Jump to content
Gerión

filosofía El "problema alemán" y los Tres Locos Prusianos: la necesidad de olvidar a Kant, Nietzsche y Marx

Recommended Posts

Genial. El artículo puede ser o que yo lo escriba "editando" lo que está aquí y doy crédito al foro o si quieren les creo cuentas de autor en la página para que lo escriban a su manera los autores :)

Share this post


Link to post
Share on other sites
hace 1 hora, Mundo Republiqueto dijo:

Genial. El artículo puede ser o que yo lo escriba "editando" lo que está aquí y doy crédito al foro o si quieren les creo cuentas de autor en la página para que lo escriban a su manera los autores :)

Hola Republiqueto, soy Sonotone, te propongo escribirlo/editarlo por mi parte, Gerión puede añadir lo suyo también y componer un único artículo. Dime cómo proceder para comunicarme contigo.

Share this post


Link to post
Share on other sites

Le diría a MR que se pasase por el principal hilo de Gerión, el dedicado a geopolítica hispánica. Probablemente sea de lo mejor que haya en la red y tuvimos la suerte de albergarlo aquí.

Hizo un buen trabajo en aquel hilo:

 

Share this post


Link to post
Share on other sites
hace 5 horas, Mundo Republiqueto dijo:

Genial. El artículo puede ser o que yo lo escriba "editando" lo que está aquí y doy crédito al foro o si quieren les creo cuentas de autor en la página para que lo escriban a su manera los autores :)

 

hace 4 horas, sonotone dijo:

Hola Republiqueto, soy Sonotone, te propongo escribirlo/editarlo por mi parte, Gerión puede añadir lo suyo también y componer un único artículo. Dime cómo proceder para comunicarme contigo.

Todo vuestro, metedle la estructura y perrerías que queráis. Incorporad mis ideas donde os dé la vena y donde haga falta, doy permiso. Hay que empezar a demoler la figura de esos titanes. Nos quitan la escolástica de siglos y nos obligan a estudiar delirios de sifilíticos. El único filósofo español que estudiábamos en mi generación era Ortega, el "PSOE" de los filósofos (o el filósofo del PSOE), ya está bien.

Como dice Luis Carlos Martín, Kant es literatura, es uno de los pilares opresivos de la tiranía radical subjetivista en la que vivimos y sólo nos queda reaccionar contra él. Las escuelas de filosofía están a por uvas, así que habrá que hacer filosofía donde se pueda.

Lo he dicho en otros espacios. Francia, Alemania y Gran Bretaña son la tríada antítesis de Grecia, Roma y Jerusalén, sólo se pueden entender así. Bárbaros entendiendo mal lo que se dice en el Sur, tergiversando cosas, porque ni siquiera lo que dicen es invento suyo (nada sale de la Nada).

Share this post


Link to post
Share on other sites

Gerión, ¿qué te parece el papel de los mamporrerillos de Alemania en toda la crisis actual? Me refiero a Holanda, Finlandia, Austria y nosequé otro paisillo de esos que se creen capaces de leerle la cartilla a España e Italia...

Share this post


Link to post
Share on other sites

Esperable. Funcionan como las tribus al otro lado del Limes.

Realmente todo el tema coronavirus ha representado una confirmación de las tesis hispanistas. Divisoria civilizacional, ausencia de Europa como realidad, decadencia norteamericana... No nos ha pillado por sorpresa.

En España debería verse como oportunidad para reindustrializarse. Vuelvo a repetir lo que decía Maeztu, aquí había que traer Ciencia e Industria y dejarse de todo lo demás, en vez de eso se trajeron las Letras (y las religiones foráneas) y nos olvidamos de lo primero.

Share this post


Link to post
Share on other sites
hace 3 minutos, Gerión dijo:

Esperable. Funcionan como las tribus al otro lado del Limes.

Realmente todo el tema coronavirus ha representado una confirmación de las tesis hispanistas. Divisoria civilizacional, ausencia de Europa como realidad, decadencia norteamericana... No nos ha pillado por sorpresa.

En España debería verse como oportunidad para reindustrializarse. Vuelvo a repetir lo que decía Maeztu, aquí había que traer Ciencia e Industria y dejarse de todo lo demás, en vez de eso se trajeron las Letras (y las religiones foráneas) y nos olvidamos de lo primero.

sí, les hemos comprado mercancía averiada ideológica y a cambio les hemos regalado nuestra capacidad productiva material... que hay que reconocer fue bastante desarrollada  durante el régimen anterior.

Share this post


Link to post
Share on other sites
2 hours ago, Gerión said:

 

Todo vuestro, metedle la estructura y perrerías que queráis. Incorporad mis ideas donde os dé la vena y donde haga falta, doy permiso. Hay que empezar a demoler la figura de esos titanes. Nos quitan la escolástica de siglos y nos obligan a estudiar delirios de sifilíticos. El único filósofo español que estudiábamos en mi generación era Ortega, el "PSOE" de los filósofos (o el filósofo del PSOE), ya está bien.

Como dice Luis Carlos Martín, Kant es literatura, es uno de los pilares opresivos de la tiranía radical subjetivista en la que vivimos y sólo nos queda reaccionar contra él. Las escuelas de filosofía están a por uvas, así que habrá que hacer filosofía donde se pueda.

