Jump to content
Hispanorromano

No toda innovación es progreso. Tesis sobre la tecnología

Recommended Posts

Traslado al foro un artículo que me ha parecido muy interesante. Resume con brevedad las diferentes tesis que hay sobre la tecnología y su relación con el ser humano.

Cita

Determinismo tecnológico: ¿controlamos a la tecnología o nos controla ella?

¿Pintamos los humanos algo en el avance tecnológico de la sociedad?. Los defensores del determinismo tecnológico creen que no demasiado. “No toda innovación es progreso”, aseguran sin embargo no pocos filósofos.

 

Se nos dice que vienen los robots, que viene la automatización, que viene la inteligencia artificial, que ya se acerca el transhumanismo, los ciborgs, que el único progreso es el progreso tecnológico. Pero, ¿vienen solos o los trae alguien? ¿Tiene la tecnología un desarrollo autónomo más allá del control de los humanos? ¿Es todo esto inevitable? Es decir: ¿pintamos los humanos algo en esta historia?

El debatido concepto del determinismo tecnológico tiene que ver con todas estas preguntas. Sus defensores opinan que la evolución tecnológica ya va sola, a su aire, sin la guía de los seres inteligentes basados en el carbono (nosotros). Si algún avance científico o tecnológico es posible, se dice, alguien en algún lugar lo acabará llevando de la potencia al acto.

“Desde mi punto de vista es una ideología que justifica un determinado orden social”, opina José Antonio López Cerezo, catedrático de Lógica y Filosofía de la Ciencia de la Universidad de Oviedo, “y que tiene como objetivo apuntalar la tecnocracia”. Se equipara aquí el modo en que se suceden las generaciones de automóviles o microchips con los linajes de seres vivos que evolucionan mejorando su eficiencia. “Esta ideología propone con la tecnología sea el principal motor del cambio social”.

Formas de ver el determinismo

Para los historiadores, según relata Antonio Diéguez, catedrático de Lógica y Filosofía de la Ciencia de la Universidad de Málaga, el determinismo tecnológico quiere decir que los avances tecnológicos no solo influyen, sino que determinan la historia. Las trazas de estas ideas se pueden rastrear ya en la obra de Karl Marx; para algunos estudiosos, como Lynn White Jr., la invención de algo tan sencillo como el estribo (que permitía dominar al caballo con los pies y dejar las manos libres para batallar) determinó la sociedad feudal, así como la máquina de vapor la sociedad industrial. 

Otro punto de vista respecto al determinismo tecnológico es el de los filósofos de la técnica. En su versión fuerte, como la que defiende Jacques Ellul, la tecnología tiene unas leyes y unas dinámicas propias mas allá de la voluntad del ser humano. “Una vez puestas las condiciones iniciales”, explica Diéguez, “ese desarrollo nos llevará donde nos lleve, aunque sea al desastre”. Es de notar que la obra de Ellul, La edad de la técnica, data de 1955, mucho antes de la revolución tecnológica actual.

En su versión más débil, como la que propone el estadounidense Langdon Winner (véase su obra La ballena y el reactor), es cierto que la tecnología va avanzando con autonomía, pero sí que existe la posibilidad y el deber de dominarla. Para este autor el sonambulismo tecnológico es esa falta de conciencia en las sociedades sobre lo que supone el impacto de la tecnología: la tecnología no es neutral, responde a intereses y tiene profundas implicaciones en el mundo en el que vivimos cada día. Aunque muchas veces la aceptemos acríticamente, como si fuera un fenómeno natural (como algunos aceptan también las crisis económicas).

¿Tecnocracia?

En estos puntos de vista, la tecnología deja de ser un objeto pasivo para convertirse en un objeto activo. “Se trata de una forma de hablar muy controvertida”, dice el sociólogo Jesús Romero Moñivas, profesor de la Universidad Complutense de Madrid (UCM). “Los críticos de la existencia del determinismo siempre han hecho hincapié en que la tecnología no es un alguien y que por tanto no puede imponer nada”. Surge entonces la sospecha sobre los humanos que se esconden detrás, los creadores, los diseñadores, los tecnólogos. “Es lo que he llamado una tecnocracia activa, una élite de técnicos que toman decisiones sobre la marcha de la sociedad”, dice el sociólogo. También existe una tecnocracia pasiva, "según la cual no hay un gobierno de técnicos sino un gobierno del propio sistema tecnológico”.

El determinismo, pues, actuaría de manera muy sutil: nuevas armas transforman la forma de hacer la guerra, nuevas técnicas arquitectónicas cambian la forma de vivir… “Determinismo también es levantarte tarde porque tu despertador se ha estropeado o la necesidad de aprender nuevos códigos comunicativos para hablar por WhatsApp”, apunta Romero. “La sensación de que nuestra vida depende de un complejo entramado tecnológico”.

En el extremo opuesto del determinismo tecnológico se encuentra la idea del constructivismo social de la tecnología, o el determinismo social: estas doctrinas, promovidas por autores como W. Bijker o Trevor Pinch, postulan lo contrario: que la tecnología está en realidad determinada por los agentes sociales, que el cambio tecnológico está determinado por el cambio social. “Ni una ni otra idea me parecen satisfactorias, no por buscar el punto medio aristotélico o una postura neutra y descafeinada, sino porque me parece más plausible la combinación de ambas posturas, como defienden autores como Thomas Hugues”, dice López Cerezo.

Algunas de estas formas de verlo defienden que en sus estadios iniciales las tecnologías son más fácilmente dirigidas por los agentes humanos (hay menos información y más control), pero según se desarrollan van ganando autonomía (hay más información y menos control). Esto se ha llamado el dilema del control. Por ejemplo, al comienzo de su existencia había más posibilidad de actuar sobre Internet o los smartphones: hoy en día están tan imbricados en la sociedad, en nuestras formas de vida, que es inimaginable hacer grandes modificaciones o erradicarlos.

¿Es imparable el progreso tecnológico?

Se suele difundir la idea de que el progreso tecnológico no solo es imparable sino que es siempre deseable. Un ejemplo muy cotidiano podría ser el del conflicto entre el sector del taxi y las VTC. No es raro escuchar en tertulias o leer en artículos de prensa que las plataformas digitales son el progreso y que por ese mero hecho están bien como están, que hay que amoldarse a la nueva situación. “Son tópicos muy extendidos y que interesan a los centros tecnológicos de poder que se reparten por el mundo, como Silicon Valley”, opina Diéguez. “Pero es una ideología empíricamente falsa. De hecho, no todas las posibilidades de la tecnología se llevan a cabo, solo las que responden a ciertos intereses”.

