente en Madrid se convocó una contramanifestación que acabó con todos los asistentes filiados por la policía. Militantes o simpatizantes de ADÑ denuncian que la convocó inicialmente una asociación fantasma que no había pedido permiso y cuyo fin último podría ser provocar:

      Cabe preguntarles por qué acudieron a una convocatoria fantasma que no tenía permiso. ¿Os dais cuenta de lo fácil que es crear incidentes con un par de mensajes en las redes sociales?

      Un periodista denuncia que se ha puesto en marcha una campaña titulada "Tsunami Español" que pretende implicar a militares españoles y que tiene toda la pinta de ser un bulo de los separatistas o de alguna entidad interesada en fomentar la discordia:

      El militar rojo que tiene columna en RT es uno de los que difunde la intoxicación:

      Si pincháis en el trending topic veréis que mucha gente de derechas ha caído en el engaño.

      Como decía, desconozco la importancia que puedan tener estas intoxicaciones. Pero sí me parece claro que con las redes sociales sale muy barato intoxicar y hasta promover enfrentamientos físicos con unos cuantos mensajes bien dirigidos. En EEUU ya se puso en práctica lo de citar a dos grupos contrarios en el mismo punto para que se produjesen enfrentamientos, que finalmente ocurrieron.
        • An applause (10 positives and 5 improvement points)
    • Una teoría sobre las conspiraciones
      ¿A qué se debe el pensamiento conspiracionista que tiene últimamente tanto auge en internet? Este artículo baraja dos causas: la necesidad de tener el control y el afán de distinguirse de la masa.
        • An applause (10 positives and 5 improvement points)
      • 77 replies
  • Recently Browsing

    No registered users viewing this page.

  • Who's Online (See full list)

    • Bingbot(10)
    • Googlebot(3)
    • Chrome(5)
×