Lo he dicho en otros espacios. Francia, Alemania y Gran Bretaña son la tríada antítesis de Grecia, Roma y Jerusalén, sólo se pueden entender así. Bárbaros entendiendo mal lo que se dice en el Sur, tergiversando cosas, porque ni siquiera lo que dicen es invento suyo (nada sale de la Nada).

Grande. Te confieso que dices cosas tan geniales que me da verguenza apropiarmelas, en serio preferiría darte un rol de escritor en mi página. Seguro que no quieres? Sin compromiso ajajaja, pero es que en serio, voy a poner las cosas casí que literalmente como las dices y voy a sentir que estoy plagiando.

Share this post


Link to post
Share on other sites

Qué guay, tenemos al gran Gerión por aquí. Ya le echaba en falta. ¡Para adelante como los de Alicante!

Share this post


Link to post
Share on other sites

Un parrafito del "filósofo" Schopenhauer que adelanta el animalismo en clave antisemita y anticristiana:

Cita

(...) se imponga una verdad inmediatamente cierta y evidente por sí misma para cualquier persona de sano intelecto, no obnubilado por el foedor iudaicus, una verdad que no puede ser por más tiempo marginada: que los animales, en todos los aspectos principales y esenciales, son exactamente lo mismo que nosotros, y que la diferencia consiste sólo en el grado de inteligencia, o sea, de actividad cerebral, que sin embargo permite grandes diferencias entre los diversos géneros de animales (...) los animales dejarán de ser seres privados de todo derecho y, en consecuencia, dejarán de estar expuestos a la arbitraria maldad y a la crueldad de cualquier bellaco brutal.

[...]

Ha llegado la hora de poner fin en Europa a la concepción judía de la naturaleza, al menos en lo que respecta a los animales, y de reconocer y respetar la eterna esencia que, como en cada uno de nosotros, vive también en ellos. ¡Sabedlo! ¡Recordadlo! Es algo serio e irrebatible, incluso si cubrís Europa entera con vuestras sinagogas. Hay que estar ciegos y privados de todos los sentidos o del todo cloroformizados por el foedor iudaicus para no reconocer que el animal en todo lo esencial es la misma cosa por completo que nosotros, y que la diferencia está sólo en aspectos accidentales, en el intelecto, pero no en la sustancia que es la voluntad. El mundo no es la obra de un fabricante, ni los animales son un producto de fábrica para nuestro uso y consumo. Semejantes opiniones deberían quedar recluidas en las sinagogas y en las aulas de filosofía, que en sustancia no son cosas demasiado diversas entre sí.

Arthur Schopenhauer, El dolor del mundo y el consuelo de la religión (Paralipómena 134-182), Alberadán, Madrid 1998.

Íñigo Ongay de Felipe, Schopenhauer y los animales

A ver si @Gerión vuelve a pasarse por este hilo y realiza nuevas aportaciones, porque es él el que más sabe de los filósofos alemanes.

De los filósofos alemanes, sólo he leído un par de libros breves de Marx y Schopenhauer. Este último escribe bien y dice alguna cosa ingeniosa, pero se adivina un trasfondo horrible, empapado de hinduismo en clave anticristiana, y en cualquier caso no me parece que pase de ser un simple literato. ¿No será precisamente ése el problema, que se ha tomado como filósofos a simples literatos, por no decir la palabra más clara de charlatanes, precursores de los opinólogos y tertulianos actuales?

Share this post


Link to post
Share on other sites

Prosigo con Schopenhauer. Según un panfletillo* del cedadiano Ramón Bau, Schopenhauer habría dicho esto en uno de sus libros:

Cita

Quizás exagero hablando contra todas las religiones porque tales crueldades son exclusivas de las religiones monoteístas, es decir, del judaísmo y de sus dos ramificaciones: el cristianismo y el islamismo.

No se puede servir a dos señores, enseña el propio Evangelio: fuerza es por tanto elegir entre la razón o Cristo. No hay término medio. Las religiones son hijas de la ignorancia, cuya vida ha de ser a la postre tan efímera como ella dure.

¿Por qué dura de tal modo la ignorancia? Porque la instrucción del pueblo está en manos del clero. Evidentemente las ciencias proseguirán minando los cimientos del cristianismo, que al fin dará con su débil armazón en tierra.

Es evidente la íntima identidad entre el cristianismo y la vetusta teogonía judaica.

* Lo comento porque, de momento no he podido verificar la cita en la obra del autor citado, cosa que siempre me gusta hacer. Pero no me extrañaría nada que Schopenhauer hubiese dicho eso y cosas peores.

Con esos antecedentes filosóficos, ¿puede sorprender lo que pasó después en Alemania? El delirio nazi no sería más que la conclusión lógica -quizá la única posible- de esa filosofía alemana que sigue siendo tan venerada hoy en día. Y por ahí puede venir el problema futuro. Se ha condenado la consecuencia política, pero la premisa filosófica sigue intacta e incluso no se reconoce como premisa. Así que no sería de extrañar que esa premisa vuelva a producir consecuencias similares en el orden político. Habrá que darles las gracias a los progres, que siguen siendo los más ardientes defensores de esa peculiar filosofía alemana.

Share this post


Link to post
Share on other sites
En 29/6/2020 a las 3:17, Hispanorromano dijo:

Un parrafito del "filósofo" Schopenhauer que adelanta el animalismo en clave antisemita y anticristiana:

A ver si @Gerión vuelve a pasarse por este hilo y realiza nuevas aportaciones, porque es él el que más sabe de los filósofos alemanes.