Una prueba es la tecnología nuclear, cuyo discurrir se vio modificado por presiones de grupos ecologistas y pacifistas. La Unión Europea y los gobiernos, aunque tengan problemas para adaptarse a la velocidad de los cambios, se plantean regular asuntos como la robótica, la inteligencia artificial o la ingeniería genética.

¿Cómo pueden los poderes públicos tomar las bridas del caballo? No es sencillo, y se plantean problemas de carácter filosófico de profundidad: “¿Qué es una tecnología buena?”, se pregunta Romero. “¿Qué son realmente efectos nocivos de una tecnología? ¿Qué ideología se esconde tras determinas tecnologías? ¿Qué aspectos de la sociedad o del ser humano no pueden bajo ningún concepto ser transformados o condicionados por la tecnología?”. Se podrían resumir, al fondo del asunto, en una cuestión de peso: “¿Qué es el ser humano y cómo ha de vivir?”, plantea el sociólogo.

“El determinismo es una tesis cuya función ideológica es la de hacer creer que los asuntos realmente importantes son de naturaleza técnica”, dice López Cerezo, “y que, por tanto, los técnicos son los que están en condiciones de tomar las decisiones oportunas: no hay espacio para la intervención ciudadana o la ética, que se ven como interferencias”.

En el advenimiento de la inteligencia artificial, en el movimiento transhumanista, que propone con optimismo el mejoramiento tecnológico del ser humano o en la anunciada (por algunos) singularidad tecnológica (el momento en el que la inteligencia artificial supere a la humana), se ponen de manifiesto estas cuestiones. “La pregunta que deberíamos hacernos es qué es el progreso real”, concluye Diéguez, “porque no toda innovación es progreso. El determinismo es una tesis ideológica y paralizante que se usa de manera interesada”.

https://retina.elpais.com/retina/2019/04/04/tendencias/1554366463_687502.html

Me adhiero a estas tesis:

1) no toda innovación es progreso;

2) la tecnología no es neutral;

3) tenemos el deber de dominar la tecnología y de procurar que esté al servicio del hombre;

4) algunos aspectos del ser humano y de la sociedad no deberían ser modificados por la tecnología;

5) las grandes decisiones no deben estar al cargo de los técnicos.

Share this post


Link to post
Share on other sites

Me interesa en especial el tema del transhumanismo por relanzar una idea que no veo por muchos sitios. El transhumanismo se asume desde muchos círculos escatológicos como un nuevo Fin de los Días, llega el superhombre y se cierra el telón, ya viene la Parusía, la singularidad tecnológica, y todos felices y contentos. Como no se sabe nada de cómo va a ser, se deja el trabajo para el momento en el que aparezca el problema.

La realidad es que  si empiezan las modificaciones genéticas:

1. No va a haber una sola línea de modificación, se generarán múltiples variedades y especies,

2. Estas especies no tienen por qué ser amnésicas o agresivas con el hombre, y tampoco tienen por qué representar el Final Definitivo, feliz y amable.

Lo más probable es que la Infinita guerra que constituye la historia del hombre se vaya desparramando en las posibles formas transhumanas. Y que dentro de éstas, las haya amables con el hombre antiguo, y otras que querrán exterminarlo. El futuro para mí es claramente una lucha entre Imperios de hombres y transhumanos contra otros hombres y transhumanos.

Creo que el discurso antes o después tiene que tener un "bote" salvavidas o un hilo de rescate para poder asumir estas formas transhumanas como propiamente humanas, si son capaces de entender el Mensaje de Cristo o reconocer su humanidad, es decir hay que tener preparada y resuelta una "Controversia de Valladolid" hacia las formas transhumanas. 

Salvando las distancias, es el mismo problema que se encontró España al salir al mar y encontrarse hombres de otras etnias en otros continentes, y que tuvo que integrar.

Share this post


Link to post
Share on other sites

Un posible "hack" al bioconservatismo antrópico: formar especies "transhumanas" a partir de simios.

Hablaríamos de la Parahumanidad, más que la Transhumanidad.

Es necesario recordar o afinar la teoría para el consentimiento o no, o la gestión, de la Parahumanidad (el moderno Prometeo, una vez más), a ver si alguno se anima y lo desarrolla aquí.

Cita

https://www.hispanidad.com/confidencial/sereis-como-dioses-cientificos-chinos-insertan-genes-del-cerebro-humano-en-monos_12009134_102.html

‘Seréis como dioses’: científicos chinos insertan genes del cerebro humano en monos

 

Share this post


Link to post
Share on other sites

Juan Manuel de Prada publica una crítica a algunos mantras de los tecnooptimistas. Señalo en negrita lo que considero más acertado. Es muy interesante lo que dice sobre la renta básica universal (¿la pagan los robots o los pocos trabajadores que queden?) y su afirmación de que las herramientas, en vez de sustituirnos, deberían enfocarse a multiplicar nuestras capacidades.

Cita

Robotización y democracia

Necesitamos recuperar el significado de la vida plena

Juan Manuel de Prada

Mientras los españolitos se disponen a elegir al demagogo de izquierdas o derechas que los apaciente, un informe de la OCDE admite que, en los próximos años, la robotización del trabajo podría hacer desaparecer un 21,7 % del empleo en España; y que, además, otro 32% del empleo sufrirá «una transformación radical por el avance de la tecnología». Por supuesto, para restar gravedad a «la destrucción de empleos provocada por la globalización del cambio tecnológico», el informe añade -risum teneatis- que nacerán al mismo tiempo otros trabajos que «paliarán la situación».

La robotización del trabajo destruirá durante los próximos años infinidad de empleos en todos los oficios y profesiones. No sólo en lo que antaño se llamaban artes manuales, sino también en las liberales; pues los robots no son (como piensa el iluso) serviciales mascotas o risueños esclavos que aportan fuerza mecánica, sino máquinas de inteligencia artificial. La propaganda sistémica ha logrado que las masas cretinizadas sueñen con un futuro en el que los robots les harán el trabajo y generarán una ingente riqueza que podrá repartirse entre todos los ociosos, dedicados entretanto a disfrutar de sus derechos de bragueta, cambiando cada semana de pareja, de sexo, de orientación sexual, de identidad de género y de web porno. Una suerte de versión paródica del Edén en la que se podrá pecar a troche y moche, gobernada por la plutocracia globalista que, como el Gran Inquisidor de Dostoievsky, dirá a las masas cretinizadas:

-Nosotros os enseñaremos que la felicidad infantil es la más deliciosa. Incluso os permitiremos pecar, ya que sois débiles, y por esta concesión nos profesaréis un amor infantil. Y nos miraréis como bienhechores al ver que nos hacemos responsables de vuestros pecados. Y ya nunca tendréis secretos para nosotros.