De los filósofos alemanes, sólo he leído un par de libros breves de Marx y Schopenhauer. Este último escribe bien y dice alguna cosa ingeniosa, pero se adivina un trasfondo horrible, empapado de hinduismo en clave anticristiana, y en cualquier caso no me parece que pase de ser un simple literato. ¿No será precisamente ése el problema, que se ha tomado como filósofos a simples literatos, por no decir la palabra más clara de charlatanes, precursores de los opinólogos y tertulianos actuales?

Sí, en cuanto lees algo de Schopenhauer todo toma un tufo a hinduismo decadente y nihilista que rápidamente se encadena y engancha con un paisaje cultural e histórico enorme de "indogermanismo" pagano, desde la aparición de la lingüística indoeuropea (en tiempos, llamada indogermana), la esvástica de los nazis, el New Age de los hippies en la India, las referencias al Kali Yuga de los místicos identitarios de hoy, el local de yoga kundalini de tu calle donde van aquellos que antes iban a misa, el animalismo por todos lados y su paralelo con los dioses teriomorfos hindúes, lo bien que le viene la sociedad de castas al capitalismo calvinista... 

Es lo contrario a España, que llegó a las Indias y los cristianiza: estos (ex) cristianos llegan a la India y se convierten ellos en indios. Es una muestra de su debilidad como civilización.

En alguna ocasión sí hemos comentado que la filosofía es una disciplina específicamente mediterránea, y en según qué regiones -y religiones-, les sobra. Las narrativas políticas que nos llegan desde la Reforma y la Revolución parecen algo que debería adscribirse al campo de la Literatura, por eso son tan del "sola scriptura". Todo nace del recogimiento antiimperial de un cuartucho ("el continente interior", frente a América) y de cierta incomprensión de lo que se mueve por ahí fuera, sureños, morenitos y de todo. Y henos aquí viviendo todos en cuartitos con nuestra ventanita a Internet, casi imitando ese mundo encerrado y poco ventilado de teólogos protestantes.

Share this post


Link to post
Share on other sites

Tres precursores del antinatalismo, tres filósofos alemanes:

Cita

Arthur Schopenhauer (1788-1860)

Este filósofo alemán es uno de los pioneros y máximos exponentes del pesimismo filosófico, lo que quizá haya jugado en su contra en cuanto a la popularidad de su obra, como demuestra la comparación con su rival Hegel y su (por un tiempo) admirador Nietzsche. Su obra cumbre es El mundo como voluntad y representación, en la que sostiene que el universo y todos los seres animados o inanimados que existen en él están movidos por una fuerza única, ciega e impersonal que se manifiesta en los animales y en los seres humanos como lo que denomina la «Voluntad de Vivir», o simplemente voluntad o deseo, que los impele a sobrevivir y reproducirse, e incluso el intelecto no es más que otra argucia de la voluntad para perseguir sus objetivos. La sustitución de Dios por una fuerza impersonal y la importancia que adquieren la reproducción y por tanto el sexo en su filosofía, ha llevado a algunos a considerarlo un precursor de Darwin y de Freud. A pesar del aire algo fantasioso que tiene su obra vista a través de un prisma actual, influyó notablemente sobre intelectuales tan diversos como Tolstói, Wagner, Einstein y Borges, y por supuesto a los que veremos a continuación.

Según Schopenhauer, los deseos no satisfechos producen sufrimiento, y el placer es simplemente la sensación de alivio que ocurre cuando desaparece dicho sufrimiento, pero la mayoría de los deseos nunca se hacen realidad, y cuando es así inmediatamente son reemplazados por otros nuevos. Esta visión de la vida, cercana a filosofías indias como el budismo según él mismo reconocía, lo llevó a reflexionar que «Si los niños vinieran al mundo solo por un acto de razón pura, ¿seguiría existiendo la humanidad? Más bien, ¿no tendría una persona suficiente compasión por la próxima generación como para ahorrarle la carga de la existencia, o en cualquier caso no implicarse en imponerle esa carga a sangre fría?».

A pesar de sus recomendaciones a favor del ascetismo y la resignación, así como de su personalidad huraña, no exenta de cierto humor negro, en su vida personal no se privó de placeres de todo tipo, por lo que se le ha achacado cierta hipocresía, de la que él mismo se defendía respondiendo que no tenía la obligación de ser ejemplo de nada, igual que un escultor no tiene la obligación de asemejarse en belleza a sus obras.

Philipp Mainländer (1841-1876)

Philipp Batz, un joven poeta alemán fascinado por la filosofía de Schopenhauer, escribió con el pseudónimo Mainländer una obra (Die Philosophie der Erlösung, más o menos “La filosofía de la redención”) que continuaba por los mismos derroteros, llegando a conclusiones que hoy nos sonarían más cercanas a ciencia ficción que a otra cosa. Tras completar su obra en unos pocos meses a un ritmo obsesivo, se suicidó el día de la publicación de la misma, supuestamente fruto de un colapso mental manifestado en un episodio de megalomanía, aunque siempre es posible que simplemente quisiera llevar a la práctica sus ideas.