Y, para que esa felicidad infantil sea plena, se repartirá a las masas ociosas una «renta básica universal»; o sea, una limosnilla de supervivencia que, por supuesto, no se pagará con la riqueza generada por los robots (que acaparará la plutocracia), sino con las exacciones que los Estados lacayos impondrán a la pobre gente que para entonces todavía trabaje. Este es el Edén que nos aguarda. Pero de ello no nos hablan los demagogos de izquierdas y derechas a los que mañana vamos a votar, lacayos todos de la plutocracia globalista que, a través de la robotización del trabajo, nos va a convertir en alimañas. Porque un mundo en el que la tecnología acaba con el empleo es un mundo condenado a la neurosis y el embrutecimiento, aunque se disfrace de democracia.

El ser humano, nos enseñaba santo Tomas, es un ser de cerebro y manos; y sólo alcanza una vida plena cuando se mantiene ocupado creativa, útil y productivamente con sus manos y su cerebro. La robotización priva al hombre del trabajo que disfruta más, lo priva de manos y de cerebro, lo convierte -en fin- en alimaña. Una tecnología que colisiona contra las leyes de la armonía natural nada tiene que ver con el progreso. Necesitamos una tecnología que, en lugar de dejar cesantes las manos y cerebros humanos, los haga mucho más productivos de lo que habían sido antes. El sistema de producción masiva basado en la robotización, intensivo en capital y ahorrador de mano de obra, tiene que ser sustituido por un sistema que destierre la robotización y movilice los recursos inapreciables que poseemos los seres humanos, nuestros cerebros inteligentes y nuestras manos habilidosas, apoyándolos con herramientas que multipliquen sus capacidades. Necesitamos recuperar el significado de la vida plena. De lo contrario, habitaremos el Anti-Edén querido por el Gran Inquisidor de Dostoievsky.

https://www.abc.es/opinion/abci-robotizacion-y-democracia-201904270105_noticia.html#

 

Share this post


Link to post
Share on other sites

Muy correcta y necesaria esa idea de que la Máquina ha de entenderse como Proyección y no como sustitución.

Yo lo he relacionado siempre con la necesidad de la exploración y conquista del espacio. En la inmensidad y el abismo espacial es cuando más necesidad parece haber de drones y máquinas, y a la vez de grandes equipos humanos detrás. Puede ser una solución: extender nuestros horizontes. El mismo DeGrasse Tyson, divulgador científico, hablaba de España como necesaria impulsora de proyectos como este de la conquista del Espacio.

Share this post


Link to post
Share on other sites

Desde luego en esta ocasión, De Prada ha dado en el centro de la diana. Se trata este de un tema de vital importancia dado el punto evolutivo en el que nos encontramos pero, ya sea porque los investigadores más punteros tienen puesta su esperanza en ese incierto horizonte cercano de la singularidad tecnológica, como si de un advenimiento divino se tratara, ya porque directamente al sector político y financiero le resulta más rentable satisfacer las necesidades robóticas que las humanas, ya sea por ambas cosas, el caso es que nadie parece querer abordar política, económica y socialmente ese futuro que nos espera a la vuelta de la esquina, y que para algunos es ya una realidad. Al menos no desde el punto de vista de garantizar la dignidad humana porque, en cambio para lograr esa masa cretinizada y también consumista, sí que existen planes muy bien estructurados.

Sé que algunos pensarán que siempre estoy con lo mismo pero qué queréis que os diga, creo que es la base de todo. Si el hombre no deja de explorarse su propio ombligo y de idear sus propias leyes, y no vuelve a formar parte de la Creación de donde voluntariamente se ha salido, abandonando así el orden y las leyes naturales que le dotan de sentido, estamos abocados más pronto que tarde a servir de alimento de nuestros propios monstruos, y la tecnología puede ser uno de ellos.


No te preguntes si lo que haces es pecado, pregúntate si al hacerlo estás amando.

Share this post


Link to post
Share on other sites

Inserto una noticia terrible que ilustra cómo la tecnología provoca cambios en la sociedad de gran calado.

Internet ha abierto una ventana permanente al porno a la que tienen acceso jóvenes y niños. Pero esta ventana es bidireccional: los portadores de smartphones no sólo reciben porno, sino que también se han convertido en potenciales emisores de porno. Siempre he comentado un poco en broma que las redes sociales como Instagram han convertido a muchas mujeres en prostitutas. Pero es un hecho muy real que suben fotos semidesnudas o desnudas por las que reciben gratificaciones económicas, aunque algunas dan un paso más y acuerdan encuentros con los mejores postores. Por suerte, la mayoría de mujeres no caen eso, pero empieza a ser alarmante el descontrol que hay con todo esto en las nuevas generaciones de adolescentes.

La noticia que inserto me pone los pelos de punta. Ya no sólo serían mujeres adolescentes las que están subiendo este tipo de contenidos sexuales a cambio de gratificaciones; también lo están haciendo niños desde 2 años y sin que ningún adulto corruptor les presione:

Cita

Identificados 110 menores que publicaban vídeos sexuales para conseguir más 'likes' en las redes sociales

Los menores identificados aprovechaban momentos de intimidad en sus casas para grabar las imágenes con un alto contenido sexual, donde aparecían en muchos casos junto a amigos

EL MUNDO, Madrid, Sábado, 27 abril 2019 - 11:34

Retrieving from kaltura

Primer macrooperativo contra la difusión de material sexual infantil autoproducido. POLICÍA NACIONAL

La Policía Nacional han identificado a más de 100 menores de edad que habían publicado en redes sociales vídeos autoproducidos de contenido sexual en el primer macooperativo contra la difusión de material de contenido sexual infantil autoproducido.

Las publicaciones de imágenes comprometidas se hacían a través de sus cuentas particulares en los distintos perfiles de Instagram, Periscope, Twitter, o Youtube; donde los propios menores eran los protagonistas.