En su obra, Mainländer vaticina que el progreso traerá cada vez más felicidad a la humanidad, pero que, paradójicamente, cuando el bienestar llegue a cotas suficientemente altas, el ser humano llegará a la conclusión de que la vida no puede ser nunca lo bastante buena como para preferirla a la no existencia y escogerá no reproducirse. Aún más: postuló que la «Voluntad-de-Vivir» que describió Schopenhauer es en última instancia una «Voluntad-de-Morir», presente en toda la materia del universo como una especie de fuerza que busca su propia destrucción para huir del horror de la existencia, de lo cual la extinción del ser humano no sería más que un caso particular. Rizando el rizo, afirmó que el universo no es más que el método que Dios utilizó para suicidarse, fragmentando su unidad previa y creando una multiplicidad de seres que llevan la impronta de la voluntad de morir para completar el plan de su creador.

Eduard von Hartmann (1842-1906)

La filosofía de Mainländer ofrece muchas similitudes con la de su coetáneo Karl Robert Eduard von Hartmann: también filósofo alemán fuertemente influido por Schopenhauer, su voluminosa obra se considera el hilo conductor entre este y las teorías de Freud. Respecto a su vida, es reseñable que vivió postrado en una cama durante años (lo que no le impidió seguir escribiendo), sufriendo fuertes dolores hasta su muerte.

En su primer libro, Philosophie des Unbewussten (Filosofía del inconsciente), que tuvo bastante repercusión en su época, se dedica a desmontar las que según él son las principales ilusiones que nos hacemos: la posibilidad de felicidad en la vida, la vida después de la muerte y la mejora de la situación humana debida al progreso. Tras argumentar la falsedad de estas ideas, Hartmann se pregunta si tras rechazarlas deberíamos suicidarnos, y responde que no es así, ya que esto no resolvería el problema ni siquiera aunque toda la humanidad decidiera poner fin a su existencia y acabar con toda la vida del planeta, pues si la vida surgió una vez, puede volver a aparecer. Para él, el inconsciente colectivo humano forma parte de un vasto Inconsciente Universal (otra versión de la Voluntad de Schopenhauer, a la que incorporó elementos del sistema de Hegel) que mediante procesos evolutivos se va haciendo cada vez más consciente hasta llegar a la única conclusión posible: que para dejar de sufrir debe poner fin a su propia existencia. Así pues, el ser humano, como punta de lanza del Inconsciente Universal, debe seguir avanzando en su conocimiento, aunque sea sin esperanza de llegar a la felicidad, con el único objetivo de llegar a un punto en el que sea capaz de aniquilar al Inconsciente de forma que nunca más pueda resurgir.

Precursores del antinatalismo: la insólita filosofía de Schopenhauer

Share this post


Link to post
Share on other sites

Create an account or sign in to comment

You need to be a member in order to leave a comment

Create an account

Sign up for a new account in our community. It's easy!

Register a new account

Sign in

Already have an account? Sign in here.

Sign In Now

  • Similar Content

    • By Español
      Recojo a continuación un artículo publicado en El Confidencial, donde se hace una reseña de un libro de Victor Lapuente que me ha parecido interesante, aunque con algunas reservas que a continuación trataré de explicar.
       