Las imágenes corresponden a menores de entre 2 y 13 años de edad y los motivos de publicación, entre los más mayores, eran la búsqueda de seguidores para sus canales de Youtube y más likes en sus publicaciones.

Vídeos en el baño o en la habitación

Gracias a la colaboración permanente de los investigadores con el Centro Nacional para Menores Desaparecidos y Explotados (NCMEC) de Estados Unidos se tuvo conocimiento de los hechos constitutivos de los distintos delitos relacionados con la distribución de pornografía infantil en Internet y que se están cometiendo en nuestro país. Con esta información, los agentes desde comienzos del año 2018 detectaron gran cantidad de publicaciones de material de explotación sexual infantil en diversas redes sociales como Instagram, Periscope, Twitter o Youtube.

Tras varias pesquisas, los policías verificaron que las publicaciones habían sido realizadas por los propios menores que protagonizaban los vídeos y que utilizaban sus cuentas particulares para difundir las imágenes. Los menores identificados aprovechaban los momentos de intimidad en sus domicilios para grabar las imágenes con un alto contenido sexual, donde aparecían en muchos casos junto a amigos o familiares de su misma edad.

Los agentes comprobaron que en su mayoría el único motivo de su publicación era la falta de conciencia de los niños y niñas, que únicamente buscaban conseguir nuevos seguidores para sus canales de Youtube y más likes en sus publicaciones. Sin embargo, se han detectado casos, en el marco de la investigación, en los que varios adultos habían contactado con ellos solicitándoles estos vídeos a cambio de diferentes contraprestaciones.

Desconocimiento de la actividad

Los padres de los menores eran conocedores de que sus hijos eran usuarios de determinadas plataformas de comunicación, pero no eran conscientes de su actividad real en las mismas.

En algunos casos los identificados eran de muy corta edad, encontrándose vídeos en los que aparecían niños de entre los 2 y 5 años, siendo sus familiares más cercanos los responsables de estas grabaciones en las que se podía ver a los menores desnudos o semidesnudos.

Aunque este tipo de material grabado por los familiares había sido producido en un entorno familiar y lúdico, los niños que aparecen en ellos quedaban expuestos y al alcance de terceros una vez fueron publicados en las redes sociales.

En esta operación han quedado plenamente identificados 110 menores, entre 2 y 13 años de edad, y se continúan las gestiones de identificación de otra veintena de niños por todo el territorio nacional.

Identificados 110 menores que publicaban vídeos sexuales para conseguir más 'likes' en las redes sociales | España

Si no hay ningún adulto que fuerce a los niños a subir estos contenidos, es evidente que es el propio sistema el que está promoviendo estos comportamientos en los niños. Ya  no es que la herramienta se use mal por un malhechor adulto. Es que la propia herramienta favorece que los niños intercambien imágenes sexuales a cambio de gratificaciones. Empezando por el terrible hecho de que en internet nunca se ha querido vetar la pornografía, ni siquiera en función de la edad. "Internet is for porn", decían en broma, pero es la pura verdad. Es su modelo de negocio.

También cabe preguntar: ¿Por qué ha tenido que intervenir la Policía española? ¿Por qué las redes sociales no dieron de baja estos contenidos automáticamente? ¿Por qué no avisaron a las autoridades policiales? ¿Qué pasa con todo el dinero que han ganado con los likes y la publicidad que colocan sobre los vídeos? ¿Por qué nunca dan cuentas? ¿Por qué, ante la evidencia de que están haciendo un profundo daño a la sociedad, nadie quiere pararles los pies? ¿Cuánto tiempo le queda una sociedad que permite esta pornificación de todos los ámbitos, incluida la infancia?

Share this post


Link to post
Share on other sites

No tenía idea de que estuviera sucediando semejante historia, ¿no será una exageración? También es cierto que conozco bastante poco de las costumbres de los menores con el móvil. Además me aburren las redes sociales salvo el típico whattsapp para familia, algún grupo temático con amigos y ya...

Yo de lo que sí estoy seguro es de que el móvil ya ha cometido uno de los mayores destrozos que pudieran ocurrir... que los poco momentos en que la gente voluntariamente apartaba la dichosa televisión para algún evento entre familia, amigos, etc. ya han quedado aniquilados por el agilipollamiento del personal pegado a sus pantallas.

Se ha vuelto imposible. ¿Sabéis qué soluciones se van encontando a esto? Estoy pensando en coercitivas (por ejemplo poner un inhibidor, jaula de Fraraday o lo que sea, en el comedor de invitados...qué se yo) y no coercitivas?

Es algo destructor, la gente lo tiene tan asumido que no es consciente de cómo puede destrozar un evento...

 

Share this post


Link to post
Share on other sites
hace 14 minutos, Vanu Gómez dijo:

No tenía idea de que estuviera sucediando semejante historia, ¿no será una exageración? También es cierto que conozco bastante poco de las costumbres de los menores con el móvil. Además me aburren las redes sociales salvo el típico whattsapp para familia, algún grupo temático con amigos y ya...

Yo de lo que sí estoy seguro es de que el móvil ya ha cometido uno de los mayores destrozos que pudieran ocurrir... que los poco momentos en que la gente voluntariamente apartaba la dichosa televisión para algún evento entre familia, amigos, etc. ya han quedado aniquilados por el agilipollamiento del personal pegado a sus pantallas.

Se ha vuelto imposible. ¿Sabéis qué soluciones se van encontando a esto? Estoy pensando en coercitivas (por ejemplo poner un inhibidor, jaula de Fraraday o lo que sea, en el comedor de invitados...qué se yo) y no coercitivas?

Es algo destructor, la gente lo tiene tan asumido que no es consciente de cómo puede destrozar un evento...

 

Diría que el tema del agilipollamiento con el móvil, que no es poca cosa, quizás incluso es uno de los grandes temas de nuestro tiempo sobre todo porque es la realidad del día a día, creo que se resolverá dentro de las coordenadas del propio sistema. Es decir, algo que mejore el propio sistema de la mensajería instantánea y que a la vez sea más humano (¿hologramas?, ¿interfaz cerebral?, por decir algo).

Share this post


Link to post
Share on other sites

Todo este tipo de cosas: la pornografía, el juego o comercio ilegal, la violencia social, la adicción tecnológica, etc, son el producto de pasiones humanas desordenadas, tal como la comunicación ordenada es fruto de la pasión sana que caracteriza al ser humano. Y las redes sociales, el móvil y demás, son los cauces tecnológicos por donde discurren y se desbordan dichas pasiones, como la comunicación verbal o escrita son los cauces naturales.