      Me parece bastante interesantes los planteamientos que hace Lapuente, sin embargo observo en ellos una contaminación filosófica que trataré de explicar, porque la observo cada vez más presente en muchas de las ideas y planteamientos que se vienen dando últimamente en torno a aquellos que pretenden un retorno a las raíces culturales de nuestra sociedad.
      No coincido con el autor cuando cita a Todorov proclamando que «Dios y la patria, (...) son las dos ideas más progresistas de la historia de la humanidad, las lanzas más certeras que hemos diseñado para atacar el problema de nuestros problemas colectivos». No lo hago porque esa afirmación, de alguna forma coincide con el pensamiento «ateo-católico» sobre el que tanto hemos hablado en otras ocasiones, que entiende a Dios desde su propia negación, y se evidencia cuando insinúa que «Nosotros hemos diseñado a Dios y la Patria». Niega a Dios directamente al afirmar que es un diseño humano, y lo hace también indirectamente al señalar la patria como tal, pues la patria (de padre) no es sino la tierra donde uno ha nacido, esto es, la tierra que el Padre le ha dado.
      Así pues, si Dios y Patria son en este mundo, el ser y el haber supremos para el creyente, pues le dotan de identidad, en cambio para estos nuevos ilustrados, siguen siendo meros diseños humanos que deben protegerse, no tanto por su esencia sino por lo virtuoso y útil de los mismos. Por tanto, al ser el hombre el autor del diseño, es al propio hombre y a sus obras, lo que se deifica. Una conclusión que, además de ser contraria a la fe que se pretende defender, no es sino otra forma de relativismo subjetivista, al llevar implícita la idea de que el hombre pueda perfeccionar su propio diseño según progresen las circunstancias y punto de vista del diseñador. En realidad, cuando se dice que Dios y la Patria son «las lanzas más certeras que hemos diseñado», se está diciendo implícitamente que, no obstante ello, podría haber mejores diseños, de ahí que algunos se atrevan incluso a proponer la reconstrucción de Dios, o que otros divaguen sobre la manera que se debe progresar o conservar la patria, más allá de las fronteras límites de lo moralmente aceptable en la cosmovisión católica.
      Tampoco coincido, parcialmente, en que Dios y la Patria sean las dos ideas más progresistas de la humanidad. Primero porque un creyente no puede concebir a Dios como una idea. Cualquiera de nosotros puede pensar que, antes de existir como tal, seamos ideas en la mente de Dios o de nuestros padres, y de ahí concluir que el hombre sea una idea antes de todo. Sin embargo, los creyentes creemos que Dios es eterno, esto es, si nada ni nadie le antecede; si es la causa primera de todas las cosas, nadie puede haberlo ideado; de nada puede haber surgido; nadie lo puede haber creado, a no ser que se conciba a Dios al modo que lo hizo Spinoza, esto es, como causa inmanente de todas las cosas. Una concepción monista y panteísta que está en la base filosófica del inmanentismo racionalista que impregna estas corrientes, «Deus sive natura», e igualmente presente en el modernismo individualista que señala y acusa el autor.
      Y en segundo lugar tampoco coincido con el autor porque, si Dios es el Alfa y la Omega, es decir, la causa primera origen de todo y hacia lo que todo transita, la patria se puede entender como el camino material del hombre en dicha transición, que al precederle y trascenderle en su realidad material, no puede ser una mera idea progresista, sino más bien un camino de progreso que es a su vez una realidad conservadora de su propio ser y haber. En cualquier caso, no coincido sobre todo en que Dios o la Patria sean ideas del hombre, sino realidades que le preceden y trascienden, y por tanto le dotan de una identidad y le permiten conservar y progresar su propio ser individual y colectivo.
      Luego hay otro concepto que esgrime el autor, con el que tampoco estoy plenamente de acuerdo, como es la idea de apelar a la responsabilidad como motivo último por el que defendernos del individualismo disgregador. La responsabilidad es importante pero desde una cosmovisión católica, que es la que entiendo trata de recuperar el autor en su obra, el motivo y causa de nuestra sociedad es el amor de Dios. Una sociedad que causalmente existe por un acto de amor, tanto en la Creación como en la obra de la Redención.
      No es por responsabilidad que Dios decidiera crear al hombre primero, ni enviar a su hijo después para redimirlo de su tropiezo. Ni es por responsabilidad que aquellos primeros cristianos decidieran propagar un mensaje  que cambiaría el mundo y a muchos les costó la vida. No es por responsabilidad que millones de hombres y mujeres hayan dado su vida desde entonces por Dios, por la patria, por la familia, por las generaciones venideras, por un mundo mejor. Todo ello se ha hecho originalmente, y en gran medida después, por puro amor. Sin esperar nada a cambio.
      Existe ciertamente una responsabilidad respecto de lo común, pero si dicha responsabilidad se antepone a la causa original, puede definitivamente convertirse en un motivo disgregador, en la medida que la responsabilidad de cada uno se vaya diluyendo en la responsabilidad común, a menudo contaminada por intereses y egoísmo. Cosa que entiendo es lo que ocurre actualmente y hace que los hombres se olviden de la propia causa que los creó. Es por amor que existimos y por amor deberíamos, aquí sí, responsabilizarnos de salvaguardar el bien común y la unidad, frente al individualismo y la dispersión.
      Finalmente, el autor considera que es la derecha la que ha matado a Dios y la izquierda la que ha hecho lo propio con la Patria, pero al contrario que a él, a mi me parece que es al revés. La Izquierda ha venido matando a Dios desde Nietszche como poco, y todas las doctrinas políticas que han venido después, originadas en esa filosofía, han tratado de eliminar a Dios y poner al hombre en su lugar. En cuanto a la derecha liberal, considero que a quién ha matado es a la Patria, al dejar de entenderla como un bien común y pasar a concebirla como una realidad mediante la que enriquecerse, generando así el 'homo economicus' que señala Lapuente en su libro.
      Hay algunas otras cosas que podrían igualmente comentarse, pero no me quiero extender más por no hacer muy larga esta entrada. En cualquier caso, coincido en la idea que subyace en el fondo del planteamiento del autor, la política ha matado a Dios y a la patria, por lo que toca iniciar un proceso de recuperación si queremos que mañana nuestros descendientes tengan un lugar digno en el que habitar. A vosotros ¿qué os parece?

      Esta publicación ha sido promocionada como contenido independiente
    • By RobertoRC
      ¡Hola!
      Siguiendo con la temática de éste foro, hoy os presento uno de los poquitos canales de Youtube abiertamente pro-hispanos, llamado Fortunata y Jacinta, y llevado por Paloma Pájaro, artista salmantina, historiadora y filósofa, desde donde las coordenadas del materialismo filosófico de Gustavo Bueno aborda cuestiones sobre el origen de la leyenda negra y la hispanofobia, desmonta argumentos de separatistas, de AMLO, el mito del retraso científico en España etc. Lleva cerca de 100 forjas. Espero que os guste. 
      P.D. Soy de ciencias, no de humanidades, desde mi humilde punto de vista todos sus argumentos suenan sólidos, pero es posible que me equivoque, no sé. 
      https://www.youtube.com/channel/UCyXHCFqljyxn8U50Cgoax6w/featured  
      Roberto
    • By Español
      En los últimos tiempos estamos asistiendo a una oleada de noticias que informan sobre el asalto a estatuas de personajes históricos, importantes en la vida de muchas naciones. Churchill, Jefferson, Colston, Lee o el mismísimo Colón entre otros, han visto como sus imágenes has sido derribadas, pintarrajeadas o destruidas por las turbas callejeras, en nuevo intento seudorrevolucionario de cambiar la historia.
      Pero estos sucesos no son algo nuevo. A lo largo de la historia han venido ocurriendo periódicamente, cada vez que un gobernante o un grupo de sujetos ha pretendido borrar las huellas del pasado para construir una nueva realidad a partir de los escombros. Ya desde el tiempo de los faraones egipcios, hay constancia de la destrucción de sellos y monumentos que hacían referencia a viejos gobernantes, de la mano de los recién llegados. Casi podría rastrearse esta práctica y veríamos que es una constante cada vez que alguien quiere cambiar el pasado. Sin ir más lejos, en España la mal llamada "Ley de memoria histórica" no hace sino incidir en esa pretensión, tratando de cambiar los relatos históricos de manera que puedan encajar en la sociedad, nuevos relatos que de otro modo no encajarían.
      La cuestión sin embargo no es esa sino ¿hasta dónde se puede llegar en el intento de asaltar la historia? y ¿qué puede ocurrir si finalmente alguien consiguiese tener éxito en el asalto? ¿Sería posible cambiar la historia?
      A continuación os dejo el enlace a un capítulo del podcast XRey, publicado en Spootify, donde se relata de manera detallada cómo ha sido posible sintetizar la voz de Francisco Franco, hasta hacerle decir lo que los autores del empeño han querido que dijese:

      Imaginemos el uso de esta tecnología en manos de alguien que quisiera cambiar la historia, y a través de estos mecanismos, pudiera hacerse ahora con la voluntad de sus protagonistas. Las posibilidades y consecuencias de una herramienta de este tipo, se me antojan lo sificientemente interesantes como para que les dediquemos un hilo.
    • By Gerión
      Se plantea el siguiente cuadro ontológico general intentando explicar la historia de las filosofías del Mundo occidental como una serie de secesiones de un cuerpo común.
       
      Se comprende que la Realidad está compuesta de 3 Escalas:
      I. La Escala basal: materia biológica, física, económica
      II. La Escala psicosocial: cultura, costumbres, psicología, antropología
      III. La Escala abstracta: ideas y verdades matemáticas, dogmas religiosos, filosóficos.
      Se entiende que el Catolicismo comprende perfectamente la necesidad de las Tres Escalas con la teología de la Santísima Trinidad y cubre todo el espectro.
       
      Sin embargo las escisiones no. Depredan y se fundamentan sólo en una escala. Se interpreta la Historia de la Filosofía de Occidente con 3 escisiones antiguas y 3 modernas, a saber:
      >las antiguas son el judaísmo, el gnosticismo y el Islam (Triángulo Oriental); 
      >las modernas son el anglocalvinismo (mecanicismo biologista), el galicanocalvinismo (absolutismo racionalista) y el idealismo luterano alemán (Triángulo Occidental, el de Westfalia). 
       
      Ocurriendo que estas tres escisiones tienen desarrollos paralelos y lógicamente encuentran espacios de alianza en la actualidad:
      -El judaísmo y el anglocalvinismo acaban degenerando en fundamentalismo de I: "la materia lo es todo". Fundamentalismo biologista, economicista (comunismo, liberalismo) o mecanicista (predestinación, "la mano invisible"). Su eje geopolítico esla conexión anglosionista, eje EEUU-Israel.
      -El gnosticismo y el galicanocalvinismo acaban degenerando en fundamentalismo de II: "la voluntad y el conocimiento lo son todo". Fundamentalismo voluntarista, cientifista, racionalista, humanista, iluminista. Su eje es la conexión orientalista de la masonería de base francesa (egiptología, asiriología).
      -El Islam y el germanoidealismo acaban degenerando en fundamentalismo de III: "la idea lo es todo". Fundamentalismo idealista, misticista. Su eje geopolítico es la conexión islamo-turco-europea de la UE de liderazgo germano.
       