El problema menor es que aún no existe una regulación técnica capaz de contener suficientemente las riadas de este tipo de contenidos desordenados. Pero digo que es un problema menor porque se trata de un asunto que se puede resolver, en parte, con medidas técnicas. Sin embargo el problema mayor es que, la presa natural que regula este flujo de cosas ha saltado por los aires, y esta presa es la moral.

Pretender solucionar este problema, simplemente agregando nuevas medidas técnicas, del tipo que sean, no va a satisfacer nunca la necesidad de hacerlo pues, a medida que se implementan nuevos canales o artificios de seguridad, nacen nuevas formas de saltarse la seguridad y aumenta el intelecto orientado hacia la transgresión. En la propia historia del crimen podemos ver cómo han existido regulaciones de lo más bárbaras, como puedan ser la que tenían algunos pueblos antiguos para castigar el delito, y sin embargo éste nunca ha dejado de cometerse.

Por ejemplo, hoy muchos reclaman la pena de muerte o la prisión perpetua para algunos delitos, esperando que esa sea la solución para evitarlos, pero no recuerdan que al inicio de nuestro tiempo, esos mismos delitos se castigaban con torturas mortíferas, inimaginables hoy, y sin embargo han seguido sucediendo. Es más, la necesidad del criminal de no ser víctima de esos castigos, ha llevado a que hoy, la técnica delictiva haya evolucionado hasta cotas inimaginables entonces, creando estructuras sociales paralelas de orden internacional, que en ocasiones subordinan incluso la legítima evolución de los pueblos y las naciones.

Sin embargo esto no podemos dejar de no poner dichas medidas. Por supuesto hay que regular y legislar la comunicación tecnológica, tal como se regula la natural. Hemos asistido a una revolución de la comunicación humana que necesita de una regulación, tal como un río necesita que su cauce, cuando pasa por territorios poblados, no provoque inundaciones y desastres. El problema es que, debemos entender que, mientras no se reconstruya esa presa natural de los flujos pasionales, por muchas medidas que implementemos nunca vamos a conseguir nada. Mientras sigamos confiando a la técnica o a la justicia, aquellas cosas que pertenecen al orden de la conciencia, este tipo de hechos van a seguir multiplicándose hasta que la riada sea catastrófica. La medida más efectiva es la que regula el flujo de la propia fuente de donde manan esas aguas, y esa medida, como digo, es la propia construcción moral.

 

 


No te preguntes si lo que haces es pecado, pregúntate si al hacerlo estás amando.

Share this post


Link to post
Share on other sites

Desde luego, Español, pero a veces hay que mandar mensajes crudos.

Si yo organizo un evento familiar y el romper con el tema abiertamente puede llevar a aguar la fiesta... prefiero comenzar por encontrar una solución técnica como apoyo para reimplantar unas costumbres.

Propondría comentar soluciones técnicas. Las auténticanente al grano... realmente es una de las temáticas centrales del foro.

En mi caso particular trato de ir diseñando para el futuro un entorno técnico/arquitectónico propicio.

A veces incluso reflexiono -esto ya reconozco que es un poco fricada- acerca de cambios arquitectónicos en el entorno de las familias que han contribuido al aislamiento o individualismo y a la pérdida del sentido comunitario.

 

 

Share this post


Link to post
Share on other sites

Vanu, creo que no has entendido lo que trataba de decir pues en absoluto pretendía hacer una crítica a vuestros comentarios. Solo trataba de resaltar lo que para mí es el mayor problema, es decir, la orfandad que tiene hoy el orden jurídico, político y económico, de un orden moral superior que debiera orientar todas esos órdenes menores. Pero como he dicho también, considero que deben aplicarse medidas técnicas que regulen y garanticen la legitimidad de las comunicaciones humanas, siempre que dichas medidas se ajusten igualmente a ese orden moral.

Voy a tratar de poner un ejemplo. Imagina que yo instalo un inhibidor de señales en mi casa para evitar que, en determinados horarios, mis hijos, parientes y amigos puedan hacer uso del móvil, e imagina también que uno de ellos recibe una comunicación urgente en ese horario, pero que pasa desapercibida por la barrera que yo he interpuesto. ¿Sería moral que yo coartase la comunicación de esa persona impidiéndole responder a esa llamada? Para mí, evidentemente no. Lo correcto sería que esa persona fuese moralmente responsable del uso que está haciendo de la tecnología y, cuando se encuentra en casa dejase en silencio su aparato. Así al menos es como yo actúo habitualmente y me sentiría muy incomodo en casa de alguien que pretendiese coartar mi libertad moral para decidir.

Cualquier solución técnica debe responder a un orden moral superior que regule su necesidad y oriente hasta donde nos está permitido implantarlas o no. De hecho, ese creo que es el asunto central de este debate, de la sustitución de lo humano por lo técnico. Y yo soy del pensar que lo técnico jamás debería sustituir a lo humano, su dignidad y su conciencia, sino SOLO servir como herramienta de su mejor y más perfecto desarrollo.

 

 


No te preguntes si lo que haces es pecado, pregúntate si al hacerlo estás amando.

Share this post


Link to post
Share on other sites
hace 18 minutos, Español dijo:

Vanu, creo que no has entendido lo que trataba de decir pues en absoluto pretendía hacer una crítica a vuestros comentarios. Solo trataba de resaltar lo que para mí es el mayor problema, es decir, la orfandad que tiene hoy el orden jurídico, político y económico, de un orden moral superior que debiera orientar todas esos órdenes menores. Pero como he dicho también, considero que deben aplicarse medidas técnicas que regulen y garanticen la legitimidad de las comunicaciones humanas, siempre que dichas medidas se ajusten igualmente a ese orden moral.

Voy a tratar de poner un ejemplo. Imagina que yo instalo un inhibidor de señales en mi casa para evitar que en, determinados horarios, mis hijos, parientes y amigos puedan hacer uso del móvil, e imagina también que uno de ellos recibe una comunicación urgente en ese horario, pero que pasa desapercibida por la barrera que yo he interpuesto. ¿Sería moral que yo coartase la comunicación de esa persona impidiéndole responder a esa llamada? Para mí, evidentemente no. Lo correcto sería que esa persona fuese moralmente responsable del uso que está haciendo de la tecnología y, cuando se encuentra en casa dejase en silencio su aparato. Así al menos es como yo actúo habitualmente y me sentiría muy incomodo en casa de alguien que pretendiese coartar mi libertad moral para decidir.