      Ocurriendo también que los dos grandes imperios católicos, Roma y España, han sufrido en paralelo ambos sistemas de escisiones:
      Roma y su descomposición en Islam+sectas gnósticas (contaminación del imperio bizantino y refluencias en Persia y Rusia)+judíos cabalistas abandonando al Rey (Cristo), pierde así todo el Oriente;
      España y su descomposición en el protestantismo, la revolución y el socialismo, pierde así todo el Occidente. 
    • By Hispanorromano
      Pensando en las últimas discusiones —que espero no hayan producido una ruptura definitiva—, recordé aquel lema de unidad en la diversidad, o también unidad en la pluralidad. No sé cuál es el origen de este lema, pero creo que es una idea muy católica que podemos aplicar en nuestra vida diaria pero también a la hora de afrontar grandes cuestiones, como la articulación de España o de la Iglesia católica. Por ejemplo, no habría problema en que España albergue regiones diversas con tal de que reine la unidad que proporciona, sobre todo, la fe católica pero también una historia y una lengua comunes. El mismo esquema es aplicable a la propia Iglesia católica, que reconoce diferentes ritos y estructuras jerárquicas con tal de que se adhieran al Credo y reconozcan al Supremo Pontífice.
      Por tanto, la idea de unidad en la diversidad me parece excelente y procuro guiarme por ella. El problema es que, a la hora de la verdad, la aplicación práctica de esta idea no es tan fácil, pues siempre hay tensión entre la unidad y el reconocimiento de la diversidad. ¿En qué momento la diversidad pone en peligro la unidad? ¿En qué momento la unidad pone en peligro la diversidad? En definitiva, ¿cómo conjugar la diversidad con la unidad?
      No tengo una respuesta clara a estas preguntas. Pero me parece que es fundamental reflexionar sobre el tema, porque es la cuestión filosófica que subyace a la articulación de España, de la sociedad, de la Iglesia y de tantos otros aspectos de nuestra realidad. En principio la idea que viene a la cabeza para salvar la tensión entre diversidad y unidad es la siguiente:
      Es bueno reconocer la diversidad dentro de una misma entidad. Sobre todo, a la hora de incorporar a nuevos miembros, es casi necesario reconocer su diversidad. Pero una vez que está lograda la unidad, sería un error ahondar en la diversidad. Diversidad, sí, pero con tendencia a la unidad.
      Ejemplo 1: Es bueno que la Iglesia católica vaya incorporando iglesias que quedaron desperdigadas por el Cisma de Oriente y eso sólo lo puede hacer reconociendo sus ritos diversos; pero tampoco sería buena idea fomentar estos ritos o prescindir de un rito común o predominante en la Iglesia. Es una lástima que se perdiese el rito mozárabe, pero creo que los papas de aquel entonces al final hicieron lo correcto al prescribirnos el rito romano.
      Ejemplo 2: Fue bueno que España rehiciese su unidad otorgando privilegios a las diversas regiones que se iban reincorporando, lo que incluye reconocer sus peculiares lenguas y costumbres. Sin embargo, sería un error ahondar en estas peculiaridades o fomentarlas artificialmente, pues al final irían en contra de la unidad por muy buena voluntad que se le ponga al asunto. Ojalá que el catalán se mantenga por siglos, pero en la dinámica actual es probable que sea absorbido por el castellano. Forzar las cosas para que los catalanes hablen exclusivamente catalán al final lo único que lograría es que, en vez de terminar hablando español de manera natural, terminen hablando inglés. Además, se da el caso de que en Cataluña hay una tendencia a romper los vínculos con el resto de españoles, por lo que sería un error ahondar en el reconocimiento de la diversidad. El caso de Valencia o de las Islas Baleares sería totalmente distinto. Allí no hay una tendencia a romper los vínculos con España pese a algunos brotes inquietantes. Allí siempre se habló la lengua propia para ofrendar nuevas glorias a España. Por tanto, no habría problema en seguir reconociendo su diversidad como hasta ahora.
      Tampoco os fijéis mucho en los ejemplos, que a lo mejor no están bien traídos. Cuando se habla de esto, lo natural es pensar en nuestra querida España, pero quizá eso enturbia las cosas, pues en verdad es un dilema al que nos enfrentamos diariamente en todos los ámbitos. Para mí lo ideal sería reconocer toda la diversidad posible dentro de la unidad, pero me planteo que a veces hay un conflicto entre diversidad y unidad que resuelvo optando por esta última. En definitiva, creo que la diversidad con tendencia a la unidad es mejor que la unidad con tendencia a la diversidad. Lo importante es la tendencia. Ésta es mi respuesta intuitiva al gran interrogante de cómo conjugar la diversidad con la unidad. Pero es posible que haya otras formas de resolver el dilema. Me gustaría conocer vuestras opiniones.
  • Corazón Español is a community of forums founded in October 2017, aimed at promoting harmony and the common good from the universal perspective of Hispanic Catholic culture and tradition. The registration of a personal account is public and free, and allows you to participate in general forums, create forums communities, and enjoy different services in accordance with the rules of participation. Register now if you do not have your user account yet.

     

    Spanish Heart

  • Our picks

    • https://www.mundorepubliqueto.com/2020/05/01/no-todo-lo-que-brilla-es-oro/

      Una vez más, por aprecio a estos amigos dejo solo el enlace para enviar las visitas a la fuente.

      Solo comento la foto que ponen de un congreso internacional identitari que hubo un México. Ahí se plasma el cáncer que han supuesto y parece que aún sigue suponiendo aquella enfermedad llamada CEDADE. En dicha foto veo al ex-cabecilla de CEDADE, Pedro Varela -uno de esos nazis que se dicen católicos- junto a Salvador Borrego -que si bien no era nazi, de hecho es un mestizo que además se declara hispanista y favorable a la mezcla racial propiciada por la Monarquía Católica,  sí que simpatizó con ellos por una cuestión que quizá un día podamos comentar- uno de los "revisionistas" más importante en lengua española, así como el también mexicano Alberto Villasana, un escritor, analista, publicista, "vaticanista" con gran predicamento entre los católicos mexicanos, abonado totalmente a la errática acusación contra el papa Francisco... posando junto a tipos como David Duke, ex-dirigente del Ku Kux Klan, algo que lo dice todo.

      Si mis rudimentarias habilidades en fisonomía no me fallan, en el grupo hay otro español, supongo que también procedente del mundillo neonazi de CEDADE.

      Imaginemos la corrupción de la idea de Hispanidad que supone semejante injerto, semejante híbrido contra natura.

      Nuestra querido México tiene la más potente dosis de veneno contra la hispanidad, inyectado en sus venas precisamente por ser un país clave en ella. Es el que otrora fuera más próspero,  el más poblado, también fue y en buena parte sigue siendo muy católico, esta en la línea de choque con el mundo anglo y... los enemigos de nuestra Hispanidad no pueden permitir una reconciliación de ese país consigo mismo ni con la misma España, puente clave en la necesaria Reconquista o reconstrucción. Si por un lado está infectado por el identitarismo amerindio -el indigenismo- por el otro la reacción está siendo narcotizada por un identitarismo falsohispanista, falsotradicionalista o como queramos verlo, en el cual CEDADE juega, como vemos, un factor relevante.

      Sin más, dejo ahí otra vez más mi sincera felicitación al autor de ese escrito. Enhorabuena por su clarividencia y fineza, desde luego hace falta tener personalidad para ser capaz de sustraerse a esa falsa polarización con que se está tratando de aniquilar el hispanismo.

       





        • I'm giving birth
      • 32 replies
    • La libertad sexual conduce al colapso de la cultura en tres generaciones (J. D. Unwin)
        • An applause (10 positives and 5 improvement points)
        • Extraordinary (100 positive and improvement points)
    • Traigo de la hemeroteca un curioso artículo de José Fraga Iribarne publicado en la revista Alférez el 30 de abril de 1947. Temas que aborda: la desastrosa natalidad en Francia; la ya muy tocada natalidad española, especialmente en Cataluña y País Vasco; las causas espirituales de este problema, etc.

      Si rebuscáis en las hemerotecas, hay muchos artículos de parecido tenor, incluso mucho más explícitos y en fechas muy anteriores (finales del s. XIX - principios del s. XX). He traído este porque es breve y no hay que hacer el trabajo de escanear y reconocer los caracteres, que siempre da errores y resulta bastante trabajoso, pues ese trabajo ya lo ha hecho la Fundación Gustavo Bueno.

      Señalo algunos hechos que llaman la atención:

      1) En 1947 la natalidad de Francia ya estaba por los suelos. Ni Plan Kalergi, ni Mayo del 68, ni conspiraciones varias.

      2) Pero España, en 1947 y en pleno auge del catolicismo de posguerra, tampoco estaba muy bien. En particular, estaban francamente mal regiones ricas como el País Vasco y Cataluña. ¿Será casualidad que estas regiones sean hoy en día las que más inmigración reciben?

      3) El autor denuncia que ya en aquel entonces los españoles estaban entregados a una visión hedonística de la existencia, que habían perdido la vocación de servicio y que se habían olvidado de los fines trascendentes. No es, por tanto, una cosa que venga del Régimen del 78 o de la llegada al poder de Zapatero. Las raíces son mucho más profundas.

      4) Señala que el origen de este problema es ético y religioso: se ha perdido la idea de que el matrimonio tiene por fin criar hijos para el Cielo. Pero también se ha perdido la idea del límite: las personas cada vez tienen más necesidades y, a pesar de que las van cubriendo, nunca están satisfechas con su nivel de vida.

      Este artículo antiguo ilumina muchas cuestiones del presente. Y nos ayuda a encontrarle solución a estos problemas que hoy nos golpean todavía con mayor fuerza. Creo que puede ser de gran provecho rescatar estos artículos.
        • I like (5 positives and 3 improvement points)
        • An applause (10 positives and 5 improvement points)
    • En torno a la posibilidad de que se estén usando las redes sociales artificialmente para encrespar los ánimos, recojo algunas informaciones que no sé sin son importantes o son pequeñas trastadas.

      Recientemente en Madrid se convocó una contramanifestación que acabó con todos los asistentes filiados por la policía. Militantes o simpatizantes de ADÑ denuncian que la convocó inicialmente una asociación fantasma que no había pedido permiso y cuyo fin último podría ser provocar:

      Cabe preguntarles por qué acudieron a una convocatoria fantasma que no tenía permiso. ¿Os dais cuenta de lo fácil que es crear incidentes con un par de mensajes en las redes sociales?

      Un periodista denuncia que se ha puesto en marcha una campaña titulada "Tsunami Español" que pretende implicar a militares españoles y que tiene toda la pinta de ser un bulo de los separatistas o de alguna entidad interesada en fomentar la discordia:

      El militar rojo que tiene columna en RT es uno de los que difunde la intoxicación:

      Si pincháis en el trending topic veréis que mucha gente de derechas ha caído en el engaño.

      Como decía, desconozco la importancia que puedan tener estas intoxicaciones. Pero sí me parece claro que con las redes sociales sale muy barato intoxicar y hasta promover enfrentamientos físicos con unos cuantos mensajes bien dirigidos. En EEUU ya se puso en práctica lo de citar a dos grupos contrarios en el mismo punto para que se produjesen enfrentamientos, que finalmente ocurrieron.
        • An applause (10 positives and 5 improvement points)
    • Una teoría sobre las conspiraciones
      ¿A qué se debe el pensamiento conspiracionista que tiene últimamente tanto auge en internet? Este artículo baraja dos causas: la necesidad de tener el control y el afán de distinguirse de la masa.
        • I like (5 positives and 3 improvement points)
        • Correct (3 positives and 1 improvement point)
      • 100 replies
  • Recently Browsing

    No registered users viewing this page.

  • Who's Online (See full list)

×