Cualquier solución técnica debe responder a un orden moral superior que regule su necesidad y oriente hasta donde nos está permitido implantarlas o no. De hecho, ese creo que es el asunto central de este debate, de la sustitución de lo humano por lo técnico. Y yo soy del pensar que lo técnico jamás debería sustituir a lo humano, su dignidad y su conciencia, sino SOLO servir como herramienta de su mejor y más perfecto desarrollo.

 

 

Lo he entendido y además lo suscribo cien por cien. En ningún caso hablo de que sean alternativas, sino que creo han de ir en paralelo. Desde luego, tengo claro que la solución en la que todos estamos de acuerdo a medio-largo plazo no es efectiva muchas veces a corto plazo para evitar engorros.

Digo, únicamente, que como en todos los problemas hay soluciones firmes a largo plazo y ayudas cortoplacistas como apoyo.

Pongo un ejemplo, que siempre es algo bien descriptivo:

Si se hace una reunión familiar, con el motovo que sea, donde se sienta la gente a la mesa y una parte de ellos comienzan a disgregarse con el móvil como suele suceder con cada vez más asiduidad... desde luego no voy a pasar de hacer algún comentario con cierto reproche-sorna. La cosa puede llegar incluso a veces a desencadenar discusiones.

Ahora bien, si un día me hago un arreglo en la casa del Pueblo y encuentro la forma de inhibir la señar de los móviles de forma que se implante la idea de que si vienes a mi casa NO VAS A TENER SEÑAL DE MÓVIL... pues creo que habré encontrado una solución de corto plazo a un problema para mí urgente. Lanzo una señal que a algunos hará reflexionar, a otros quizás a cogerme manía por "talibán" o qué se yo.

O si resulta que en esas reuniones familiäres o de amigos, algunos tienen la fea costumbre de soltar latiguillos cagándose en el de arriba -desgraciadamente algo bastante habitual en tierras norteñas- si trato de atajarlo directamente me busco un follón pero si pongo un letrero en mitad de la pared en que ponga "en esta casa sabes que no se jura, sé que tú igual lo haces sin mala intención y sin sentirlo, pero si después de leer este mensaje continúas haciéndolo es que no te importa venir ofenderme en mi propia casa que también quiere ser la tuya" (o algo más corto,no lo sé).

Cómo a medio o largo plazo se encuentra solución a un problema más profundo de comunicación, costumbres, adicción o lo que sea, por supuesto es algo ineludible. Pero que es algo mucho más complejo -que tampoco voy a arreglar con mi medida técnica- es algo en lo que estamos de acuerdo en que es la auténtica solución. Lo otro solo un apoyo.

Share this post


Link to post
Share on other sites

Por supuesto, creo que estamos de acuerdo.


No te preguntes si lo que haces es pecado, pregúntate si al hacerlo estás amando.

Share this post


Link to post
Share on other sites

  • Similar Content

    • By Hispanorromano
      La noticia la da Hispanidad.com, de Eulogio López, aunque si se busca una información más neutra se puede acudir a El País:
      No he estudiado la cuestión a fondo aunque a primera vista me parece monstruosa. Pero aquí lo chocante es la presencia de la Universidad privada de los kikos en estos experimentos.
      Eulogio López se equivoca en una cosa: los kikos no son progres. Son progres en liturgia pero políticamente suelen ser muy conservadores. El famoso juez Serrano de Vox es uno de ellos. Y en Infocatólica hay un kiko que tiene mucha influencia y que hace tiempo cogió al Papa como saco de boxeo.
      ¿Será por eso que Infocatólica andan publicando artículos neutralistas que parecen blanquear estas tecnologías?
      Bioético responde a la aprobación de Japón de la investigación híbrida humano-animal - Infocatólica
      Antes de emitir un juicio definitivo me gustaría escuchar más opiniones.
    • By Gerión
      Se plantea el siguiente cuadro ontológico general intentando explicar la historia de las filosofías del Mundo occidental como una serie de secesiones de un cuerpo común.
       
      Se comprende que la Realidad está compuesta de 3 Escalas:
      I. La Escala basal: materia biológica, física, económica
      II. La Escala psicosocial: cultura, costumbres, psicología, antropología
      III. La Escala abstracta: ideas y verdades matemáticas, dogmas religiosos, filosóficos.
      Se entiende que el Catolicismo comprende perfectamente la necesidad de las Tres Escalas con la teología de la Santísima Trinidad y cubre todo el espectro.
       
      Sin embargo las escisiones no. Depredan y se fundamentan sólo en una escala. Se interpreta la Historia de la Filosofía de Occidente con 3 escisiones antiguas y 3 modernas, a saber:
      >las antiguas son el judaísmo, el gnosticismo y el Islam (Triángulo Oriental); 
      >las modernas son el anglocalvinismo (mecanicismo biologista), el galicanocalvinismo (absolutismo racionalista) y el idealismo luterano alemán (Triángulo Occidental, el de Westfalia). 
       
      Ocurriendo que estas tres escisiones tienen desarrollos paralelos y lógicamente encuentran espacios de alianza en la actualidad:
      -El judaísmo y el anglocalvinismo acaban degenerando en fundamentalismo de I: "la materia lo es todo". Fundamentalismo biologista, economicista (comunismo, liberalismo) o mecanicista (predestinación, "la mano invisible"). Su eje geopolítico esla conexión anglosionista, eje EEUU-Israel.
      -El gnosticismo y el galicanocalvinismo acaban degenerando en fundamentalismo de II: "la voluntad y el conocimiento lo son todo". Fundamentalismo voluntarista, cientifista, racionalista, humanista, iluminista. Su eje es la conexión orientalista de la masonería de base francesa (egiptología, asiriología).
      -El Islam y el germanoidealismo acaban degenerando en fundamentalismo de III: "la idea lo es todo". Fundamentalismo idealista, misticista. Su eje geopolítico es la conexión islamo-turco-europea de la UE de liderazgo germano.
       
      Ocurriendo también que los dos grandes imperios católicos, Roma y España, han sufrido en paralelo ambos sistemas de escisiones:
      Roma y su descomposición en Islam+sectas gnósticas (contaminación del imperio bizantino y refluencias en Persia y Rusia)+judíos cabalistas abandonando al Rey (Cristo), pierde así todo el Oriente;
      España y su descomposición en el protestantismo, la revolución y el socialismo, pierde así todo el Occidente. 
    • By Hispanorromano
      Pensando en las últimas discusiones —que espero no hayan producido una ruptura definitiva—, recordé aquel lema de unidad en la diversidad, o también unidad en la pluralidad. No sé cuál es el origen de este lema, pero creo que es una idea muy católica que podemos aplicar en nuestra vida diaria pero también a la hora de afrontar grandes cuestiones, como la articulación de España o de la Iglesia católica. Por ejemplo, no habría problema en que España albergue regiones diversas con tal de que reine la unidad que proporciona, sobre todo, la fe católica pero también una historia y una lengua comunes. El mismo esquema es aplicable a la propia Iglesia católica, que reconoce diferentes ritos y estructuras jerárquicas con tal de que se adhieran al Credo y reconozcan al Supremo Pontífice.
      Por tanto, la idea de unidad en la diversidad me parece excelente y procuro guiarme por ella. El problema es que, a la hora de la verdad, la aplicación práctica de esta idea no es tan fácil, pues siempre hay tensión entre la unidad y el reconocimiento de la diversidad. ¿En qué momento la diversidad pone en peligro la unidad? ¿En qué momento la unidad pone en peligro la diversidad? En definitiva, ¿cómo conjugar la diversidad con la unidad?
      No tengo una respuesta clara a estas preguntas. Pero me parece que es fundamental reflexionar sobre el tema, porque es la cuestión filosófica que subyace a la articulación de España, de la sociedad, de la Iglesia y de tantos otros aspectos de nuestra realidad. En principio la idea que viene a la cabeza para salvar la tensión entre diversidad y unidad es la siguiente:
      Es bueno reconocer la diversidad dentro de una misma entidad. Sobre todo, a la hora de incorporar a nuevos miembros, es casi necesario reconocer su diversidad. Pero una vez que está lograda la unidad, sería un error ahondar en la diversidad. Diversidad, sí, pero con tendencia a la unidad.
      Ejemplo 1: Es bueno que la Iglesia católica vaya incorporando iglesias que quedaron desperdigadas por el Cisma de Oriente y eso sólo lo puede hacer reconociendo sus ritos diversos; pero tampoco sería buena idea fomentar estos ritos o prescindir de un rito común o predominante en la Iglesia. Es una lástima que se perdiese el rito mozárabe, pero creo que los papas de aquel entonces al final hicieron lo correcto al prescribirnos el rito romano.
      Ejemplo 2: Fue bueno que España rehiciese su unidad otorgando privilegios a las diversas regiones que se iban reincorporando, lo que incluye reconocer sus peculiares lenguas y costumbres. Sin embargo, sería un error ahondar en estas peculiaridades o fomentarlas artificialmente, pues al final irían en contra de la unidad por muy buena voluntad que se le ponga al asunto. Ojalá que el catalán se mantenga por siglos, pero en la dinámica actual es probable que sea absorbido por el castellano. Forzar las cosas para que los catalanes hablen exclusivamente catalán al final lo único que lograría es que, en vez de terminar hablando español de manera natural, terminen hablando inglés. Además, se da el caso de que en Cataluña hay una tendencia a romper los vínculos con el resto de españoles, por lo que sería un error ahondar en el reconocimiento de la diversidad. El caso de Valencia o de las Islas Baleares sería totalmente distinto. Allí no hay una tendencia a romper los vínculos con España pese a algunos brotes inquietantes. Allí siempre se habló la lengua propia para ofrendar nuevas glorias a España. Por tanto, no habría problema en seguir reconociendo su diversidad como hasta ahora.
      Tampoco os fijéis mucho en los ejemplos, que a lo mejor no están bien traídos. Cuando se habla de esto, lo natural es pensar en nuestra querida España, pero quizá eso enturbia las cosas, pues en verdad es un dilema al que nos enfrentamos diariamente en todos los ámbitos. Para mí lo ideal sería reconocer toda la diversidad posible dentro de la unidad, pero me planteo que a veces hay un conflicto entre diversidad y unidad que resuelvo optando por esta última. En definitiva, creo que la diversidad con tendencia a la unidad es mejor que la unidad con tendencia a la diversidad. Lo importante es la tendencia. Ésta es mi respuesta intuitiva al gran interrogante de cómo conjugar la diversidad con la unidad. Pero es posible que haya otras formas de resolver el dilema. Me gustaría conocer vuestras opiniones.
    • By Gerión
      Recojo unas cuantas intervenciones del forero sonotone y mías en BBJ sobre la necesidad de superar de una santa vez el tristísimo legado de Kant, Nietzsche y Marx, verdaderas némesis de Occidente y del Mundo.
       
       
       
       
       
       
       
    • By Hispanorromano
      Con el taxi, el control del tráfico urbano lo tienen los ayuntamientos, como debe ser. Con Uber y Cabify el control lo tienen unas multinacionales que sólo miran su interés privado.
      Con el taxi, los conductores reciben un precio justo por su trabajo y pagan impuestos que van en beneficio de todos. Con Uber y Cabify reciben un salario de miseria y se eluden todos los impuestos posibles para que la diferencia se la queden estas multinacionales que intermedian.
      Con el taxi, hay un precio fijo para cada carrera. Con Uber y Cabify el precio varía en función de la demanda o de la santa voluntad de la multinacional, así que en una emergencia (atentado, huelga, temporal, etc.) el precio puede multiplicarse por diez. El funcionamiento del taxi no es modélico, pero lo que viene será mucho peor.
      Con el taxi comen muchas familias españolas. Con Uber y Cabify se reparten unas pobres migajas cada vez menos familias y el resto se lo quedan unas decenas de familias, generalmente infecundas, de la Bahía de San Francisco.
      Con el taxi nos queda la seguridad de que el control lo tiene el ayuntamiento y en definitiva la nación. Con Uber y Cabify el control lo tienen unas pocas multinacionales con un programa transhumanista. El uso de su app es sólo un paso intermedio para entrenar a la Inteligencia Artificial que sustituirá definitivamente a los conductores y tomará el control de nuestras ciudades.
      Con el taxi el control lo tiene el hombre. Con Uber y Cabify el control lo acabará teniendo una máquina que, en el mejor de los casos, trabajará para señores despiadados que viven a muchos miles de kilómetros.
      Con el taxi, el poder y la riqueza se reparten entre muchas personas. Con Uber y Caiby se concentran en muy pocas manos. No es bueno que el poder se concentre en tan pocas personas que, además, han declarado su voluntad de prescindir de la Humanidad.
      Así que opto por el taxi —aunque puedan plantearse muchas mejoras tanto en tarifas como en funcionamiento—  y me declaro enemigo de Uber y Cabify. El amor a la Patria y a la Humanidad creo que debe traducirse en un rechazo radical de estas empresas y del modelo que proponen y luego imponen. Por eso, aunque previsible, es un grave error que Vox opte por estas empresas que pulverizan todas las fronteras y no precisamente para bien.
      Más opiniones en nuestro hilo:
      Gremio del taxi, a mojarse. - Debate de actualidad - Corazón Español
  • Corazón Español is a community of forums founded in October 2017, aimed at promoting harmony and the common good from the universal perspective of Hispanic Catholic culture and tradition. The registration of a personal account is public and free, and allows you to participate in general forums, create forums communities, and enjoy different services in accordance with the rules of participation. Register now if you do not have your user account yet.

     

    Spanish Heart

  • Popular Now

  • Our picks

    • Antes que nada quería remarcar que me estoy refiriendo al contexto de estado liberal que disfrutamos/padecemos.

      Soy uno de esos que en su día cayeron en la moda de meter en el mismo saco a todos los funcionarios y hacerlos deudores de los más diversos agravios.

      Pero he ido modificando mi opinión y llegado a la conclusión de que  gran parte de lo decente en nuestro país ha entrado bajo ese manto y, en buena parte, está dormitando por desmotivación pero que seguro podrían ser, de forma relativamente sencilla, reactivados y recuperados para el bien de España.

      Os pongo aquí un video a una conferencia de un tipo al que le tengo bastante respeto, Alfonso Nieto, un gran experto en derecho administrativo (sé que no os tragaréis la conferencia pero ahí lo dejo y me gustaría hacer unos extractos de la misma con algunas observaciones que me parecen interesantes).

       





        • I like what you say (5 positives and 3 improvement points)
      • 10 replies
    • Post in Observatorio contra la Hispanofobia y la Leyenda Negra
      Ataque hispanófobo esta vez desde México.

      López Obrador olvida la fundación hispánica del país y vuelve a caer en el indigenismo más ramplón que lleva arrasando el país desde hace ya un par de siglos.¿Quiere volver a sacar a la extracción de corazones a lo azteca, a miles y en vivo?

      El presidente cae definitivamente como opción hispánica.

      Hay que decir que muchísimos mexicanos se están manifestando en las redes sociales en contra de esta estupidez. Aguanta, México.
        • I like what you say (5 positives and 3 improvement points)
    • El terrorismo estocástico y el atentado de Nueva Zelanda
      El pasado octubre se produjo una cadena de sucesos que me hizo pensar que estamos ante una nueva era de terrorismo inducido a través de internet. El día 23 de octubre, George Soros y otros adversarios de Trump empezaron a recibir cartas bomba que no llegaron a causar ninguna víctima. El 27 de octubre un sujeto abrió fuego contra una sinagoga de Pittsburgh y dejó 11 muertos y 7 heridos. El anterior día 26 se produjo otra noticia de la que no se informó en España: Gregory Bush asesinó a dos transeúntes negros; minutos antes había intentado entrar en una iglesia negra para perpetrar una matanza. En cuestión de una semana se produjeron tres acciones terroristas de inspiración identitaria y se dio la casualidad de que los tres terroristas tenían una intensa actividad en internet, donde difundían teorías de la conspiración típicas de la nueva ultraderecha: el Gran Reemplazo, el Plan Kalergi, el Genocidio Blanco, Soros llena EEUU de inmigrantes hispanos, etcétera.

      (...)Hace tiempo alguien habló de terrorismo estocástico para referirse a este nuevo fenómeno en que las comunicaciones masivas, especialmente las redes sociales, inspiran actos de violencia al azar que son estadísticamente predecibles pero individualmente impredecibles. Es decir, cada acto y cada actor es diferente, y nadie sabe quién lo cometerá ni dónde ocurrirá el próximo acto, pero es probable que algo termine ocurriendo. No puedo programar a nadie para que cometa un atentado en tal fecha y lugar, como a veces se decía fantasiosamente en algunas películas de espías, pero sí puedo inundar esa mente colmena que es internet con la suficiente intoxicación como para que alguien termine cometiendo una acción terrorista contra los enemigos que voy designando. No sé cuándo ocurrirá el acto terrorista ni dónde se llevará a cabo, pero es probable que termine ocurriendo un acto terrorista que a su vez facilite los siguientes actos, pues el terrorismo es ante todo propaganda. 
        • Thank you (1 positive)
        • Excellent (100 positive and improvement points)
        • A grateful applause (10 positives and 5 improvement points)
      • 18 replies
    • Masacre en Nueva Zelanda ¿Son las redes sociales culpables?
      Como imagino que todos sabréis ya, ayer se produjo una matanza en Christchurch, una pequeña población de Nueva Zelanda donde, un supremacista blanco entró armado con rifles y escopetas en dos mezquitas y comenzó a disparar a todos los que se encontraban dentro, ocasionando 49 muertos y otros tantos heridos de bala, entre ellos mujeres y niños.

      Lo más grave del asunto es que el tipo retransmitió en directo su salvajada a través de Facebook, como si fuera un stream de un videojuego, logrando viralizarse a los pocos minutos de comenzar la matanza. Fue la policía la que tuvo que pedir a esa red social que cortase la emisión ya que durante casi veinte minutos, el asesino estuvo emitiendo impunemente sus crímenes.
        • Excellent (100 positive and improvement points)
        • A grateful applause (10 positives and 5 improvement points)
      • 16 replies
    • La diversificación de la propaganda rusa: PACMA, Podemos y ultraderecha
      La maquinaria rusa de desestabilización política parece que comienza a calentar motores de cara a las próximas citas electorales. Analizamos algunas cuentas en Facebook, bajo bandera de Rusia, que estarían apoyando toda la amalgama de ideologías y movimientos radicales, desde el animalismo hasta la extrema derecha.





        • Thank you (1 positive)
        • A grateful applause (10 positives and 5 improvement points)
      • 12 replies
  • Recently Browsing

    No registered users viewing this page.

  • Who's Online (See full list)

    • Chrome(3)
    • Bingbot(4)
    • YandexBot(1)
    • Googlebot(2)
×